Deterioro cognitivo leve, ¿en qué consiste?

6 septiembre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el médico Leonardo Biolatto
Las personas con deterioro cognitivo leve pueden experimentar dificultades para recordar algunos nombres o palabras concretas.

El deterioro cognitivo leve es una situación que se tiende a confundir con la demencia. En realidad, algunos expertos lo consideran un estadio precoz a la misma, mientras que otros lo clasifican como una patología independiente.

Es una enfermedad en la que se ven afectadas, de forma más significativa que en el envejecimiento normal, las funciones cognitivas, como son la memoria, el lenguaje y el pensamiento.

El deterioro cognitivo leve afecta a gran parte de la población actualmente. Se estima que aumenta con la edad y que alcanza a casi un 40 % de los ancianos mayores de 85 años. De hecho, las mujeres son más propensas a padecerlo que los hombres.

Esta patología está siendo aún estudiada, pero los avances sobre su definición y sus posibles tratamientos son cada día mayores. Por eso, en este artículo te explicamos todo lo que necesitas saber sobre el deterioro cognitivo leve.

¿En qué consiste el deterioro cognitivo leve?

Con el paso de los años, el cerebro, al igual que todo nuestro cuerpo, también cambia. Es relativamente normal que ciertos aspectos, como la memoria, se vean afectados sutilmente por el envejecimiento.

No obstante, las personas que sufren un deterioro cognitivo leve suelen notar que sus funciones cognitivas se reducen considerablemente. Como ya hemos mencionado, algunas de estas funciones son la memoria, el pensamiento y el lenguaje. Por ejemplo, alguien que presente este deterioro puede tardar más en recordar el nombre de una persona o una palabra en concreto. Sin embargo, estos cambios no suelen interferir en las actividades cotidianas de esa persona.

Esta es la principal diferencia con la demencia: el deterioro cognitivo leve sí permite seguir realizando la rutina normal. Por el contrario, las personas con demencia presentan dificultades mayores, como problemas para realizar tareas que antes eran sencillas.

Algunos expertos afirman que este deterioro aumenta el riesgo de padecer demencia en el futuro, ya sea tipo Alzheimer u otro. Pero lo cierto es que algunas personas con deterioro cognitivo leve no llegan nunca a este punto de demencia.

Retrato de una anciana mirando por la ventana.

¿Cuáles son los síntomas?

Como hemos dicho, las personas con deterioro cognitivo leve presentan problemas que van ligeramente más allá de los asociados a la normalidad del envejecimiento. Algunos de ellos son:

  • Tendencia a olvidar las cosas con más frecuencia, como las citas o los eventos importantes.
  • Se suele perder el hilo en las conversaciones y cuesta más seguir una película o la lectura de un libro.
  • Planificar una actividad o tomar decisiones parece más complicado.
  • Se pueden experimentar algunos síntomas de depresión, ansiedad o apatía.

Lo normal es que los familiares o las personas cercanas noten estos cambios. Es importante que, de hacerlo, se trate de calmar a esa persona para no agravar su confusión o sus sentimientos. También es esencial acudir al médico para consultarlo.

¿Qué diferencias sintomáticas hay con la demencia?

Las personas que sufren demencia presentan síntomas más graves que afectan a su vida diaria. En primer lugar, las pérdidas de memoria suelen ser más acusadas, incluso recordar nombres de familiares puede resultar complejo. Es lo que se llama amnesia.

Además, el sentido de la orientación se ve afectado, lo que hace que estas personas tiendan a perderse aunque sea en caminos conocidos. También se pierden con más facilidad los objetos personales o las cosas de casa.

Aquellos que sufren demencia pueden sentir una pérdida de interés por todo lo que antes solía interesarles, también denominada abulia. Incluso es normal que el comportamiento se altere y disminuyan las habilidades sociales.

deterioro anciano

Podría gustarte: Anatomía de la demencia, ¿cómo es la vida de un paciente demente?

¿Cómo se diagnostica el deterioro cognitivo leve?

El diagnóstico de esta patología es complejo, ya que no existen pruebas específicas que lo confirmen. Sin embargo, sí que hay ciertos criterios y pruebas que permiten orientar el diagnóstico, además de los síntomas que ya hemos mencionado.

Por ejemplo, los médicos realizan análisis del estado mental con pruebas como el Mini Examen del Estado Mental. Se trata de un examen en el que se pide a la persona que responda a varias preguntas sencillas, como decir la fecha o seguir una indicación. Estos análisis duran alrededor de 10 minutos y permiten al médico comparar el funcionamiento mental de la persona con otras de una edad similar.

Quizá te interese: Demencia senil: causas, síntomas y diagnóstico

En conclusión

Si piensas que tú o alguien de tu entorno sufre deterioro cognitivo leve, no dudes en acudir al médico o a un psicólogo, ya que ellos podrán realizar una evaluación adecuada y proponerte ciertas medidas que te ayuden a afrontar la situación.

  • Diferencias entre demencia y deterioro cognitivo leve. (n.d.). Retrieved September 6, 2019, from https://www.sanitas.es/sanitas/seguros/es/particulares/biblioteca-de-salud/tercera-edad/demencias/demencia-deterioro-cognitivo.html
  • Mias, C. D., Masih, M., & Querejeta, A. (2007). Mild cognitive impairment: A prevalence and sociodemographic factors study in the city of Córdoba, Argentina. Retrieved from https://www.researchgate.net/publication/6253209
  • Vega Alonso, T., Miralles Espí, M., Mangas Reina, J. M., Castrillejo Pérez, D., Rivas Pérez, A. I., Gil Costa, M., … Fragua Gil, M. (2018). Prevalencia de deterioro cognitivo en España. Estudio Gómez de Caso en redes centinelas sanitarias. Neurología, 33(8), 491–498. https://doi.org/10.1016/j.nrl.2016.10.002