Frexting: ¿sabes qué es?

Toda mujer necesita sentirse linda, sensual y atractiva con su cuerpo y el estilo que tiene. El frexting llegó para hacer realidad este deseo. A continuación, lo que debes saber del frexting.

Frexting es uno de los últimos conceptos que ganó un lugar importante en las interacciones femeninas. A medida que avanzan las tecnologías, surgen nuevos estilos de comunicación. Cada día surgen categorías más segmentadas de intercambio de mensajes de todo tipo.

Generalmente, las imágenes son las encabezan la lista en la mayoría de las conversaciones. Una combinación de amistad con sensualidad es la tendencia entre las mujeres heterosexuales. El frexting consiste en enviar a las amigas fotografías especiales, con el fin de recibir a cambio una opinión agradable.

Actualmente, si un marido revisa el celular de su mujer, muy seguramente encontrará una imagen de la mejor amiga de su esposa en bikini. No es para preocuparse, es solo un nuevo código que tienen las chicas.

Frexting: ¿Una faceta homosexual de las mujeres?

Mujer haciéndose un selfie.

El frexting se da solo entre mujeres que gustan de hombres, pero que necesitan levantar su autoestima. Esta práctica implica el intercambio de estos mensajes con amigas igualmente heterosexuales, ya que estas siempre les dirán la verdad y lo necesario para animarlas. Al enviar la foto, suelen recibir grandes halagos.

Asimismo, es un buen ejercicio para posturas que luego utilizarán en sus perfiles sociales. A través del frexting, las mujeres hacen una prueba con las críticas de su grupo. Si tienen bellos comentarios, es un hecho que captarán muchos más en las redes sociales.

Lo mismo sucede cuando salen de compras o deben elegir el mejor vestido para una noche romántica. El frexting les da la oportunidad de lucir lo que compran o de que les digan lo hermoso que les sienta ese vestido. Incluso, hasta pueden recibir algún consejo para combinar.

Si existe alguna intención sexual con la persona a la que se le envía la foto, entonces deja de ser frexting. En este caso, se estaría hablando de sexting con todas las aristas que conlleva. Es necesario decir que algunas personas consideran que, en el fondo, a las mujeres les excita mostrarse eróticamente entre sus pares.

Las imágenes que se compartan jamás serán de desnudez absoluta. Claramente, eso tendría una carga sexual que nada tiene que ver con esta tendencia. Como regla, la publicación que se haga fuera del grupo solo se realiza con el consentimiento de la fotografiada. Si ella no lo desea, queda solo entre las amigas que la vieron.

El lado narcisista del frexting

Mujer haciéndose un selfie.

El frexting alimenta la actitud narcisista de las mujeres. Ellas envían las fotografías y saben que la respuesta será una caricia al ego. Frases como: “Eres la amiga más bella” o “Ninguna luciría ese escote mejor que tú “, son esperadas. Puede decirse que es una excelente herramienta para recibir todos los piropos necesarios para sentirse la más hermosa.

Si el comentario proviene de un hombre, tal vez no resulte tan creíble. Muchas mujeres desconfían de los caballeros que las adulan demasiado, ya que lo más seguro es que tengan otro interés. Para las mujeres que practican el frexting, solo las amigas dicen la verdad con cariño, respeto y sin ninguna intención sexual.

Leer también: Mi círculo de amigas, mi apoyo social y emocional.

Posibles consecuencias del frexting

Estrés

Si la mujer se compromete demasiado con el frexting, comienza a subir sus niveles de ansiedad. Algunas llegan al extremo de necesitar la aprobación de sus amigas para cada ocasión. Puede convertirse en un comportamiento compulsivo que enferma a la persona y molesta al círculo más íntimo.

Problemas de peso

Las mujeres comienzan a dedicar excesiva atención a dietas para bajar de peso, con el único fin de estar más delgadas que las demás. La idealización del cuerpo empieza a ganar un lugar en las prioridades de aquellas que viven pendientes del frexting. Es entonces cuando los trastornos alimenticios se convierten en los peores enemigos.

Mujeres haciéndose un selfie.

Exposiciones públicas

Tal como le sucede a muchas celebridades, las fotografías podrían filtrarse y salir a la luz. La pérdida de un dispositivo o una amiga enojada son algunas de las causas por las cuales las imágenes se hacen públicas. Como consecuencia de esta exposición, pueden sentirse avergonzadas o ganar problemas con sus parejas.

Como en todo movimiento comunicacional, existen defensores y opositores del frexting. Las grandes discusiones se relacionan con la posibilidad de generar adicciones a las redes y naturalizar la idea del cuerpo perfecto. Pero más allá de las diferencias, el concepto y la práctica del frexting están instalados.

Mujeres de todo el mundo son felices cada día al recibir una hermosa “crítica” de su foto. Igualmente, las amigas parecen mucho más fieles con cada comentario.