Estrés oxidativo, ¿en qué consiste?

2 octubre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el médico Leonardo Biolatto
El estrés oxidativo parece estar relacionado con el desarrollo de numerosas enfermedades, como el cáncer o algunas de origen neurológico. Conoce en qué consiste.

El estrés oxidativo es un proceso que tiene lugar a nivel celular. Es un concepto complicado que se define como un deterioro en la célula debido a la existencia de radicales libres. Ahora bien, ¿qué son los radicales libres?

Los radicales libres son moléculas o átomos que tienen gran capacidad de reaccionar con otras moléculas. Se forman como consecuencia del uso de oxígeno para llevar a cabo las reacciones metabólicas. Este oxígeno interviene en muchas reacciones químicas y nuestras células lo utilizan para llevar a cabo gran parte de sus funciones.

Estos radicales libres, como son muy reactivos, pueden dañar a las moléculas cercanas si no son neutralizados. Básicamente, en esto consiste el estrés oxidativo: es el daño producido por esos radicales libres.

¿En qué consiste el estrés oxidativo?

Como ya sabemos, el oxígeno es esencial para nuestra vida. Las células de nuestro organismo lo necesitan para funcionar correctamente. Lo que ocurre es que el oxígeno que llega hasta ellas se transforma en moléculas reactivas tras ser utilizado en el metabolismo.

Estas moléculas llamadas radicales libres normalmente se neutralizan gracias a sustancias antioxidantes. Así se consigue mantener un equilibrio para que no exista daño a nivel celular.

Sin embargo, hay situaciones en las que los antioxidantes no consiguen neutralizar a los radicales libres. De esta manera, estos aumentan notablemente dentro de la célula y provocan ciertos cambios dañinos que aceleran el envejecimiento y la muerte de dicha célula.

En esto consiste el estrés oxidativo. Al final lo que ocurre es que este daño a nivel celular se va reflejando en los tejidos y, consecuentemente, en los órganos. Por ello, se puede decir que el estrés oxidativo favorece la aparición de ciertas enfermedades o del envejecimiento.

estrés oxidativo

¿Qué ocurre con este estrés oxidativo?

La consecuencia principal del estrés oxidativo es el desarrollo de numerosas patologías. Por ejemplo, hay numerosos procesos cancerígenos que derivan de esta situación.

Del mismo modo, muchos estudios han relacionado el envejecimiento de la piel con el estrés oxidativo. Incluso, trastornos neurológicos o enfermedades cardiovasculares parecen tener su causa también en este problema.

¿Qué influye en el desarrollo del estrés oxidativo?

Como hemos mencionado, es un proceso que tiene lugar a nivel celular. En gran medida se debe a una cantidad insuficiente de sustancias antioxidantes. Estos antioxidantes podemos incrementarlos con la dieta, por ejemplo. No obstante, la alimentación no es la única responsable del estrés oxidativo.

Existen otros factores relacionados, como, por ejemplo, el tabaquismo, tanto activo como pasivo. Otras drogas como el alcohol o, incluso, los medicamentos también parecen estar relacionados. Por otra parte, se ha demostrado que la contaminación ambiental, la exposición a la luz solar o una actividad física desequilibrada también aumentan la producción de los radicales libres.

Podría gustarte: Así es como la contaminación ambiental afecta tus órganos

¿Qué podemos hacer para prevenirlo?

Lo ideal es mantenerse alejado de estos factores mencionados que ya sabemos que aumentan notablemente el estrés oxidativo. Es esencial dejar de fumar, tratar de evitar lugares muy contaminados y no tomar el sol activamente.

Por otro lado, también podemos reducir el estrés oxidativo cuidando nuestra alimentación. Si incluimos suficientes antioxidantes y cuidamos nuestra dieta, podremos prevenir en gran parte esta situación. Para ello, los expertos recomiendan:

  • Ingerir frutos rojos, verduras y legumbres.
  • Tratar de incluir en la dieta alimentos ricos en carotenos, como la zanahoria o el boniato.
  • Aumentar el consumo de alimentos con vitaminas A, C y E. Por ejemplo, el tomate, el brócoli o el limón son muy ricos en dichas vitaminas.
  • Utilizar ajo en nuestros platos.
bebidas más antioxidantes

Lo ideal es llevar una dieta equilibrada que posea estas cualidades. Además, es preferible no incluir alimentos ricos en grasas saturadas ni muy procesados. No hay que obsesionarse, pero sí tratar de adaptar este tipo de características a nuestro día a día.

Quizá te interese: Un fármaco puede curar los daños de la radiación y parar el envejecimiento celular

En conclusión

El estrés oxidativo es un deterioro celular que se produce a consecuencia de numerosos factores. No obstante, en gran parte, lo podemos disminuir y controlar con nuestros hábitos y alimentación.

Muchas enfermedades parecen estar relacionadas con este estrés oxidativo. Por ello, puedes tratar de cuidar más tu dieta y aumentar la ingesta de antioxidantes. Intenta consultar a un nutricionista para estar más seguro de cómo hacerlo correctamente.

  • Instituto Superior de Ciencias Médicas de La Habana., B. E., Saldaña Bernabeu, A., & Saldaña García, L. (2002). El estrés oxidativo y los antioxidantes en la prevención del cáncer. Revista Habanera de Ciencias Médicas (Vol. 12). Instituto Superior de Ciencias Médicas de La Habana. Retrieved from http://scielo.sld.cu/scielo.php?pid=S1729-519X2013000200005&script=sci_arttext&tlng=pt
  • Fruta: ¿Qué es el estrés oxidativo y cómo prevenirlo con la alimentación? (n.d.). Retrieved September 23, 2019, from https://www.alimente.elconfidencial.com/bienestar/2019-06-13/estres-oxidativo-prevencion-alimentacion_2057282/
  • ¿Qué es el estrés oxidativo? (n.d.). Retrieved September 23, 2019, from http://www.iimel.es/11-que-es-la-melatonina/54-que-es-el-estres-oxidativo