Endulza tu vida con aceite de coco

Valeria Sabater · 31 diciembre, 2018
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas el 31 diciembre, 2018
El aceite de coco nos aporta mucha energía. Además, al consumirlo, nuestro nivel de glucosa en sangre no se altera.

A raíz de los conocidos problemas de salud que se atribuyen al consumo de azúcar, muchos son los que han optado por buscar sustitutos para endulzar sus bebidas y postres. Uno de ellos ha sido el aceite de coco.

Este alimento procesado a partir de la pulpa natural del coco es famoso por sus múltiples usos tanto en gastronomía como en cosmética. Sorprende su empleo como endulzante natural, pues es una fruta que no contiene ningún tipo de azúcares en su composición, pero que posee el sabor dulce.

Descúbrelo con nosotros y aprende a endulzar tu vida de un modo más saludable.

Peligros del azúcar para la salud

Azúcar

Sabemos que cuesta, que es muy difícil eliminar por completo el azúcar de nuestras vidas. Es ese elemento que da sabor a nuestros postres, a nuestro café o a esa infusión de media tarde. Es difícil resistirse, pero vale la pena dados los peligros que ocasiona a nuestro organismo. Te invitamos a recordarlos brevemente:

  • El azúcar es un alimento altamente procesado. Ocasiona un aumento glucémico muy peligroso, que se traduce siempre en esa grasa tan negativa que se acumula en venas y arterias.
  • Un consumo excesivo de azúcar puede llevar a que la glucosa en sangre sea tan elevada que acabemos padeciendo problemas como un aumento del colesterol malo LDL y enfermedades cardiovasculares.
  • El azúcar puede ocasionar diabetes, hipertensión y, además, puede ser incluso un silencioso detonante para la aparición de diferentes tipos de cánceres.

Es, como decimos, un peligro para nuestra salud que debemos eliminar de nuestra vida desde hoy mismo. Ahora bien, si nos decidimos a dejar a un lado el azúcar, ¿qué otros recursos tenemos para endulzar nuestra vida de un modo más saludable? Apunta: Aceite de coco.

Lee también: Consejos para disminuir el consumo de azúcar y ayudar a la dieta

Aceite de coco, el mejor endulzante para tu día a día

Aceite de coco.

El aceite de coco como endulzante es fácil de encontrar. Lo venden en tiendas orgánicas o supermercados especializados en comida saludable y natural. Puede que tenga un precio más elevado si lo comparamos con el azúcar ordinario pero, dados sus beneficios, la verdad es que esa pequeña diferencia económica vale la pena.

¿Quieres saber por qué es uno de los endulzantes naturales más saludables? Toma nota:

1. El aceite de coco es delicioso y no contiene ningún tipo de azúcar

El aceite de coco no tiene ningún tipo de azúcar, ni siquiera fructosa. Aún así, su sabor es increíblemente agradable y tan dulce que quedarás asombrada. De hecho, es ideal para hacer postres e incluirlo en cualquier plato que desees, sabiendo que no tiene ni  un solo gramo de carbohidratos.

2. El aceite de coco contiene ácidos grasos saludables para nuestro organismo

El aceite de coco es rico en ácido laúrico, uno de los ácidos grasos más beneficiosos que existen. Tiene además muchos antioxidantes y es saludable para el corazón. Es interesante que sepas también que tiene propiedades antibacterianas y fungicidas, sin contar además que conserva la comida en buen estado durante mucho tiempo, impidiendo que se oxide.

No te pierdas: El aceite de coco y sus beneficios para la salud

3. Las comidas serán más energéticas con el aceite de coco

aceite-coco

El aceite de coco nos aporta mucha energía. Al consumir aceite de coco nuestro nivel de glucosa en sangre no se altera, ya que no se metaboliza en glucosa. Lo que hace es convertirse directamente en energía, de ahí que sea tan saludable y recomendable sustituir el azúcar normal por aceite de coco.

4. La versatilidad del aceite de coco

Seguro que te habrá ocurrido alguna vez: a la hora de hacer muchos postres necesitamos que el azúcar esté líquido, y para ello no tenemos más remedio que calentarlo, provocando así que se produzca una oxidación del mismo y que se liberen radicales libres. Es un peligro.

Esto no ocurre con el aceite de coco. Normalmente se comercializa solidificado en un tarro pero, en el momento en que se sobrepasan los 21 o 24 grados centígrados, se vuelve líquido, con lo cual es muy cómodo para mezclar en muchos alimentos.

Como conclusión, el aceite de coco es un buen sustituto de margarinas y mantequillas, incluso lo podemos añadir para endulzar nuestras recetas y le aportará un toque exótico. Sin embargo, dado que aún no se han realizado suficientes estudios que demuestren sus bondades, conviene no abusar de él.

  • Eyres, L., Eyres, M. F., Chisholm, A., & Brown, R. C. (2016). Coconut oil consumption and cardiovascular risk factors in humans. Nutrition Reviews. https://doi.org/10.1093/nutrit/nuw002

  • Nevin, K. G., & Rajamohan, T. (2006). Virgin coconut oil supplemented diet increases the antioxidant status in rats. Food Chemistry. https://doi.org/10.1016/j.foodchem.2005.06.056

  • Arunima, S., & Rajamohan, T. (2012). Virgin coconut oil improves hepatic lipid metabolism in rats-compared with copra oil, olive oil and sunflower oil. Indian Journal of Experimental Biology. https://doi.org/10.1139/Y09-045

  • Intahphuak, S., Khonsung, P., & Panthong, A. (2010). Anti-inflammatory, analgesic, and antipyretic activities of virgin coconut oil. Pharmaceutical Biology. https://doi.org/10.3109/13880200903062614