Cómo hacer una torta de milhojas fácilmente

Te traemos una deliciosa receta de torta de milhojas que puedes preparar con toda facilidad una tarde cuando algo dulce se te antoje.

Si hay una receta que destaca en cuanto a repostería se refiere, es la torta de milhojas. Un postre protagonista de muchos cumpleaños y comidas especiales, que combina sabores y, capa tras capa, llena de encanto nuestro paladar. Cuando tiene un toque frío y húmedo, se vuelve aún más deliciosa.

Aprendamos a prepararla en casa.

Pero ahora bien, antes de entrar en materia debemos mostrarte parte de la historia que está detrás de esta creación tan excepcional. Inicialmente, se cree que el origen de este torta es francés. Sin embargo, también es un pastel muy común en algunos países sudamericanos.

Por otro lado, la torta de milhojas, como ya te hemos mencionado está compuesta de capas pero, ¿tienes idea de qué están hechas estas membranas? En efecto, de hojaldre.

Previamente horneadas, forman el “esqueleto” de este riquísimo postre y son la base para después aplicar el relleno que las cubre. Lo cierto es que esta torta no te dejará nada indiferente y posiblemente te empiece a gustar más de lo que creías.

Sin embargo, siempre hay que tener en cuenta la salud. Mientras el consumo de postres sea con moderación, no tendrás problemas al darte un capricho de vez en cuando.

Quizás te interese: Postres helados que se pueden comer todo el año.

¿Qué necesitas para hacer una deliciosa torta de milhojas?

Cocinero batiendo crema en un bol con demás ingredientes para elaborarla en la mesa.

Crema pastelera

Ingredientes:

  • 2 tazas de margarina sin sal (360 g).
  • 6 huevos.
  • 1/2 taza de leche (125 ml).
  • 1 cucharada de pisco (15 ml).
  • 2 planchas de hojaldre rectangulares (300 g).
  • 1 cucharada de esencia de vainilla (15 mL).
  • 6 cucharadas de azúcar (90 g).
  • 3 cucharadas de azúcar nevada o azúcar glas (45 g).
  • 3 cucharadas de fécula de maíz (45 g).

Preparación:

  1. Lo primero que tienes que hacer es el relleno de crema pastelera. Para esto, necesitarás mezclar la fécula de maíz con un chorro de leche. Mantendrás en reserva.
  2. Luego, batirás los huevos con la margarina y en conjunto con el azúcar. Notarás que obtendrás una mezcla espumosa. Al conseguirla, también reservarás.
  3. Ahora, el restante de leche que tienes la mezclarás con el pisco, la esencia de vainilla y calentar hasta que llegue al punto de ebullición.
  4. Una vez haya alcanzado la ebullición, apaga el fuego e incorpora la mezcla de huevos, margarina y azúcar.
  5. Seguidamente, vuelve a colocar toda la mezcla en una olla con fuego lento y finalmente añade la fécula de maíz y leche.
  6. Continuarás revolviendo hasta conseguir el espesor ideal de la crema. Debe quedar sin grumos y completamente homogénea.
  7. Presta atención a la consistencia de la mezcla. Es importante que continúes removiendo a medida que enfríe. De lo contrario, podría no quedar bien y cuajar de una manera incorrecta.
  8. Lista la crema, refrigera y reserva para emplearla luego con la realización de las capas de hojaldre.

También puedes leer: Aprende a preparar esta deliciosa crema de ajo blanco.

Capas de hojaldre para la torta de milhojas

Capas crudas de hojaldre.

Preparación:

  1. Cortarás las planchas de hojaldre en dos mitades y guardarás el restante para emplear después.
  2. Utilizarás un molde apto para horno cubierto con papel sulfurizado y colocarás las capas cortadas de hojaldre.
  3. Posteriormente, asegúrate de que las planchas de hojaldre estén bien puesta en el fondo. Para esto, pincha con un tenedor y no dejes que levante el hojaldre.
  4. Espolvorea el azúcar encima de las capas. 
  5. Repetirás este proceso hasta cumplir con toda la cantidad que tengas a disposición.
  6. Precalienta el horno a 185 ºC, tanto por arriba como por debajo.
  7. Luego introduce los moldes durante 15 minutos.
  8. Pasado este tiempo, retira las capas de hojaldre del horno y resérvalas en la rejilla del horno.
  9. Ahora, retira la crema del refrigerador, vuelve a batirla para asegurarte que esté homogénea y traspásala a una manga pastelera.
  10. Comenzarás con el armado de la torta de milhojas. Primero una capa de hojaldre, después relleno, luego otra capa de hojaldre y azúcar nevada o glas.
  11. Repetirás este procedimiento hasta culminar con la totalidad de las capas.
  12. Finalmente, espolvorea azúcar nevada por encima y habrás terminado.
  13. Recuerda poner en el frigorífico para mayor disfrute.