Flan de zanahoria

Mariela Ibarra Piedrahita · 27 agosto, 2015
Al igual que ocurre con la tarta, el flan de zanahoria es un postre rico en vitaminas y cuyo sabor delicado es perfecto para una merienda o como colofón de una comida familiar.

El flan de zanahoria es un postre muy sabroso que se convertirá en la delicia de todas las personas que viven en tu hogar una vez aprendas a cómo prepararlo. Lo mejor de este postre es que conserva todas las vitaminas que aporta la zanahoria, además de tener un sabor dulce y delicado.

El flan, en general, es uno de los postres más conocidos en el mundo y sus variaciones parecen no tener límites. Así que acompaña el flan de zanahoria con caramelo o arequipe, quedará delicioso de las dos formas. A continuación, te enseñamos cómo preparar este delicioso flan de zanahoria para, aproximadamente, seis personas.

La receta del flan de zanahoria

Ingredientes

  • 6 zanahorias.
  • 120 g de azúcar.
  • 50 g de azúcar moreno.
  • 6 huevos grandes.
  • 25 ml de agua.

Utensilios

  • Flanera o molde.
  • Olla mediana y grande.
  • Bol para remover.
  • Colador.
  • Cuchillo.
  • Batidora.
  • Licuadora.

Lee: Propiedades y beneficios de la zanahoria

Preparación

Flan zanahoria

  • Retira la piel de las zanahorias después de haberlas lavado muy bien.
  • Corta las zanahorias en trozos pequeños y licua.
  • Usando un colador, retira la pulpa y demás residuos de la zanahoria para que te quede solo el zumo.
  • Deposita el zumo en una olla y deja que se cocine a fuego lento, cuando empiece a humear, puedes incorporar una ramita de canela para que tome buen olor.
  • Pasados unos minutos, retira la olla del fuego y deja que se enfríe durante el tiempo que sea necesario a temperatura ambiente.
  • Para el caramelo, disuelve el azúcar moreno en el agua y deje hervir por unos minutos, cuando haya espesado, retira del fuego y deposita el caramelo en el fondo del recipiente.
  • Precalienta el horno a 180 °C.
  • Pon los huevos en un bol grande y bátelos junto al azúcar regular hasta que haya blanqueado y esté espumoso, procura que la mezcla sea suelta y sin residuos de los cristales de azúcar.
  • Cuando estén listos los huevos y el azúcar, añade el zumo de zanahoria que tenías reservado, bate con la batidora hasta que todo se haya incorporado apropiadamente.
  • Prepara el baño de María vertiendo la mezcla en la olla mediana y poniéndola dentro de una olla grande con agua.
  • Hornea durante media hora aproximadamente.
  • Cuando el flan se haya horneado, retíralo del horno y deja que se enfríe por completo a temperatura ambiente.
  • Vierte el flan en el molde en el cual vas a servirlo, teniendo cuidado de no irte a quemar con el flan o el caramelo.

Descubre: Receta para preparar un flan de forma rápida

Algunas recomendaciones

En el caso de que nuestro flan de zanahoria sobre, es mejor guardarlo en la nevera hasta que lo volvamos a consumir. La razón está en que, así, no perderá su consistencia y, también, mantendrá toda su frescura. Algo indispensable para disfrutar de un flan delicioso.

Asimismo, si deseamos decorar nuestro flan de zanahoria podemos preparar un merengue o, simplemente, reservar parte del caramelo y ponerlo por encima del postre justo en el momento de servir. Esto le dará un toque delicioso.

Caramelo flan

Datos de interés

  • El tiempo de preparación promedio de este postre es de entre treinta y cincuenta minutos, aunque esto dependerá mucho de la cantidad de mezcla y del tamaño del molde.
  • No sería bueno que dejes cocinar mucho tiempo el caramelo, pues si el agua se consume mucho, al enfriarse se pondrá muy duro y se pegará al fondo del molde.
  • Si vas a utilizar flaneras individuales, recuerda que el tiempo de preparación en el horno es mucho menor, no tomará más de 15 minutos, sin embargo, debes permanecer atento al horno para que no se queme.
  • Ten presente que no es prudente desmoldar de inmediato, pues el flan se deformará.
  • Este postre es delicioso con té, por lo tanto, trata de probarlo durante la merienda, o cuando tengas alguna visita que quieras impresionar.
  • Decora o preparar tu flan de la forma que más te guste, recuerda experimentar con sabores y texturas pero, ante todo, disfrutando lo que haces por ti mismo, tu familia y amigos.
  • Si usas frutas dulces en la receta, lo mejor es que no la toques mucho.

Esperamos que, con estos consejos, logres preparar un delicioso flan de zanahoria. Te animamos a que improvises con la decoración para sorprender a tus comensales. Recuerda guardar el flan en la nevera si sobra para poder continuar disfrutándolo los siguientes días.