Enfermedades inflamatorias intestinales: cómo tratarlas

Francisco María García · 10 febrero, 2017
Aunque las enfermedades inflamatorias intestinales pueden llegar a ser muy molestas, con un tratamiento adecuado el paciente podrá llevar una vida más o menos normal

Las enfermedades inflamatorias intestinales de un conjunto de padecimientos que afectan a nuestro tubo digestivo que provocan procesos inflamatorios por zonas.

Estas inflamaciones pueden ser crónicas. Ejemplo de ello son la colitis ulcerosa y la enfermedad de Crohn.

Los síntomas de estas enfermedades inflamatorias intestinales suelen presentarse en forma de brotes.

Durante la vida del paciente se irán observando señales más o menos visibles, según la gravedad y el tratamiento que se lleve a cabo.

Las enfermedades inflamatorias intestinales, ¿son hereditarias y graves?

Gastritis

No se ha demostrado que las enfermedades inflamatorias intestinales tengan un componente hereditario.

No obstante, una buena parte de los pacientes con esta patología suele tener algún familiar directo que la ha padecido.

La sucesión que se da con mayor frecuencia, es la de madre a hijo, y también de hermano a hermano.

En cuanto a la gravedad de estas enfermedades inflamatorias, puede ser necesario que el paciente sea hospitalizado. Será la forma ideal de tratar los síntomas.

Al tratarse de enfermedades crónicas, será necesario realizar un control riguroso de la evolución, así como de la medicación recetada por los especialistas en aparato digestivo.

Si no se sigue bien el tratamiento, por la razón que sea, existe el riesgo de complicaciones graves que podrían requerir una intervención quirúrgica.

¿Quieres conocer más? Lee: Los 7 peores alimentos para tu digestión

Algunos ejemplos de enfermedades inflamatorias intestinales

Enfermedad de Crohn

Gastritis

La enfermedad de Crohn se caracteriza por una inflamación crónica de alguna de las partes del tubo digestivo.

  • Normalmente afecta al intestino delgado y al íleon terminal.
  • Los síntomas de la enfermedad de Crohn responden a la inflamación que esta provoca. Se alternan brotes y fases de remisión.
  • En los brotes, puede darse el caso de diarreas (casi siempre con sangrados), dolores abdominales y decaimiento.

Si la enfermedad no se controla y trata, pueden originarse casos extremos de perforación intestinal, e incluso abscesos en el abdomen. En todos estos casos es imprescindible la cirugía.

  • Los brotes pueden durar hasta cuatro semanas.

Colitis ulcerosa

Es una de las enfermedades inflamatorias más comunes. Se trata de una inflamación de las paredes del intestino grueso, que originará unas úlceras pequeñas que causan dolor y hemorragia.

Hay veces que el ano puede presentar abscesos, bolsas de pus que dejan la zona muy dolorida, y fístulas.

Esta colitis ulcerosa puede afectar a una parte de intestino grueso de mayor o menor extensión. También puede extenderse a todo el colon, lo que se denomina pancolitis.

Los síntomas de la colitis ulcerosa aparecen en brotes. Se alternan períodos de síntomas con otros de inactividad.

Las señales más evidentes de la colitis ulcerosa, son las diarreas, que pueden ir acompañadas en muchos casos de deposiciones con pus y sangre.

Además, el paciente también puede experimentar la sensación de tener ganas de hacer una deposición permanentemente, náuseas, vómitos, dolores abdominales, etc.

Colitis inespecífica

La colitis indeterminada o inespecífica es una patología que puede afectar al intestino delgado y al grueso. No obstante, no tiene relación ni con la Enfermedad de Crohn ni con la colitis ulcerosa.

Colitis colágena

Colitis colágena

El síntoma principal de la colitis colágena es una diarrea de carácter crónico, provocada por una inflamación del colon. Las deposiciones son acuosas, pero no suele haber sangrado.

Entre sus síntomas también puede presentar dolor, distensión abdominal, incontinencia fecal y, como consecuencia de esto, deshidratación.

Su nombre viene de que al llevar a cabo una biopsia intestinal, se localizan elevados niveles de colágeno presentes en el revestimiento interior del colon.

Visita este artículo: Descubre cómo limpiar el colon de forma natural

Colitis linfocítica

También es una de las enfermedades inflamatorias intestinales que afectan al intestino grueso y presenta los mismos síntomas que la colitis colágena.

  • Suele manifestarse en personas mayores.
  • Su denominación de linfocítica se debe a un gran incremento de linfocitos en la mucosa del colon.

Tratamientos de las enfermedades inflamatorias intestinales

Existe gran variedad de afecciones intestinales, así como de pacientes.

Debe ser el especialista quien valore el tratamiento para cada caso concreto, según los síntomas y los resultados arrojados por las pruebas realizadas.

La medicación servirá para prevenir el surgimiento de brotes y para dotar a los pacientes de más calidad de vida.

Los tratamientos suelen consistir en fármacos, probióticos y cirugía.