Elabora un desodorante natural y casero de manera sencilla

Los ingredientes naturales de este desodorante nos permiten neutralizar el mal olor y eliminar toxinas a la vez que nos ayudan a prevenir irritaciones e infecciones por hongos

Elabora un desodorante en casa con ingredientes naturales y evita los productos comerciales, muchos de los cuales son perjudiciales para tu salud por ser antitranspirantes  o por llevar componentes dañinos como el aluminio.

Descubre en este artículo cómo se elabora un desodorante con ingredientes como la arcilla blanca, el bicarbonato de sodio y los aceites esenciales.

Elabora un desodorante natural y gana en salud

Elabora un desodorante natural y gana en salud

Las ventajas de poder preparar tu propio desodorante casero son las siguientes:

  • Puedes elegir y combinar los ingredientes, así como tus aromas preferidos.
  • No son antitranspirantes, sino que permiten al cuerpo eliminar las toxinas sin interferir en este importante proceso de depuración.
  • Absorben el sudor y el olor igual que los convencionales.
  • No contienen aluminio, el cual penetra a través de los poros de la piel hasta llegar a nuestro torrente sanguíneo.
  • No perjudican al medio ambiente.
  • Son económicos.
  • Se pueden usar en otras partes del cuerpo e incluso para evitar los malos olores de los zapatos.
A continuación explicamos cuáles son los ingredientes de este desodorante.

Arcilla blanca

La arcilla blanca en polvo tiene una textura muy fina, similar a la harina, lo cual nos permite aplicarla con facilidad sobre la piel.

Las grandes ventajas que presenta es que absorbe la humedad, neutraliza los olores y combate las toxinas, a la vez que nos aporta minerales. Por este motivo es el ingrediente principal de nuestro desodorante casero.

Lee también: Cómo blanquear tus dientes con aceite de coco, cúrcuma y arcilla

Bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio, un ingrediente simple y barato que todos tenemos en casa, es excelente para absorber el olor del sudor y además es un gran alcalinizante que, mezclado con el resto de ingredientes, nos ayuda a prevenir irritaciones y hongos.

Recomendamos usarlo muy fino por lo que, si tiene una textura gruesa, podemos molerlo antes de mezclarlo con el resto de ingredientes.

Aceites esenciales

Aceites esenciales

Elabora un desodorante que sea también aromático añadiendo aceites esenciales a sus ingredientes. Puedes elegir entre tus aromas preferidos. No obstante, te recomendamos los más habituales y beneficiosos:

  • Árbol de té: Excelente antibacteriano y antifúngico natural. Su olor es fuerte, pero podemos añadirlo en pequeña cantidad, ya que es muy efectivo. También se recomienda cuando salen granitos en la zona de las axilas.
  • Lavanda: Calmante y de aroma suave.
  • Limón: Muy limpiador y de olor agradable. Ayuda a eliminar las manchas de la piel si lo usamos con regularidad.
  • Menta: El aceite más refrescante, para personas calurosas.
  • Tomillo: Tiene propiedades antibacterianas, igual que el árbol de té. Su olor nos transporta a un entorno natural.
  • Caléndula: El aceite de caléndula es ideal para quienes sufren irritaciones en la zona de las axilas y para aplicar después de la depilación.
  • Rosa: Tiene un aroma muy femenino y también ayuda a calmar y regenerar la piel.

Deben de ser aceites esenciales puros, sin mezclar, y de buena calidad. No debemos confundirlos con las esencias que venden en muchas tiendas, que son sintéticas y pueden resultar perjudiciales si las aplicamos sobre la piel.

Elaboración

Mezclaremos los ingredientes en las siguientes proporciones:

  • 5 cucharadas de arcilla blanca en polvo (50 g)
  • 5 cucharadas de bicarbonato de sodio fino (50 g)
  • 20 gotas (en total) de los aceites esenciales que hayamos elegido.

¿Cómo lo hacemos?

  • En primer lugar, mezclaremos bien la arcilla con el bicarbonato, para añadir, a continuación, los aceites esenciales.
  • Agitaremos todo y lo conservaremos en un frasco de cristal que podamos cerrar herméticamente.
  • Este desodorante natural se conserva bien durante largo tiempo sin estropearse.

Visita este artículo: Cómo hacer un desodorante de pies casero y un tratamiento relajante

¿En polvo, espray o crema?

En polvo, espray o crema

Si no nos convence el formato de desodorante en polvo o queremos tener otras opciones, podemos probar estas dos alternativas:

  • En espray: Mezclaremos la mezcla en polvo con 100 ml de agua (o bien de agua de mar) y agitaremos bien siempre antes de usar.
  • En crema: Mezclaremos la mezcla en polvo con gel de aloe vera o aceite de coco.

¿Cómo lo podemos usar?

El uso principal de este desodorante es para la zona de las axilas. No obstante, también nos lo podemos aplicar en los pies antes de ponernos el calzado, en especial si nos sudan mucho, nos huelen o tenemos facilidad para contraer hongos.

También podemos poner un poco de este desodorante en polvo en nuestro calzado durante la noche, para neutralizar los olores y quitar la humedad.

Te puede gustar