Ensalada de guisantes y bacon

Yamila Papa · 23 julio, 2015
Aunque es una ensalada, lo cierto es que se puede consumir tanto fría como caliente. En caso de quererla para épocas calurosas la acompañaremos con una vinagreta

Una idea perfecta para los días calurosos del verano. Esta ensalada de guisantes y bacon es muy refrescante y fácil de preparar. Los ingredientes son fáciles de conseguir y sobre todo ricos. ¡Sigue leyendo este artículo para aprender cómo preparar!

Receta básica de ensalada de guisantes y bacon

Si quieres preparar una comida rápida para ti y otra persona, no dudes en juntar los ingredientes de esta receta rica y práctica.

Ingredientes:

  • 400 gramos de guisantes congelados
  • 1 loncha de bacon o jamón serrano
  • 1 cebolleta
  • 1 cucharadita de harina
  • 1 diente de ajo
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 pizca de sal

Preparación:

ensalada patatas jamon yogur

  • En una cazuela pequeña pon 1 litro de agua y una pizca de sal. Calienta hasta que rompa a hervir y agrega los guisantes. Cocina unos 8 minutos, escurre y reserva también el caldo.
  • Pica la cebolleta en daditos, el diente de ajo finamente y el bacon en cubos.
  • Echa aceite en la sartén y rehoga los dos primeros ingredientes que has picado. Cuando estén dorados, incorpora el jamón. Después la harina y por último los guisantes. Cocina unos minutos.
  • Vierte el caldo y deja hasta que entre en ebullición (deja unos 3 minutos más hasta que la salsa se espese).
  • ¡Ya puedes servir esta delicia!

Otra opción de ensalada de guisantes y bacon

La combinación de sabores y aromas en este platillo es realmente exquisita, pero además es llamativa por la cantidad de colores que tendrás frente a tus ojos. Una idea maravillosa para la primavera o el verano. Nutritiva, saludable y deliciosa… ¡imposible pedir más!

Ingredientes (para 4 porciones):

Para la ensalada:

  • 200 gramos de guisantes frescos
  • 120 gramos de bacon ahumado
  • 50 gramos de radicchio
  • 2 rabanitos
  • 60 gramos de maíz dulce
  • 150 gramos de requesón

Para la vinagreta:

  • 1 chalota
  • 20 gramos de mostaza de Dijon
  • 10 gramos de miel
  • 10 gramos de vinagre de Jerez
  • 60 gramos de aceite de oliva
  • 1 poco de zumo de limón
  • 1 poco de cebollino fresco
  • 1 pizca de sal

Preparación:

  • Prepara primero la vinagreta: Pela y pica bien la chalota, pon en un recipiente y añade la miel, la mostaza, el zumo de limón y el vinagre. Mezcla bien y vierte el aceite de oliva. Bate para emulsionar. Pica el cebollino y agrega a la preparación. Sala y reserva.
  • Pon los guisantes en un recipiente.
  • Corta el bacon en láminas finas y sofríe un poco en aceite a fuego lento hasta que esté crujiente.
  • Trocea las hojas de radicchio, lava y corta los rabanitos lo más fino posible y escurre el maíz.
  • Prepara el requesón desmigándolo con las manos.
  • Añade al recipiente de guisantes el bacon, el maíz, los rabanitos, el radicchio y el requesón integrando todo muy bien.
  • Sirve la ensalada y adereza con la vinagreta. Puedes acompañar con cubitos de pan tostado o galletas.

Ensalada de guisantes y bacon con pasta

A veces nos pasa que vemos una ensalada y decimos: ¿esto es toda la comida? Entonces buscamos algo más para picar. Para que ello se nos ocurre colocar a la ensalada de guisantes y bacon unas ricas pastas. ¡A toda tu familia le encantará!

Ingredientes:

ensalada pasta

  • 250 gramos de pasta (por ejemplo coditos o moños)
  • 200 gramos de guisantes
  • 100 gramos de bacon ahumado
  • 50 gramos de jamón
  • 100 gramos de cebolla
  • 500 gramos de tomates
  • 1 cucharadita de azúcar
  • 80 gramos de queso gruyere rallado
  • 1 pizca de sal
  • Cantidad necesaria de aceite

Preparación:

  • Cocina la pasta con agua y sal siguiendo las instrucciones del fabricante.
  • En otro cazo, cocina los guisantes hasta que estén tiernos.
  • Corta el bacon en tiras, la cebolla en juliana y los tomates en cubos (retira las semillas).
  • En la sartén dora el bacon y la cebolla con un poco de aceite.
  • Pon los tomates, la sal, condimenta con orégano y echa el azúcar.
  • Tapa y baja el fuego.
  • Mientras tanto, fríe levemente el jamón en tacos.
  • Mezcla la salsa y los guisantes. Echa encima de la pasta ya escurrida y puesta en una bandeja.
  • Incorpora los tacos de jamón y espolvorea el queso rallado.
  • Sirve en los platos… ¡Nadie hablará porque tendrá la boca llena!