Dieta vegana para bajar de peso

La dieta vegana consiste en no comer ningún producto de origen animal, y puede ser una gran opción para perder peso.

La dieta vegana ha ganado mucha fama en los últimos años. Es un tipo de alimentación variada que, a diferencia de la vegetariana, no acepta ningún producto de origen animal, como la miel y los huevos.

La mayoría de los veganos lo son por motivos éticos y medioambientales; sin embargo, hay quienes se han interesado por seguir una dieta vegana tras considerar que es una excelente opción para bajar de peso.

Y es que, aunque puede ser un poco difícil renunciar a los platos tradicionales, es muy fácil limitar las calorías en platos veganos que, además, suelen ser muy saludables por su contenido en verduras y legumbres.

¿En qué consiste la dieta vegana?

Toda dieta vegana debe contener alimentos variados

Un plan de alimentación vegano es aquel que no contiene productos de origen animal, como lácteos, miel, gelatina o huevos. Es un tipo de dieta con muchos beneficios para la salud, ya que es reducida en grasas, calorías y alimentos que, por lo general, se consideran “dañinos”.

La dieta vegana se compone principalmente de:

  • Legumbres o granos
  • Frutos secos y semillas
  • Frutas y verduras
  • Algas marinas
  • Cereales integrales

Todos estos alimentos se combinan en platos equilibrado con el fin de cumplir los requerimientos nutricionales del organismo.

Asimismo, el vegano es cuidadoso al comprar productos en el mercado, puesto que nada de lo que consuma debe contener ingredientes animales.

Te recomendamos leer: ¿Cómo preparar patés veganos con frutos secos y semillas?

¿Por qué la dieta vegana ayuda a bajar de peso?

Para bajar de peso es fundamental consumir menos calorías de las que se queman. La dieta vegana, siempre y cuando esté bien planteada, es una de las más recomendadas para alcanzar dicho objetivo.

Su éxito se debe a la combinación de ingredientes saludables y bajos en calorías que, sin dejar de brindar importantes nutrientes, sacian, mejoran la digestión y favorecen la pérdida de peso.

¿La dieta vegana causa deficiencias nutricionales?

La dieta vegana no tiene por qué generar deficiencias

Uno de los aspectos más controvertidos de las dietas veganas tiene que ver con las deficiencias nutricionales. Debido a las restricciones de alimentos de origen animal, muchos hablan de lo peligroso que puede ser mantener este tipo de alimentación.

Lo cierto es que todo depende de cómo se diseñen los platos. Una dieta vegana puede aportar los nutrientes adecuados para todas las etapas de la vida, siempre y cuando se planifique con cuidado y se tengan en cuenta los requerimientos del organismo.

La única excepción es la vitamina B12, que es de origen animal. Debe tomarse aparte, bien como levadura nutricional, o como suplemento vitamínico (lo más recomendado es la cianocobalamina).

En cuanto a las proteínas, cuyas principales fuentes también son animales, se remplazan por productos de origen vegetal que aportan proteínas de alto valor biológico, es decir, de fácil asimilación.

Lee también: Los tipos de queso y su valor nutricional.

Ejemplo de menú vegano para bajar de peso

Lunes

  • Desayuno: ensalada de fruta.
  • Media mañana: puñado de frutos secos.
  • Almuerzo: falafel y hummus envuelto con verduras.
  • Merienda: vaso de leche vegetal (coco, almendra o soja) y tostada con tomate y aceite.
  • Cena: pizza vegana.

Martes

  • Desayuno: vaso de leche vegetal y porción de pan integral con puré de aguacate y tomate.
  • Media mañana: mezcla de frutas frescas sin añadidos.
  • Almuerzo: plato de ensalada de quinoa con espárragos y fresas.
  • Merienda: vaso de leche vegetal y 1 cucharada de semillas de girasol.
  • Cena: salteado de brócoli, calabaza y tofu.

Miércoles

Existen diferentes recetas de queso vegano.

  • Desayuno: el zumo de una naranja, una pera y kiwi picados, un puñado de frutos secos y una tostada con ensalada y aceite de oliva.
  • Media mañana: vaso de leche vegetal y galletas veganas.
  • Almuerzo: crema de patatas y puerros, albóndigas de avena con tomate y tomillo.
  • Merienda: manzana picada y un puñado de avellanas (20 gramos).
  • Cena: ensalada de garbanzos, arroz integral y tofu, pan integral y yogur de soja con mermelada.

Jueves

  • Desayuno: una pera y melocotón picados, un vaso de leche vegetal y un puñado de frutos secos.
  • Media mañana: una manzana y un kiwi picados, y galletas integrales.
  • Almuerzo: ensalada de guisantes y verdura, pasta con tomate y tofu.
  • Merienda: dos clementinas.
  • Cena: verduras y seitán salteado, vaso de leche vegetal.

Viernes

  • Desayuno: vaso de leche vegetal con galletas veganas de avena y coco.
  • Media Mañana: mezcla de frutas frescas sin añadidos.
  • Almuerzo: hamburguesa de judías y champiñones con patatas asadas.
  • Merienda: vaso de leche vegetal y pan integral con puré de aguacate y tomate.
  • Cena: tofu en salsa de ajo negro y ensalada de col lombarda con mayonesa vegana.

Sábado

  • Desayuno: té con leche de avena y pan integral con mermelada.
  • Media mañana: vaso de leche vegetal y galletas veganas.
  • Almuerzo: bruschetta con tomate y pimientas rojos rellenos de arroz.
  • Merienda: dos piezas de fruta picadas.
  • Cena: tortilla vegana con champiñones.

Domingo

  • Día de descanso. Preparar un menú libre, sin productos de origen animal, claro está.

¿Te animas a probar la dieta vegana como opción para adelgazar? Aunque no es sencillo mantenerla, tiene muchos beneficios para tu cuerpo.