Etapas de la infección del VIH

07 Agosto, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por el biólogo Samuel Antonio Sánchez Amador
La última etapa de la infección por el virus de la inmunodeficiencia humana es el sida y se caracteriza por una destrucción paulatina del sistema inmune. Aún así, esta no es la única fase clínica del virus VIH.
 

Las etapas del VIH comienzan en un contagio, en algún punto de la vida, para desarrollar luego la evolución de la enfermedad con sus múltiples variedades de presentación. No todos los pacientes lo atraviesan de la misma manera.

La infección por el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) y el síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA) son un espectro de enfermedades que, aunque asociadas, resultan diferentes. Según la Organización Panamericana de la Salud (OPS), VIH y sida son conceptos disímiles.

El primer término responde al conjunto de respuestas infectivas provocadas por el virus, mientras que el segundo hace referencia a la etapa final y más grave de la enfermedad. Debido a su importancia epidemiológica a nivel global y la facilidad de contagio, es esencial conocer sus manifestaciones.

¿Cómo se distribuye el VIH?

Según diversos estudios, el nivel de conocimiento acerca de las etapas del VIH es deficiente en muchos estratos sociales. Por ello, resulta de utilidad considerar algunos datos que ponen en perspectiva la situación global.

Aquí te compartimos información que sustenta la Organización Mundial de La Salud (OMS):

  • Este virus se ha cobrado la vida de alrededor de 33 millones de personas a nivel global. Sin embargo, debido a la eficacia del diagnóstico y tratamientos cada vez más avanzados, esta enfermedad se ha convertido en una patología crónica con la que el enfermo puede vivir de forma larga y saludable.
  • Se estima que a finales del 2019, 38 millones de personas estaban infectadas con el VIH.
 
  • El 68 % de estas personas adultas tienen que tomar un tratamiento antirretroviral (TAR) de por vida.
  • Más de la mitad de los pacientes se encuentran en un rango de edad de entre 15 y 49 años.

Como podemos ver, estamos ante una enfermedad vírica muy extendida. Su distribución sesgada por edades responde a una realidad innegable: la mayoría de los casos se transmiten por el intercambio de determinados líquidos (semen y flujo vaginal, entre otros) durante el contacto sexual. El VIH también puede transmitirse de madres a hijos por la leche materna y por contactos de líquido sanguíneo.

Virus del VIH
Los virus como el VIH infectan las células del sistema inmune, debilitándolas y alterando su función protectora.

Para saber más: Segundo paciente curado de VIH

Etapas de la infección del VIH

Este temido virus ataca al sistema inmune, pues destruye células tales como los linfocitos, los macrófagos y las células dendríticas. Esto se traduce en una inmunodeficiencia general en el paciente, lo que le hace ser más vulnerable ante infecciones y cánceres.

Según la sociedad gubernamental infoSIDA, existen tres etapas principales de la infección del VIH. Te las explicamos a continuación.

1. Etapa de infección aguda por VIH

Se caracteriza por su rápida aparición, pues empieza a manifestarse de dos a cuatro semanas tras la infección. Durante esta etapa del VIH, algunas personas experimentan síntomas similares a la gripe. Estudios científicos citan los siguientes signos:

 
  • Fiebre en el 80 % de los casos.
  • Artralgia (dolor en las articulaciones) en el 54 % de los casos.
  • Anorexia en el 54 % de los casos.
  • Otros síntomas como úlceras orales, faringitis y bajada de peso.

En esta etapa, el virus del VIH se reproduce rápidamente y se disemina por todo el cuerpo, destruyendo los glóbulos blancos. En estos primeros pasos infectivos, la concentración en sangre es muy alta, lo que favorece su transmisión.

2. Etapa de infección crónica por VIH

En esta fase, el VIH continúa replicándose en el interior del cuerpo del paciente y deteriorando al sistema inmune, pero se presenta en concentraciones muy bajas. Esto hace que este periodo, en la mayoría de los casos, curse como asintomático.

Sin tratamiento, en unos 10 años esta etapa dará lugar al cuadro clínico del SIDA. Aún así, con medicamentos antirretrovirales (TAR), este proceso puede retrasarse durante varias décadas, a través de las cuales el paciente no es transmisor. Diversos estudios corroboran la eficacia de los esquemas de abordaje con TAR.

3. Sida

Debido a la continuada exposición y destrucción del sistema inmune por parte del virus VIH, en este punto las barreras humanas ya no son capaces de hacer frente a infecciones externas. Una persona se considera con sida cuando tiene un recuento de linfocitos CD4 menor a 200 por cada milímetro cúbico de sangre.

Este es el momento en el que se presentan diversas infecciones oportunistas, las cuales se encuentran recogidas en la definición de sida de la Organización Mundial de la Salud de 1987. Algunas de ellas son las siguientes:

 
  • Septicemia (entrada de las bacterias en sangre) por Salmonella.
  • Tuberculosis.
  • Aspergilosis: enfermedad causada por hongos que se asientan en el tracto respiratorio.
  • Bronquitis y neumonía.
  • Sarcoma de kaposi: un tumor maligno linfático.
  • Carcinomas invasivos.

Estos son algunos ejemplos de infecciones o procesos tumorales que en una persona no inmunodeprimida son muy poco probables. Debido a la debilidad del paciente y su fragilidad ante hongos, protozoos, virus y bacterias, sin tratamiento no hay una esperanza de vida mayor a tres años.

VIH es virus de inmunodeficiencia humano
El VIH atraviesa etapas que culminan en el sida. Esta última fase es crítica y su consecuencia puede ser mortal.

Quizás te pueda interesar: 4 recomendaciones en la dieta para personas con VIH

VIH y sida: ¿qué recordar?

Como hemos podido observar, el virus de la inmunodeficiencia humana ataca en diferentes etapas y el síndrome de inmunodeficiencia adquirida (sida) es la última de ellas. El sistema inmune se debilita y se vuelve susceptible a agentes externos e internos que, en condiciones normales, no representan peligro.

Aún así, esta enfermedad, que antaño se consideraba una muerte segura, a día de hoy presenta abordajes clínicos eficaces que permiten al paciente llevar una vida normal. Si los antirretrovirales se aplican a tiempo, una persona VIH positiva presentará un pronóstico muy positivo.

 
  • VIH/SIDA, Organización Mundial de la Salud. Recogido a 29 de julio en https://www.paho.org/hq/index.php?option=com_content&view=article&id=9573:2019-factsheet-hiv-aids&Itemid=40721&lang=es
  • Villaseñor-Sierra, A., Caballero-Hoyos, R., Hidalgo-San Martín, A., & Santos-Preciado, J. I. (2003). Conocimiento objetivo y subjetivo sobre el VIH/SIDA como predictor del uso de condón en adolescentes. salud pública de méxico45(S1), 73-80.
  • VIH, WHO. Recogido a 29 de julio en https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/hiv-aids
  • Las fases de la infección por el VIH, infoSIDA. Recogido a 29 de julio en https://infosida.nih.gov/understanding-hiv-aids/fact-sheets/19/46/las-fases-de-la-infeccion-por-el-vih#:~:text=Sin%20tratamiento%20con%20medicamentos%20contra,de%20inmunodeficiencia%20adquirida%20(SIDA).
  • Esteban, C. S. (2014). VIH: Infeccion aguda, pesquisa y manejo. Revista Médica Clínica Las Condes25(3), 419-424.
  • Wilson, G., & Wolff, M. (2012). Una década de terapia anti-retroviral: Perfil de pacientes con 10 años de triterapia de alta efectividad. Revista chilena de infectología29(3), 337-343.
  • SIDA: resistir a un agente mortífero, WHO. Recogido a 29 de julio en https://www.who.int/whr/2003/en/Chapter3-es.pdf?ua=1.
  • Palacio, Luz Marina Alonso. "VIH/SIDA, un problema de salud pública." Salud Uninorte 27.2 (2011): v-vi.