Remedio natural para evitar el olor de pies

25 diciembre, 2012
Además de llevar una correcta higiene de la zona, recuerda utilizar calcetines de lana o algodón y cambiarlos diariamente. También puedes darte baños de pies para solucionar el problema

El olor de pies proviene de la humedad que se origina en ellos, generalmente del sudor, el cual atrae bacterias y hongos, que son los que desprenden ese mal olor. Aparte de una cuestión embarazosa a veces deriva en infecciones en los pies.

Normalmente las personas con problemas de olor de pies, poseen exceso de glándulas sudoríparas o hiperactividad de estas.

El olor de pies afecta a uno de cada tres adultos y a uno de cada cuatro niños, no es algo vergonzoso, es muy común, pero a menudo no tratarlo nos puede hacernos pasar un mal rato.

Los pies deben ser lavados diariamente con agua y jabón y se deben usar medias o calcetines limpios y secos. Algunos materiales sintéticos usados en los zapatos, al mezclarse con el sudor y las bacterias, pueden producir olor de pies.

Eliminar o disminuir el olor de pies nos ayudará a elevar nuestro autoestima, parece una tontería, pero mucha gente no lo soluciona por vergüenza, por no preguntar. Por suerte aquí te vamos a ofrecer unos remedios sencillos contra el olor de pies. Uno para hacer dos veces por semana y el otro es un consejo para tu vida diaria.

REMEDIO NATURAL CONTRA EL OLOR DE PIES

Ingredientes:

  • Medio litro de Agua
  • Medio vaso de vinagre.

Modo de empleo:

Necesitamos medio litro de agua y media taza de vinagre, se echan en un barreño, y se sumergen los pies durante quince minutos en el agua, sacar y secar bien. Repítelo dos veces por semana.

Ingredientes:

  • Romero
  • Hierbabuena
  • Menta
  • Dos limones

Modo de empleo:

Mezcla las tres hierbas y cuecelas durante veinte minutos, luego cuelalo y échalo en un barreño junto con el jugo de los dos limones. Mantén los pies durante quince minutos, se te quitara el olor durante todo el día.

Otros remedios contra el olor de pies

Lavarte y secarte bien los pies. Usar calcetines de lana o algodón y cambiarlos diariamente, también reemplazar tus plantillas a menudo.

Si el problema continúa o no disminuye ve al médico, a veces se soluciona quirúrgicamente, haciendo que disminuya nuestro sudor en la zona.

También puedes usar talco o desodorantes para pies, pero eso no soluciona ni disminuirá el problema a largo plazo.

Porque es algo que no se ve pero está ahí, es importante tratarlo, al fin y alcabo, ni a nosotros ni a los de nuestro alrededor nos gusta, y así se nos quitarán los complejos a la hora de quitarnos los zapatos delante de alguien.

Imagen cortesía de Eyedeaz

Te puede gustar