¿Qué son las estrías? Entiende cómo funcionan las cremas antiestrías

Las estrías son marcas en la piel que se desarrollan por la rotura de sus fibras elásticas. Las cremas antiestrías, aunque no las eliminan completamente, son útiles para minimizar su aspecto.

La aparición de estrías en la piel es una de las grandes preocupaciones de las mujeres. Si bien también afecta a los hombres, ellas son las más susceptibles a desarrollarlas tanto en la adolescencia como en el embarazo. ¿Qué son las estrías exactamente? ¿Cómo se combaten?

Se trata de unas hendiduras o líneas de color blanco o rojizo que suelen aparecer en regiones como el abdomen, los glúteos y los senos. Ocurren por un estiramiento excesivo o rompimiento de la piel, lo cual se deriva de un debilitamiento de las fibras de colágeno y elastina.

A pesar que son benignas y no producen dolor, quienes las desarrollan buscan tratarlas porque consideran que le dan un aspecto antiestético a la piel. Por fortuna, en la actualidad hay cremas antiestrías y métodos profesionales que permiten minimizarlas de manera notoria.

¿Qué son las estrías y cuáles son sus tipos?

Las estrías son áreas irregulares de la piel que se forman como pequeñas franjas o líneas cuando hay un estiramiento repentino del tejido. Pueden darse en muchas partes del cuerpo, sobre todo en aquellas zonas que tienden a perder su firmeza con facilidad.

Se distinguen dos tipos de estrías según su color: las blancas, también llamadas estrías de distención, y las moradas, mejor conocidas como estrías purpúreas.

  • Las estrías blancas no tienen riego sanguíneo y son las que suelen desarrollar las mujeres embarazadas después de tener al bebé. También son habituales entre quienes suben o bajan de peso de forma constante.
  • Las estrías purpúreas si tienen riego sanguíneo y pueden ser un indicio de algunas patologías. Casi siempre se dan como consecuencia del consumo prolongado de corticoides farmacéuticos.

¿Por qué se producen las estrías?

Las estrías son el resultado de un estiramiento excesivo de las fibras elásticas de la piel. Su gravedad varía en función de varios factores, incluyendo la genética, el tipo de tensión sobre el tejido y los niveles de cortisona. La cortisona es un tipo de hormona que debilita la elastina de la piel.

A menudo afectan a las mujeres gestantes debido a los cambios que sufre la piel. Sin embargo, también son frecuentes en los adolescentes y personas que sufren cambios bruscos de peso. Hay otros factores de riesgo relacionados con su aparición; los más comunes son:

  • Tener antecedentes familiares de estrías
  • Sufrir sobrepeso u obesidad
  • Estar en un tratamiento con corticoesteroides
  • Someterse a una cirugía de aumento de senos
  • Tener síndrome de Cushing, síndrome de Marfan u otros trastornos genéticos
  • Problemas de las glándulas suprarrenales

¿Cuáles son los síntomas de las estrías?

mujer con estrías en abdomen

Tras conocer qué son las estrías es bueno repasar algunos de sus síntomas característicos. Si bien su forma y tamaño pueden variar en cada persona, dependiendo de la zona afectada y la causa, en general se pueden distinguir por los signos que producen en la piel:

  • Manchas o líneas hundidas sobre la dermis
  • Manchas de color rosa, rojo o amoratado
  • Franjas brillantes que se van atenuando a un color más claro
  • Irregularidades en el abdomen, pecho, caderas, muslos y glúteos
  • Sensación de picazón o quemazón (cuando se están formando)

Cómo funcionan las cremas antiestrías

Crema antiestrías

Las cremas antiestrías son uno de los tratamientos disponibles para combatir este problema estético. Aunque muchas de estas líneas desaparecen por sí solas con el paso del tiempo, la aplicación de este tipo de productos permite atenuarlas con más facilidad.

En su composición pueden contener hidrolizados de elastina, extractos de placenta, líquido amniótico y componentes naturales como los aceites esenciales y extractos de plantas. Sin embargo, su eficacia sigue siendo un tema controvertido, pues no siempre dan los efectos esperados.

El problema es que la industria cosmética ha hecho una falsa publicidad con respecto a la acción de estos tratamientos. A pesar de que es cierto que mejoran el aspecto de la piel, no son milagrosas ni consiguen eliminar al 100% las estrías existentes. En general ayudan a combatirlas cuando se empiezan a utilizar como método preventivo.

Funcionamiento de las cremas antiestrías

Las cremas antiestrías combinan ingredientes que actúan renovando el colágeno y la elastina propia de la piel. Su aplicación tópica estimula la síntesis de colágeno por parte de los fibroblastos, lo que resulta determinante para darle un aspecto renovado a la dermis.

De este modo, cuando se genere un deterioro muscular debido a la aparición de estrías, la piel consigue renovarse para detener y minimizar este problema. De hecho, los tejidos por sí solos pueden cumplir esta tarea, pero no a un ritmo elevado. Si su estiramiento es repentino, disminuye esa capacidad.

El éxito de este tipo de remedios puede variar en función del momento en que se utilicen. Así, si son aplicados antes que aparezcan las marcas, hay más probabilidades de obtener buenos resultados. Esto debido a que producen una acción bioestimulante que ayuda mantener la elasticidad de las fibras para evitar que se rompan.

La recomendación general es elegir una crema que contenga dos principios activos esenciales: la vitamina E y la centella asiática. Ambos actúan en conjunto sobre los tejidos afectados, ayudando a mantener la producción de colágeno y elastina.

Otros tratamientos disponibles para combatir las estrías

tratamientos-de-peeling-para-estrias

Debido a la necesidad de disminuir la aparición y aspecto de las estrías, se han desarrollado una amplia variedad de tratamientos para combatirlas. Por esto, además de las muchas cremas antiestrías del mercado, las personas pueden acceder a modalidades terapéuticas como:

  • Peelings químicos y microdermoabrasión
  • Láser no ablativo
  • Láseres ablativos
  • Terapias con luz y aparatos de radiofrecuencia

Cabe recordar que sumado a todo lo mencionado, la dieta y el ejercicio desempeñan un papel importante. Estos buenos hábitos mejoran la calidad de la piel y minimizan la proliferación de las estrías, inclusive en la etapa del embarazo.

  • Watson, R. E. B., Parry, E. J., Humphries, J. D., Jones, C. J. P., Polson, D. W., Kielty, C. M., & Griffiths, C. E. M. (1998). Fibrillin microfibrils are reduced in skin exhibiting striae distensae. British Journal of Dermatology. https://doi.org/10.1046/j.1365-2133.1998.02257.x
  • Dalforno, T. (2013). Striae distensae. In Update in Cosmetic Dermatology. https://doi.org/10.1007/978-3-642-34029-1_6
  • Young, G. L., & Jewell, D. (2000). Creams for preventing stretch marks in pregnancy. The Cochrane Database of Systematic Reviews. https://doi.org/10.1002/14651858.CD000066
  • García Hernández, J. Á., Madera González, D., Padilla Castillo, M., & Figueras Falcõn, T. (2013). Use of a specific anti-stretch mark cream for preventing or reducing the severity of striae gravidarum. Randomized, double-blind, controlled trial. International Journal of Cosmetic Science. https://doi.org/10.1111/ics.12029