Estos consejos y remedios caseros combaten el molesto cosquilleo en la garganta

Aída Campos 27 agosto, 2017
Mantener la garganta bien hidratada es fundamental para evitar molestias, ya que con la fiebre y las secreciones nasales perdemos muchos líquidos y la zona queda reseca

Muchas personas padecen constantemente de picazón, dolor o ardor en la garganta. Ese cosquilleo constante resulta molesto, pero puede ser tratado con algunos remedios caseros y otros consejos.

El cosquilleo en la garganta puede aparecer por diferentes causas:

  • Contagio de virus o bacterias
  • Alergias
  • Infecciones respiratorias
  • El humo tóxico y la contaminación del aire
  • Cambios climatológicos constantes
  • No tomar suficiente agua

Aunque pocas veces esto se convierte en algo serio, cuando es constante puede afectar nuestras actividades diarias. Toser mucho a veces nos dificulta hablar o comer tranquilamente.

A veces, el cosquilleo en la garganta viene acompañado de irritación y enrojecimiento.  Esto nos lleva a sentir la necesidad de despejar la garganta.

Debemos tener cuidado al intentar hacerlo, ya que nuestras cuerdas vocales son delicadas y podrían dañarse.

Por lo general, a veces es suficiente tratar solamente los síntomas de un cosquilleo en la garganta.

Sin embargo, si tu irritación de la garganta es causada por alergias o reflujo ácido debes de hacer frente a esas condiciones directamente.

Existen muchos remedios caseros naturales los cuales podemos utilizar para reducir la sensación de irritación causante del cosquilleo en la garganta.

A continuación te compartimos un listado de los tratamientos caseros más efectivos.

Miel de abeja

Miel

La miel de abeja es un remedio natural para aliviar cualquier síntoma que provenga de la garganta.

Es un producto que tiene propiedades antibacterianas y antiinflamatorias que ayudan a combatir la picazón o cosquilleo en la garganta.

  • Cuando se utiliza la miel para tratar un cosquilleo en la garganta o tos, se recomienda tomar 2 cucharaditas (15 g) a la hora de dormir.

Visita este artículo: 8 beneficios medicinales de la mezcla de canela y miel

Infusión de jengibre

Otra forma de aliviar el cosquilleo de la garganta es tomando una infusión de jengibre.

El jengibre relaja las vías respiratorias así como también calma la tos gracias a sus propiedades expectorantes.

De esta forma conseguimos despejar las vías respiratorias, así como una sensación de alivio y frescura.

Ingredientes

  • Una taza de agua (250 ml)
  • 1 o 2 cucharadas de raíz de jengibre rallado o en pedacitos (20 g)
  • Una cucharada de miel (25 g) (opcional)

Preparación

  • Calentar una taza de agua y,cuando llegue a ebullición, añadir el jengibre.
  • Dejar que infusione durante 10 minutos, hasta que se tome un color amarillento.
  • Dejar reposar y enfriar.

Modo de consumo

  • Una vez alcance una temperatura soportable, la tomaremos en pequeños sorbos.
  • Te recomendamos no colar los pedacitos de jengibre y más bien masticarlos.
    • Puedes agregar una cucharada de miel para que sea aún más calmante.

Té de limón

Resfriado-miel-limón-gripa-fiebre

El té de limón caliente también nos calmará la picazón y el cosquilleo en la garganta.

Además, el limón es un cítrico cargado de vitamina C, la cual nos ayuda a prevenir enfermedades respiratorias.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (250 ml)
  • 2 cáscaras de limón
  • 6 cucharadas de jugo de limón natural (60 ml)

Preparación

  • Colocar al fuego el agua y añadir las cáscaras de limón.
  • Hervir por 10 minutos.
  • Retirar del fuego y mezclar con el jugo de limón.
  • Tomar, al menos, tres veces al día.

Gárgaras con agua de mar

Para el cosquilleo de la garganta también es bueno realizar gárgaras con agua de mar. La sal permite lavar cualquier agente externo presente, como polvo, pelusa o incluso bacterias.

El resultado es una garganta aliviada sin la sensación de sequedad. Aunque esta técnica puede resultar incómoda por el sabor, realizarla al menos una vez al día te garantiza buenos resultados.

Si no tienes agua de mar esterilizada para realizar las gárgaras, puedes preparar en tu hogar este remedio siguiendo estos pasos:

Ingredientes

  • Una taza de agua (250 ml)
  • ½ cucharada de sal (5 g)

Preparación

  • Hervir el agua.
  • Retirar del fuego, añadir la sal y mezclar bien.
  • Hacer las gárgaras cuando la temperatura del agua esté tibia.

Jugo de aloe vera

tratamiento de aloe vera y vitamina E

El jugo de aloe vera o sábila contiene muchas vitaminas, enzimas, minerales y compuestos antiinflamatorios ideales para aliviar la garganta.

El aloe también sirve para tratar y reducir los síntomas del reflujo gastroesofágico, que es una de las posibles causas del cosquilleo en la garganta.

Ingerir ¼ de taza de jugo de aloe vera unos veinte minutos antes de una comida reduce el ardor y también alivia la picazón en la garganta.

Ingredientes

  • 2 hojas grandes de aloe vera
  • 1 taza de jugo de cítrico (250 ml) (Puede ser limón, naranja u otra fruta cítrica de tu preferencia)
  • ½ taza de agua (125 ml)

Preparación

  • Retira las espinas y lava bien las hojas del aloe vera
  • Parte en dos la hoja y un con una cuchara retira el gel contenido dentro (asegúrate de no raspar la corteza amarilla).
  • Añade a una licuadora el agua, el jugo cítrico y el gel de aloe vera para mezclarlo bien
  • Sirve en un vaso y disfruta de tu bebida.

Vinagre de sidra de manzana

El cosquilleo de la garganta también puede ser tratado con vinagre de manzana. En este caso haremos gárgaras.

Ingredientes

  • ¼ de taza de agua tibia (62 ml)
  • ¼ de taza de vinagre de manzana puro (62 ml)

Preparación

  • Mezcla bien ambos ingredientes con una cuchara o agitador.
  • Toma pequeños sorbos y empieza a hacer gárgaras durante 15 segundos aproximadamente.
  • Escupe el agua, sin tragarla, y repite el procedimiento dos veces al día.

¿Quieres conocer más? Lee: 9 beneficios que obtienes cuando consumes manzana

Bebe más agua

Rehidratación como medida más importante en la gastroenteritis

La picazón, el ardor y la resequedad en la garganta muchas veces son fruto de la deshidratación, ya que esta zona no tiene la cantidad suficiente de mucosidad para lubricar y proteger el tejido sensible.

  • Debemos procurar ingerir, al menos, 8 vasos de agua al día.
  • El tomar agua es muy importante en el caso de gripe o resfrío, pues cuando padeces estos síntomas pierdes muchos líquidos a través del sudor (de la fiebre) y de las mucosidades (al estornudar y sonarte la nariz).

Otras consideraciones para proteger la garganta

  • Evita consumir bebidas que contienen cafeína como el café, el té y las gaseosas, ya que pueden provocar deshidratación.
  • El cigarrillo es nocivo para la garganta y provoca picazón e irritación (además de muchísimos otros problemas a la salud). Considera la posibilidad de dejar de fumar o, al menos, de reducir su consumo.
  • Protege tu voz. Cuando hablas, gritas o cantas en exceso sobrecargas  la garganta, lo cual provocaría deshidratación y picazón.

Si crees que esta es la causa del cosquilleo, trata de descansar la voz (no hables, no cantes ni grites) por lo menos una o dos horas al día.

Te puede gustar