El colesterol en la mujer ¿cómo reducirlo?

Este artículo ha sido verificado y aprobado por la médica Karla Henríquez el 21 enero, 2019
Valeria Sabater · 21 enero, 2019
A veces el colesterol en la mujer tiene causas diferentes que en los hombres. Conoce qué lo origina y qué remedios pueden ayudarte. ¡No te lo pierdas!

El colesterol aparece de modo diferente en hombres y en mujeres. El nivel de colesterol en la mujer está influido por los cambios hormonales. Ello hace que nos suban los niveles tanto en el embarazo como en la menopausia.

No está de más conocer de qué modo incide en las mujeres y cuál es el mejor modo de reducirlo según nuestra propia naturaleza. Te invitamos a saber más.

El colesterol

Ya sabemos que el colesterol es un tipo de grasa que se encuentra de forma natural en nuestro organismo y que nos ayuda a realizar muchas funciones vitales indispensables en nuestra salud.

En nosotras está íntimamente implicado en sintetizar muchas de nuestras hormonas, así como la vitamina D y los ácidos biliares. Para ser trasportado por la sangre, necesita de unas lipoproteínas: las LDL y las HDL. El riesgo en nuestra salud aparece precisamente, cuando existe un desnivel entre ellas.

Causas del colesterol en la mujer

Antes de la menopausia

El riesgo de padecer colesterol antes de la menopausia, se debe a muchos factores. Suele aparecer antes de los 50 años, y nos obliga a tener que tomar una medicación específica o a tener que cambiar nuestros hábitos alimenticios. Pero veamos estas causas:

El embarazo

El colesterol en la mujer se puede dar durante el embarazo

Durante el embarazo sufrimos un aumento de estrógenos y hormonas debido al desarrollo de la placenta, ya que el colesterol es una grasa esencial para la formación de estrógenos y las hormonas placentarias. Todo ello nos deriva en una hipercolesterolemia.

Además de ello sufrimos unas variaciones en los procesos anabólicos, que originan a su vez más colesterol. Recuerda hacerte tus seguimientos y que sea tu médico quien te de el tratamiento más adecuado.

Hipotiroidismo

En caso de hipotiroidismo, la glándula tiroides produce muy poca hormona tiroides, relentizando a su vez el metabolismo del cuerpo. Esto provoca a su vez que suba el colesterol debido a que la hormona tiroides disminuye el metabolismo basal.

Insuficiencia renal

Cuando sufrimos de insuficiencia renal, se acumulan los lípidos en sangre debido a la imposibilidad de procesarlos adecuadamente. Todo ello deriva en que nuestro nivel de colesterol acabe subiendo en su vertiente más negativa.

Obesidad

Es la realidad más común y conocida. La acumulación de grasas descompensa de inmediato el equilibrio entre el HDL y el LDL. Aumenta así el colesterol y la presencia de grasas adheridas en venas y arterias, endureciéndolas peligrosamente.

Colesterol en la menopausia

El colesterol en la mujer puede sufrir aumento durante la menopausia. En ocasiones nos desesperamos sin saber qué lo causa si llevamos una buena alimentación y nos cuidamos.

¿A qué se debe? Todo se debe a una descompensación del estrógeno durante la menopausia. Hasta entonces había estado en buenos niveles, pero a partir de los 50 sufre cambios y se pierde el efecto protector de esta hormona sobre  el colesterol, lo que puede terminar en un aumento.

Debemos tenerlo en cuenta y ponernos en manos de nuestro doctor. En ocasiones una terapia hormonal nos puede ayudar para compensar los niveles.

¿Cómo combatir el colesterol en la mujer?

Frutos rojos y azules

Sandías, granadas, fresas, moras, arándanos, ciruelas: todos los frutos que sean rojos y azules, tienen la virtud de bajar el azúcar en sangre, combatir el colesterol malo y cuidar de nuestro corazón. Estas frutas contienen antocianina, que es plenamente efectiva para bajar los niveles de colesterol.

Estos son excelentes antioxidantes capaces de ofrecernos grandes beneficios. En el caso de las mujeres, nos prevendrá además de sufrir inflamaciones de orina. Intenta tomar todas las mañanas un jugo natural o comerlas en compañía de avena. Son muy recomendadas para la salud de la mujer.

Las pautas de una dieta adecuada

  • Evita consumir bollería industrial, grasas, aditivos, lácteos, carnes rojas, frituras, salazones.
  • Aumenta tu aporte de frutas y vegetales, de hojas verdes, granos integrales, avena, semillas de lino, frutos secos y tofu.
  • Utiliza siempre el aceite de oliva.
  • Hornea tus comidas siempre que puedas, evita recurrir a las frituras.
  • Haz un poco de ejercicio, basta con que andes al día unos cuarenta minutos, pero evita ante todo la vida sedentaria.

El aumento de colesterol en la mujer es normal, debido a los cambios hormonales. Sin embargo, es importante estar atentas a nuestra salud y hacernos chequeos regulares. No olvides que es importante mantener una dieta saludable y evitar el sedentarismo.