Descubre los 5 grandes beneficios de comer semillas de papaya

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Elisa Morales el 19 noviembre, 2018
Las semillas de papaya protegen el sistema digestivo y ayudan de depurar el hígado. Podemos machacarlas para condimentar nuestras ensaladas si queremos conseguir un toque picante similar al de la mostaza.

La papaya es una deliciosa fruta tropical que se ha popularizado en todo el mundo debido a los beneficios que le aporta a la salud. Su deliciosa pulpa se emplea habitualmente en la preparación de jugos, postres y otras recetas. ¿Sabías que también puedes comer semillas de papaya?

Aunque la mayoría de personas considera que las semillas son un desecho, en realidad son una fuente importante de nutrientes que vale la pena aprovechar. De hecho, contienen grasas, proteínas y minerales esenciales que favorecen la prevención de varias enfermedades.

Lo mejor de todo es que se pueden añadir como complemento de la alimentación regular, ya que van muy bien en ensaladas, sopas y otra variedad de platillos. Si bien tienen un ligero sabor amargo y picante, se combina muy bien con otros ingredientes. ¡No dejes de probarlas!

Lee también: 7 usos y beneficios de la papaya. ¿Los conocías?

Beneficios de comer semillas de papaya

Es poco común comer semillas de papaya como parte de la alimentación regular. Sin embargo, muchos han empezado a probarlas, ya que sus propiedades nutricionales aportan beneficios que mejoran de forma significativa la salud.

Protegen los riñones

Algunas investigaciones científicas sugieren que comer semillas de papaya puede ayudar a preservar la salud y funcionamiento de los riñones. Debido a su elevado aporte de compuestos antioxidantes, bloquea el daño oxidativo y brinda un efecto protector sobre las células.

Por otro lado, podría disminuir el impacto de algunos medicamentos sobre estos órganos. Además, sirven como aliadas para la prevención y tratamiento de la insuficiencia renal.

Cuidan la salud hepática

El hígado es uno de los órganos más importantes del cuerpo, pues filtra las toxinas y sustancias tóxicas para prevenir muchas enfermedades. Cuando este órgano se ve afectado por algún tipo de afección, estamos en riesgo de desarrollar problemas crónicos.

Por esta razón es importante darle un empujón y ayudarlo a depurar las sustancias que no necesita. En este sentido, las semillas de papaya pueden ser grandes aliadas, especialmente para casos de cirrosis hepática.

Mejoran la salud intestinal

Obstrucción intestinal.

Gracias a su alto contenido de enzimas antiparasitarias, las semillas de papaya favorecen la salud intestinal. Estas cuentan con un alcaloide antihelmíntico llamado carpaína, que tiene la capacidad de eliminar los parasitos intestinales.

Protegen el sistema digestivo

Las semillas de papaya también poseen poderosas propiedades antibacterianas y antiinflamatorias, que mejoran la salud digestiva. Varios estudios han encontrado que las semillas de papaya combaten la Salmonella o estafilococos, entre otros agentes infecciosos.

Por otro lado, al igual que otras semillas, las semillas de papaya contienen fibra dietética. Este nutriente se mueve a través del tracto gastrointestinal sin digerir, lo cual aumenta el volumen de las heces para facilitar su paso por el intestino.

Favorecen la pérdida de peso

Aunque no son un producto milagroso o algo similar, comer semillas de papaya puede contribuir a la pérdida de peso. Sus nutrientes ayudan a descomponer los excesos de grasa y azúcares, evitando que se almacenen en el organismo.

Tres sencillos trucos para perder peso comiendo semillas de papaya

comer semillas de papaya

Seguramente, una de las cosas que más te llamó la atención sobre los beneficios de comer semillas de papaya fue su capacidad para ayudar a perder peso. Si es así, no te pierdas los trucos que compartimos a continuación. Eso sí, ten en cuenta que solo verás resultados si los acompañas con una dieta saludable y ejercicio físico.

Truco 1

Todos los días en ayunas come 12 semillas de papaya acompañadas por un té de toronja. Realiza este remedio durante 15 días seguidos y descansa otros 15.

No te vayas sin leer: ¿Comer toronja ayuda a perder peso?

Truco 2

De nuevo en ayunas, agrégale 15 semillas de papaya a un vaso de jugo de toronja y bébelo, tomando las semillas como si se tratara de pastillas. Este jugo además de ayudarte a combatir los excesos de grasa, también contribuye a una mejor digestión.

Truco 3

El último truco para aprovechar los beneficios de las semillas de papaya consiste en machacar unas cuantas semillas y agregarlas a las ensaladas o las vinagretas. Sentirás un sabor picante parecido al de la mostaza, así que solo debes evitar excederte.

¿Te animas a comer semillas de papaya? Si quieres disfrutar sus beneficios, tómalas de forma moderada. Ten presente que uno de sus componentes es el isotiocianato de bencilo, cuyas dosis elevadas pueden causar daños toxicológicos.