Ensalada depurativa con aliño de tahini

Francisco María García · 21 julio, 2018
La ensalada depurativa con aliño de tahini es una opción ideal para desintoxicar nuestro organismo. Con sus ingredientes vamos a poder expulsar aquellos elementos que son nocivos para nuestra salud.

Las preparaciones depurativas son una tendencia actual enmarcada en la onda alimentación sana. Se consumen como un importante aporte de salud cada cierto tiempo, en el contexto de algún régimen dietético o bien después de los llamados excesos.

Esta ensalada es ideal después de unas vacaciones donde se haya abusado de alimentos muy calóricos. A continuación, veremos la receta de una rica ensalada depurativa con aliño de tahini.

Acerca de las dietas depurativas

La palabra depurar significa limpiar o purificar. En ese sentido, una dieta depurativa es aquella cuyos alimentos permitirían expulsar toxinas o elementos nocivos del cuerpo.

Esta elaboración está basada en que tanto el entorno como las comidas comúnmente ingeridas tienen componentes que intoxican y deterioran la salud. La exposición constante a dichos elementos constituiría un importante factor de riesgo de padecer graves enfermedades o trastornos.

Las dietas depurativas suelen ser complemento de programas de ejercicios físicos. Implican evitar el consumo de productos procesados, con aditivos químicos, sodio, lípidos y de origen animal.

El régimen incluirá alimentos naturales ricos en líquidos y nutrientes y una alta ingesta de agua. Por esto son dietas diuréticas: provocan que el cuerpo expulse mediante el propio metabolismo aquello que no necesita o le es perjudicial.

De esta forma, la comida depurativa es capaz de regular el tránsito intestinal, alcalinizar el organismo, mejorar la función hepática e inducir la diuresis. El intestino, el hígado y los riñones son los partícipes de la purificación que estimula este tipo de alimentación.

Algunos de los vegetales más depurativos son:

  • Los ricos en azufre como la cebolla y el ajo
  • Los de hoja verde, por su contenido de clorofila
  • Los amargos como alcachofa, escarola, y apio
  • Las raíces: nabo, jengibre, remolacha, rábanos y zanahoria, entre otros
  • Cultivos de huerta: brócoli, alcachofas y espárragos

No hay que olvidar incluir frutas en nuestras elaboraciones de ensaladas, por su dulzor y sus nutrientes. Las preferidas son la piña, el kiwi, la papaya, la sandía y el melón.

Lee: Cómo detectar si mi cuerpo está intoxicado

¿Qué es el delicioso tahini?

El tahini es una preparación originaria del Oriente Medio consistente en una pasta elaborada a partir de las semillas de sésamo (ajonjolí) molidas. Además, puede contener ajo, limón, perejil y sal.

La pasta de tahini es uno de los ingredientes fundamentales del hummus (puré de garbanzos) y del baba ganush (crema de berenjena). Ambos preparados son típicos de la comida árabe, mediterránea y judía. Esta pasta o salsa se emplea para acompañar alimentos como el pan pita, brochetas, el shawarma, falafel, etc.

Propiedades y beneficios del sésamo o ajonjolí

Las semillas de sésamo contienen muchos nutrientes beneficiosos, entre ellos:

  • Vitaminas del complejo B, que contribuye a la salud sanguínea y a regular el metabolismo.
  • Vitamina E, que ayuda a fortalecer del sistema nervioso y el corazón.
  • Minerales como calcio, hierro, manganeso, fósforo, magnesio, potasio, zinc, cobre y selenio. Contribuyen a mantener sano los sistemas óseo e inmunitario. El cobre es un gran antiinflamatorio y reduce la presión sanguínea.
  • Grasa insaturada, que mantiene a raya el nivel de colesterol malo (LDL).

Ensalada depurativa con aliño de tahini

Esta ensalada con aliño de tahini contiene bastantes verduras en una combinación deliciosa y nutritiva. La receta rinde para tres personas ya que se deben servir porciones generosas.

Ingredientes

  • 1 brócoli pequeño
  • Un aguacate pequeño
  • 1 manojo de col lombarda (120 g)
  • Un manojo de espinacas (130 g)
  • 1 zanahoria
  • Un pepino
  • Un puñado de avellanas trituradas (60 g)
  • 10 hojas de albahaca
  • 10 hojas de menta

Para el aderezo

  • 1 cucharada de tahini (15 g)
  • 3 cucharadas de vinagre de manzana (45 ml)
  • 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra (30 g)
  • 1 cucharada de zumo de limón (15 ml)
  • 1 cucharada de miel (25 g)

¿Lo sabías? 7 propiedades adelgazantes del vinagre de manzana

Preparación

  1. Lavar y secar bien todas las verduras.
  2. Cortar en flores pequeñas el brócoli y en trozos cuadrados la parte blanda del tallo.
  3. Hervir el brócoli en agua con sal durante algunos minutos. Debe quedar al dente.
  4. Picar la lombarda en juliana.
  5. Pelar y rallar la zanahoria.
  6. Separar las hojas de la espinaca.
  7. Cortar la menta y la albahaca en tiras.
  8. Trocear el pepino (sin pelar) y el aguacate en dados. Mientras tanto, rociar un poco de jugo de limón sobre el aguacate para evitar que se oscurezca u oxide.
  9. Agitar con ayuda de un batidor manual los ingredientes del aderezo hasta lograr una emulsión.
  10. En recipientes un poco hondos, servir los vegetales sin mezclar y el aderezo aparte para que los comensales lo usen al gusto.
  11. Consumir de inmediato.