Fluoxetina: usos y efectos secundarios

13 septiembre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la farmacéutica María Vijande
La fluoxetina tiene varias indicaciones, no obstante, la más conocida es el tratamiento de la depresión, tanto en formas leves como graves.

La fluoxetina es un fármaco antidepresivo que pertenece al grupo de los inhibidores selectivos de la recaptación de la serotonina (ISRS). Actúa inhibiendo de forma selectiva la recaptación de serotonina en la membrana presináptica neuronal. De esta forma, potencia el efecto de este neurotransmisor.

Por otro lado, fluoxetina apenas presenta actividad anticolinérgica y sedante como efectos secundarios. Veamos para qué se utiliza y qué precauciones hay que tomar.

Indicaciones de fluoxetina

fluoxetina

En adultos, la fluoxetina tiene varias indicaciones, no obstante, la más conocida es el tratamiento de la depresión, tanto en formas leves como graves. Se usa con frecuencia para tratar la ansiedad y también en los trastornos obsesivos compulsivos (TOC). También está indicada en algunos trastornos de la conducta alimentaria como la bulimia nerviosa. En estos pacientes, está indicada como complemento a la psicoterapia.

La fluoxetina se emplea en niños a partir de 8 años y en adolescentes para tratar episodios depresivos moderados o graves cuando no hay respuesta a la terapia psicológica. En estos pacientes, siempre debe haber una combinación del fármaco con la terapia psicológica.

Cómo tomar fluoxetina

Este fármaco se presenta en comprimidos dispersables o cápsulas para administración por vía oral. Se puede administrar con o sin alimentos, pero, si hay molestias gastrointestinales, puede ser conveniente administrar el medicamento con algún alimento.

Lo habitual es tomarlo por la mañana, inicialmente, a una dosis pequeña que irás aumentando según te indique el médico. Suele evitarse su uso por la noche porque puede empeorar el sueño, aunque a veces la dosis se reparte en dos tomas al día.

Por otra parte, la fluoxetina se absorbe rápidamente, obteniendo su máxima concentración plasmática a las 6-8 horas. Se metaboliza ampliamente en el hígado, dando lugar a un metabolito activo llamado norfluoxetina.

Se elimina mayoritariamente por orina en forma de metabolito y un pequeño porcentaje se elimina de forma inalterada. Este medicamento tarda en eliminarse de 4 a 6 días y su metabolito activo de 4 a 16. En caso de que haya insuficiencia hepática, tarda más tiempo en ser expulsado del organismo.

Descubre: Bulimia nerviosa: causas, síntomas y tratamiento

Posología

Adultos

La dosis máxima de fluoxetina para cualquier indicación es de 80 mg al día en adultos. Veamos las dosis recomendadas para las diferentes indicaciones:

  • Depresión: 20 mg al día, por la mañana. Después de varias semanas de tratamiento, puede incrementarse la dosis diaria, si es necesario, hasta un máximo de 80 mg/día. Las dosis superiores a 20 mg/día deben administrarse en dos tomas.
  • Bulimia: 60 mg/día.
  • Trastorno obsesivo compulsivo: 20-60 mg/día. Las dosis iniciales de 40-60 mg han demostrado un comienzo de acción más rápido que las de los pacientes que toman 20 mg/día.

Ancianos

La dosis máxima de fluoxetina en este grupo de pacientes es de 60 mg al día. De forma general, se recomienda una dosis de 20 mg/día. En raras ocasiones, se pasará de 40 mg/día. En casos de seria disfunción hepática o de insuficiencia renal, hay que reducir la dosis a 20 mg cada 48 horas.

Contraindicaciones

contraindicaciones de fluoxetina

Entre las contraindicaciones de fluoxetina se incluyen:

  • Alergia a fluoxetina.
  • La asociación con un inhibidor de la monoaminooxidasa (IMAO): no debe administrarse en combinación con IMAO, ni tampoco durante los 14 días posteriores a la suspensión de un tratamiento con un IMAO. Debido a que fluoxetina y su principal metabolito tienen vidas medias de eliminación prolongadas, deberá pasar un mínimo de 5 semanas entre la suspensión de fluoxetina y el comienzo de un tratamiento con IMAO.
  • Insuficiencia renal grave.
  • Epilepsia inestable o incontrolada.

Efectos adversos de fluoxetina

Los efectos adversos de fluoxetina son, en general, frecuentes, aunque moderadamente importantes. En la mayor parte de los casos, las reacciones adversas son una prolongación de la acción farmacológica y afectan principalmente al sistema nervioso central.

Las reacciones adversas más frecuentes son:

No obstante, de forma ocasional, pueden aparecer efectos como temblor, mareos, sequedad de boca, manía o hipomanía. Incluso, algunas veces aparece astenia, sedación, reducción de la líbido, sudoración, dolor abdominal, prurito, síntomas gripales, palpitaciones e incontinencia urinaria.

Más raramente pueden aparecer convulsiones, acatisia, ataxia, alucinaciones, neuropatía, psicosis, estomatitis, gingivitis, epistaxis, dermatitis de contacto, alopecia e hipotensión. El tratamiento debe suspenderse inmediatamente en el caso de que experimentes algún episodio de erupciones exantemáticas.

También te puede interesar: Anorexia nerviosa: síntomas, causas y tratamiento

Conclusión

Fluoxetina es un medicamento que presenta una rápida absorción, pero que puede precisar entre 2 y 4 semanas de tratamiento para alcanzar una respuesta clínica significativa.

  • Mitchell, J. E., Steffen, K., Ertelt, T., & Marino, J. (2012). Bulimia Nervosa. In Encyclopedia of Human Behavior: Second Edition. https://doi.org/10.1016/B978-0-12-375000-6.00076-8

  • Tiraboschi, P., & Spagnoli, A. (1989). Fluoxetina. Medicina - Rivista Della Enciclopedia Medica Italiana.

  • Bolaños Ríos, Patricia; Cabrera Rodríguez, R. (2008). Influencia de los psicofármacos en el peso corporal. TRASTORNOS DE LA CONDUCTA ALIMENTARIA.