Enseña a un niño qué debe hacer si se pierde

30 julio, 2018
Debes enseñarle a tu hijo qué hacer si se pierde, ya que no siempre estarás allí para protegerle. De esta manera, si se llegara a extraviar no tendrías preocupaciones innecesarias.

Una de las mayores preocupaciones de los padres es perder a su hijo. Bien sea en un lugar público o en el mismo vecindario, es una situación que ninguna familia debería vivir. Sin embargo, esto sucede con más frecuencia de la que queramos admitir. Sin importar la edad de tu pequeño, te enseñamos qué debe hacer un niño si se pierde.

Es fundamental establecer un plan que conozcan todos los miembros de la familia para que no tenga problemas si llegara a suceder. No se trata de sobreproteger a tus hijos, ni de volverse aprensivos.

Simplemente, debes asegurarte de que tu pequeño sepa cómo actuar y protegerse si se extravía. Con ello irás aportando herramientas que le permitirán alcanzar poco a poco su independencia y madurez.

¿Quién enseña qué debe hacer un niño si se pierde?

Se trate de tu hijo, un sobrino o el hijo de tu vecino, es importante ejercer una buena influencia en tu entorno para evitar que otro niño se sume a la estadística de niños extraviados. Además, existen medidas preventivas estándar que pueden ser compartidas entre familiares y amigos con niños pequeños.

Los maestros, las niñeras, los entrenadores deportivos y todas aquellas personas que tengan bajo su cuidado a niños pequeños deberían tener un plan de contingencia. Esto con la intención de minimizar los riesgos de perder a un niño, ya que se distraen fácilmente.

Dependiendo de la edad que tenga el niño, es preciso darle explicaciones en un lenguaje que pueda entender con facilidad. Por lo tanto, las normas o estrategias deben ser claras y sencillas.

Lee también: ¿Por qué en Japón los niños siempre obedecen a los padres?

¿Cuáles son las pautas básicas para enseñar qué debe hacer un niño si se pierde?

Niño extraviado

Si llegamos a perder un niño, aunque solo sea por pocos minutos, la tensión y la angustia suele ser devastadora. A pesar de las precauciones que podamos asumir, siempre existirá el riesgo de que un niño se pierda.

Es así, principalmente, si son niños entre los tres y cinco años de edad, cuya curiosidad los hace desviarse con gran facilidad de nuestro alcance. No es igual un niño perdido en un centro comercial que jugando en un parque, durante un paseo o excursión, ya que los riesgos son mayores.

Habla sobre qué debe hacer un niño si se pierde

Este diálogo se debería hacer en casa, aunque el pequeño se encuentre bajo el cuidado de otra persona, es de vital importancia que el pequeño sepa qué debe hacer si se pierde. La intención no es llenarlo de temor, sino prevenirlo de forma calmada y positiva.

Puedes decirle que es relativamente posible distraerse unos segundos y separarse de la persona que le está cuidando. El niño debe entender que si hace lo que le recomiendas, será mucho más fácil volver con su cuidador en el caso que se pierda.

Enséñale a pedir ayuda de forma segura

Niño perdido

Aunque siempre se recomienda que el niño no hable con extraños, en el caso que se pierda debe poder identificar a quien puede acudir con seguridad.

Dile que puede pedirle ayuda a una persona que esté con otro niño. Si no encuentra una persona así, puede ubicar a una mujer sola o un oficial de seguridad.

Le debe decir al adulto que está perdido, darle su nombre completo, el de sus padres y su número de teléfono. Para esto, deberás inducirlo a que memorice los datos más importantes.

Instrúyelo a quedarse en un solo lugar

En ocasiones, lo que agrava la situación de un niño perdido es cuando comienza a buscar a los padres y se mueve de un lado a otro. Debes enseñarle que lo mejor es que no se mueva del sitio donde te perdió de vista. Esto deberás recordárselo cada vez que salgáis.

Asegúrale que tú irás a buscarlo donde sea necesario hasta que logres encontrarlo. Una dinámica sencilla y probada por varios padres es la de practicar qué debe hacer si se pierde. Estando con el niño en la calle pregúntale qué haría si te perdiera de vista en ese momento.

También hacerle las siguientes preguntas: ¿a quién acudirías si no ves una persona con niños para pedirle ayuda? ¿Qué harías si un hombre te dice que vayas con él para encontrar a tus padres? Por otro lado, practicar con el niño preguntándole a cuál adulto escogería para pedirle ayuda es una variante de esta dinámica.

Ver también: 5 tips para un viaje en auto seguro a la hora de salir con tus hijos

Recomendaciones finales para enseñarle qué debe hacer un niño si se pierde

Niño con remordimiento

Además de las pautas descritas anteriormente, resulta sensato instar al niño a ir de la mano de sus padres y no soltarles. Es recomendable marcar etiquetas en su ropa con datos como su nombre, el tuyo y tu número de teléfono.

En los niños más pequeños que no pueden memorizar números o el nombre de pila de sus padres, es ideal escribirlos en un trozo de papel o grabar los datos en un collar. En el caso de ser en un papel, debes enseñarle a tu hijo donde está para que pueda indicarle a un adulto cómo localizarte si se pierde.

Adicionalmente, debes saber cómo actuar cuando el niño aparece. Sería injusto volcar nuestra tensión gritándole y culpándolo de lo sucedido. Los niños no se pierden porque quieran hacerlo.

Finalmente, el momento del reencuentro es ideal para demostrarle lo mucho que lo quieres y lo feliz que estás de haberle encontrado. Luego, cuando todos estén calmados, podéis analizar juntos cómo y por qué se perdió para que no vuelva a suceder.

Te puede gustar