Fudge de fresa (dulce de azúcar o turrón helado)

Además de hacerlo de fresa puedes variar tanto el sabor principal como los frutos secos utilizados, o incluso obviar estos últimos si padeces algún tipo de alergia

El fudge es una palabra inglesa que significa “dulce de azúcar”. Este dulce de azúcar o fudge es una especie de turrón helado que se sirve frío y puede ser de varios sabores, dependiendo del ingrediente que quieras (chocolate, nata, fresa, limón…). Además, puede llevar o no frutos secos, sobretodo almendras y avellanas.

En esta receta vamos a mostrarte cómo hacer un delicioso fudge de fresa.

Fudge de fresa

Fresas

Datos:

  • Tiempo total: 4 horas y 30 minutos
  • Tiempo de preparación: 30 minutos
  • Tiempo de cocción: 4 horas

Ingredientes:

  • 3 tazas de azúcar
  • 3/4 taza de mantequilla
  • 140 gramos de leche evaporada
  • 340 gramos de chocolate blanco
  • 250 gramos de crema de fresa
  • 1 taza de nueces picadas
  • 1 cucharadita de vainilla

Preparación:

Forrar un molde de 22 centímetros cuadrados con papel aluminio.

En una cacerola, mezcla el azúcar, la mantequilla y la leche. Llevar a ebullición a fuego medio, removiendo con frecuencia. Continúa cocinando hasta que la mezcla llegue a 234ºC midiéndolo en un termómetro de dulces.

Añadir el chocolate blanco y crema de fresa, revolviendo para combinar. Añadir las nueces y la vainilla y remover bien.

Verter en el molde preparado.

Enfriar durante al menos 4 horas.

Cuando esté listo, tira el papel de aluminio y corta en cuadrados.

Vamos a ver ahora otra variante del fudge de fresa:

Turrón helado de fresa con avellanas caramelizadas

Este impresionante fudge de fresa se puede hacer hasta varios días antes, conservar en el congelador y sacarlo cuando vayas a servir.

Ingredientes

Para la salsa de fresa:

  • 250 g de fresas
  • 2 cucharadas de miel
  • Azúcar, al gusto

Para las avellanas caramelizadas

  • 100 g de azúcar en polvo
  • 100 g de avellanas

Para el turrón helado

  • 6 claras de huevo
  • 225 g de azúcar en polvo
  • 125 g de fresas
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla
  • 375 ml de crema de leche

Preparación

Mascarillafacialdefresasymiel3 (1)

Precalienta el horno a 140 ºC

Para la salsa de fresa, mezclar las fresas y la miel en un bol y luego volcar sobre una rejilla de alambre, que se distribuyen en una bandeja de horno. Secar las fresas en el horno durante cuatro horas, o hasta que esté seco pero todavía blando.

Reserva unas fresas para el aderezo y mezcla el resto en la batidora, hasta que quede suave. Añadir el azúcar, al gusto.

Para las avellanas caramelizadas, calentar el azúcar en una sartén a fuego alto, hasta que se derrita y queden doradas. Revuelve las avellanas y continuar la cocción durante otros 2 minutos aproximadamente.

Inclina la mezcla hacia fuera sobre una bandeja forrada con papel de hornear. Deja enfriar por completo, luego romper en trozos pequeños con un rodillo.

Para el turrón

Pon las claras de huevo y el azúcar en un tazón y cocer al baño maría. Batir la mezcla hasta que esté espumosa y el azúcar se haya disuelto.

Retira el recipiente del fuego y continuar batiendo hasta que la base de la taza sea fresca y la mezcla tenga picos firmes cuando se quita la batidora.

Montaje

Vierte la mezcla en seis moldes individuales ligeramente aceitados o una terrina. Coloca encima avellanas caramelizadas y luego salsa de fresa. Congela durante la noche.

Para servir, sumergir los moldes en un poco de agua caliente durante unos segundos, luego poner un plato.

Como podrás ver, tendrás un turrón helado en tu mesa, muy vistoso y delicioso. Puedes variar los frutos secos caramelizados de la receta anterior, como avellanas, almendras o nueces, por ejemplo.

Además, puedes variar el sabor de fresa empleando otras frutas o cremas de las recetas anteriores. Por ejemplo, puedes probar a hacer fudge de limón, fudge de piña, fudge de cocoel chocolate y la vainilla pueden ser claros protagonistas de un fudge exitoso y que será recordado por tus invitados durante mucho tiempo.

Esta receta de fudge de fresa puede ser saboreada en verano, como postre delicioso o merienda fresca. Aunque en invierno será un toque divertido y diferente a una cena especial o evento. Si vas a organizar una fiesta infantil o cumpleaños, opta por un fudge de fresa mejor sin frutos secos para evitar algún tipo de alergia. ¡A disfrutar!

Categorías: Recetas Etiquetas:
Te puede gustar