¿Cómo evitar que se infecte una herida?

Un correcto tratamiento de la herida será fundamental para evitar que esta se infecte y derive en complicaciones mayores. En ocasiones es posible que haya que acudir al especialista

Antes de pensar en curar una herida en casa, hay que ver sus características. Es importante evaluar si es tan extensa o profunda como para necesitar atención médica.

Los cortes pequeños o raspones superficiales pueden tratarse de manera casera. En caso de que no sea necesario ir a un centro de salud, para evitar que se infecte una herida, es necesario seguir ciertos pasos.

Lavar las manos

Al tratar una herida, deben lavarse las manos con agua y jabón meticulosamente para evitar el contagio de gérmenes o bacterias a la persona que está herida.

Detener el sangrado

Tus heridas tardan en curar

Se utiliza un paño, trapo o tela limpio para presionar suavemente la zona afectada. La presión ayuda al proceso de coagulación de la sangre. El tiempo ideal de presión es entre 20 y 30 minutos.

Para evitar el sangrado en las extremidades, se recomienda elevar la parte del cuerpo herida por encima del corazón.

  • Los brazos o manos se pueden sostener en el aire o posarse en una superficie que se encuentre más alta que el pecho.
  • Las piernas o pies se pueden elevar sobre una pila de almohadas, por ejemplo.

Visita este artículo: Cómo detener el sangrado nasal con 5 remedios naturales

Limpiar la herida

El agua fría es ideal. Arrastrará partículas de arena, tierra o cualquier rastro de suciedad que pueda provocar una infección. La piel que rodea la herida debe lavarse con agua y jabón y posteriormente secarse con una toalla.

  • Si quedan algunas partículas en la herida, pueden retirarse cuidadosamente. Lo haremos con una pinza de cejas esterilizada previamente con alcohol.
  • Las partículas grandes u objetos incrustados deben ser retirados por un especialista sanitario. Al hacerlo de manera casera, se puede generar más daño.
  • Se debe evitar el uso de alcohol, ya que puede generar irritación y retrasar el proceso de cicatrización. Tampoco es recomendable limpiar las heridas con motas de algodón, pues este material deja residuos.

Aplicar antibióticos tópicos para evitar que se infecte una herida

En el mercado hay disponibles cremas y ungüentos con diferentes principios activos para limpiar las heridas. La función de estas cremas es evitar que se infecten, no acelerar el proceso de recuperación.

Cubrir la herida

Quitar la venda de una herida sangrante

Es la manera más efectiva de evitar que la herida se infecte. Si la herida es pequeña se puede utilizar un vendaje adhesivo.

  • Los alérgicos al pegamento de este tipo de vendaje pueden optar por una gasa y cita adhesiva. En el mercado existen opciones hipo alergénicas.
  • Al vendar no es necesario apretar demasiado. Si se ejerce mucha presión con el vendaje se puede obstruir la circulación.
  • El vendaje debe ser cambiado a diario hasta que la herida cicatrice. Si se ensucia o se moja también es recomendable sustituirlo.
  • Se debe evitar la tentación retirar el vendaje constantemente para ver si está cicatrizando.

Mantener la herida en observación

Aunque se sigan todos los pasos necesarios para evitar que se infecte una herida, lo más recomendable es permanecer alerta y observar su evolución.

Si se presentan estos síntomas, es probable que se haya infectado.

La herida:

  • No sana
  • Duele más
  • Enrojece
  • Se inflama
  • Presenta secreciones como pus
  • Se siente “caliente”
  • Da fiebre

En cualquiera de estos casos lo mejor es buscar ayuda.

¿Qué tipos de herida necesitan atención médica?

cuidar-herida-infectada

Ciertas heridas no deben ser tratadas en casa, pues se puede poner en riesgo la vida de la persona afectada.

Estas son:

  • Mordeduras de animales. Tienen altas probabilidades de infectarse.
  • Heridas en las que se pierde la sensibilidad del miembro afectado. No sentir una parte del cuerpo puede ser indicador de una lesión grave de un tendón o hueso.
  • Heridas profundas de más de 5 centímetros. Es posible que puedan requerir sutura.
  • Heridas con objetos incrustados como vidrios, madera o piedras. Si se intenta retirar estos objetos se pueden producir desgarramientos y sangrados.

Te recomendamos leer: Cómo tratar las heridas superficiales con 5 ingredientes antisépticos

Tratamientos para heridas infectadas

Los tratamientos médicos más comunes para tratar heridas infectadas son:

  • Sutura. El médico usa hilo esterilizado para cerrar la herida. Luego retira los puntos al pasar algunos unos días. El tiempo dependerá de la extensión de la herida.

Los puntos nunca deben ser retirados en casa, pues se pueden producir lesiones e infecciones.

  • Tiras adhesivas. Mantienen la herida cerrada de manera similar a la sutura.

Tampoco deben ser retiradas por el paciente. Debe hacerlo el médico.

  • Pegamentos de tejido. También llamados adhesivos tisulares, son sustancias que mantienen cerradas heridas o laceraciones. Son recomendables en heridas pequeñas.

Su uso es ideal en niños, ya que su aplicación es indolora.

[featured-post url=”https://mejorconsalud.com/los-mejores-remedios-naturales-para-cicatrizar-heridas/”]

Categorías: Buenos hábitos Etiquetas: