¿Eliminar las reglas dolorosas cambiando el desayuno diario?

Elena Martínez Blasco·
24 Julio, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas al
01 Febrero, 2019
Existen muchos mitos sobre las formas de aliviar el dolor de la menstruación. Pero, ¿cuáles son reales y cuales no? ¿hay alguno que podría resultar peligroso? Descúbrelo.

¿Cuántas mujeres sufren dolores antes o durante la menstruación? Aunque la sabiduría popular siempre aporta algunas “supuestas” soluciones para las reglas dolorosas, siempre es importante cuestionar la información al respecto.

Suele recomendarse la utilización de ciertos alimentos, capaces, según la cultura popular, de disminuir el dolor y la inflamación. Sin embargo, es importante desechar este tipo de afirmaciones, dado que existen pocas evidencias científicas que avalen su eficacia de manera realmente influyente.

Modificar el desayuno o la cena, por lo tanto, no puede eliminar las reglas dolorosas. No obstante, sí que es cierto que suele recomendarse una dieta sana y equilibrada como complemento al tratamiento pautado por el ginecólogo.

Hay que saber que la dismenorrea, en algunos casos, puede ser altamente incapacitante. En estas situaciones, es necesario hablar con un especialista, puesto que es probable que ni siquiera los antiinflamatorios no esteroides puedan aliviar la sintomatología.

¿A qué se deben las reglas dolorosas?

Hay muchas mujeres que padecen reglas extremadamente dolorosas. De hecho, durante mucho tiempo, se ha creído que esto era lo normal durante la etapa fértil femenina.

No obstante, nuevas investigaciones, como esta realizada por el Boston Children’s and Brigham and Women’s Hospitals, afirman que esta situación no es tan corriente como se cree y que podría deberse a una patología denominada endometriosis.

La endometriosis sucede cuando una parte del tejido endometrial se sitúa fuera del útero (como las trompas de Falopio o la cavidad pélvica). Esto provoca un intenso dolor en la mujer que lo sufre, y podría causar problemas relacionados con la infertilidad.

En otras ocasiones, la dismenorrea podría estar relacionada con problemas hormonales o cuestiones genéticas, según sugiere esta información del Manual MSD. Estos casos suelen dividirse en dos rangos:

-Dismenorrea primaria: aquella que se produce por factores relacionados con el ciclo menstrual. Es la más común y suele desaparecer al cabo de unos días o con el uso de antiinflamatorios no esteroides.

-Dismenorrea secundaria: se produce a causa de alguna anomalía, como puede ser la ya mencionada endometriosis o al trastorno inflamatorio pélvico.

 

Te interesará: ¿Aliviar la dismenorrea con alternativas de origen natural?

 

 

las-reglas-dolorosas-se-atribuyen-al-exceso-de-estrogenos

Si se padecen dolores severos de este calibre, es muy importante acudir al ginecólogo. Él sabrá recomendar el tratamiento más conveniente para cada mujer, ya sea a través de la medicación o, incluso, restringiendo hábitos nocivos. Por lo general, las pautas más comunes son las siguientes:

Regulación de las hormonas

La incorporación de anticonceptivos orales suele ser bastante corriente. Si bien es cierto que su uso genera bastante controversia, se han encontrado estudios, como este realizado por el Dr. Lugones Botell, que aseguran su fiabilidad en cuanto al tratamiento combinado para la dismenorrea y la endometriosis.

Eliminación de hábitos nocivos

También suele recomendarse el abandono del tabaco, factor importante a tener en cuenta según esta investigación de la Universidad de Queensland (Australia), y la incorporación de una dieta libre de grasas.

Las siguientes alternativas, por ejemplo, podrían ser un buen ejemplo a la hora de incorporar alimentos sanos a la dieta pautada por el ginecólogo:

Batido natural

Se mezclan en una licuadora:

  • 1 manzana o una pera.
  • 1 naranja o mandarina
  • ½  plátano muy maduro.
  • ¼ de remolacha fresca rallada.
  • Medio vaso (100 ml) de bebida de avena.
  • 2 nueces del Brasil.
  • Una cucharada sopera (15 ml) de aceite de lino de primera presión en frío.
  • Una cucharadita rasa (5 g) de maca en polvo.

Snack a media mañana

Es común que el apetito se dispare a media mañana. En vez de recurrir a comida chatarra o al chocolate, estos pueden sustituirse por una infusión, como el té verde con canela o la manzanilla (también conocida comúnmente como camomila).

También es recomendable incorporar a la dieta frutas (siempre y cuando no se sufra ningún tipo de alergia), verduras, legumbres y, por supuesto mantener una hidratación adecuada.

 

Para saber más: Consejos para una dieta equilibrada

La importancia de eliminar tabúes

Como ya se ha mencionado, es importante no llevar a cabo ningún cambio en la dieta sin consultar antes con el médico. De no ser así, se podría estar poniendo en peligro la salud.

De la misma forma, hay que eliminar el tabú y el miedo que supone, muchas veces, acudir al ginecólogo.

Al igual que cuando se sufre dolor de oídos una va al otorrino o cuando no ve bien acude al oftalmólogo, cuando se padece algún tipo de problema ginecológico hay que acudir al especialista en el tema. Con la salud no hay timidez que valga.

  • Parasar, Parveen. (2017).Endometriosis: Epidemiology, Diagnosis and Clinical Management. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC5737931/
  • Pinkerton, JoAnne. (2017). Dismenorrea. https://www.msdmanuals.com/es-es/professional/ginecolog%C3%ADa-y-obstetricia/anomal%C3%ADas-menstruales/dismenorrea
  • Ju, Hong., Jones, Mark., Mishtra, Gita. (2012). Smoking and trajectories of dysmenorrhoea among young Australian women. https://tobaccocontrol.bmj.com/content/25/2/195
  • VV.AA. (1997). Anticoncepción hormonal. http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0864-21251997000100009