Hierbas medicinales para aliviar el estrés

El estrés supone a día de hoy una de las condiciones psicológicas más comunes y con mayor impacto entre la población.

Somos esas personas cuya mente va más rápido que la vida y que carece además, de adecuadas estrategias para manejar mejor sus emociones. Así, dimensiones como la angustia, la preocupación excesiva o el agotamiento mental, tienen su impacto directo sobre nuestra salud.

Afrontar mejor estas situaciones no es fácil. Necesitamos de un enfoque amplio, holístico y multidisciplinar.

De este modo, es necesario que contemos siempre con una buena ayuda profesional, la cual, combinada con mejores hábitos de vida y cambios en nuestra alimentación generarán sin duda un cambio positivo en nuestro bienestar.

Asimismo, no podemos descuidar tampoco los beneficios que la naturaleza pone siempre a nuestra disposición. Existen hierbas medicinales muy adecuadas para reducir el cansancio y favorecer la relajación.

Conocer estas plantas es una ventaja más que podemos usar a nuestro favor. No obstante, no dudemos en consultar también con nuestro médico la conveniencia o no de usar determinadas propuestas naturales.

En caso de que ya tomemos alguna medicación es obligatorio contar con consejo profesional.

La importancia de gestionar nuestro estrés

 

Es interesante saber que las mujeres reciben en mayor grado el impacto del estrés que los hombres. Así, desde la Asociación Psicológica Americana (APA) nos indican que el género femenino es más sensible a estos estados.

Sin embargo, tienen una ventaja frente a los hombres: pueden lidiar mejor con él, reaccionan antes y suelen dar el primer paso en busca de ayuda o apoyo social. Los hombres, por su parte arrastran en ocasiones estos estados de forma crónica y silenciosa sin animarse a dar el paso, a pedir ayuda o a realizar cambios.

Por ello, es imprescindible que sea cual sea nuestro género, trabajo o edad, tengamos muy claro un aspecto: cuidar de las emociones es cuidar de nuestra salud. Descuidar la preocupación de hoy supone que ese malestar sea más grande el día de mañana. Tengamos en cuenta por tanto estas dimensiones.

  • Debemos aprender a establecer prioridades. La salud, la calma y el bienestar es prioritario.
  • Piensa que la vida es muy corta y que debes vivirla con calidad.
  • Es importante disponer de tu propio tiempo y tu propio espacio personal.
  • Rodéate de personas positivas y significativas. Perfiles enriquecedores que no te traen preocupaciones.
  • Practica algún deporte.
  • Practica el yoga o el Mindfulness, son muy adecuados para combatir el estrés.
  • Cuida tu alimentación.

¿Qué hierbas medicinales pueden ayudarme a reducir el estrés?

En la revista médica Nutrition Journal contamos con un interesante estudio donde nos hablan de los beneficios de determinadas plantas y suplementos alimenticios, para combatir el estrés y los estados de ansiedad.

Así, de una muestra de 2619 personas, el 71% mostró una mejoría muy positiva tras someterse a este tipo de enfoques complementarios.

Veamos por tanto qué plantas medicinales pueden ayudarnos.

1. La infusión de romero

El romero es una planta calmante, un sedante y una planta esencial para desinflamar. Cuando sufrimos estrés es muy común por ejemplo que suframos problemas digestivos como dolor de estómago, malas digestiones, diarreas, gases e incluso colon irritable.

Todos estos procesos pueden ser aliviados si nos tomamos una o dos infusiones de romero al día. Es más, desde la Facultad de enfermería Christine E Lynn, en Florida Atlantic University, realizaron un estudio donde se demostró su efectividad para aliviar el estrés.

Ingredientes

  • 1 cucharadita romero seco (5 g)
  • 1 cucharadita de miel (5 g)
  • 1 vaso de agua (200 ml)

Preparación

Lleva a ebullición esa cucharada de romero seco. Permite que esté al fuego 15 minutos y que repose otros 10. Endulza con miel y bebe después de las comidas.

2. Infusión de lavanda y melisa

Infusión de melisa.

Una infusión delicada, aromática y deliciosa para tus sentidos, tus nervios y tu organismo. No dudes en probarla combinada. Como ya sabes la lavanda es una planta medicinal relajante por excelencia, favorece el descanso y relaja. Utilizada junto a la melisa potencia los efectos cuidando además de nuestro sistema digestivo, calmando además el dolor de cabeza.

Ingredientes

  • 1 cucharadita de melisa o toronjil (5 g)
  • 1 cucharadita de lavanda (5 g)
  • 1 cucharadita de miel (5g)
  • 1 vaso de agua (200 ml)

Preparación

Puedes tomar de dos a tres tazas al día. No tienes más que poner un vaso de agua a hervir e incluir dos ramitas de lavanda y tres hojas de melisa en cada toma. Deja que llegue a ebullición y que repose, después añade un poquito de miel. Es deliciosa.

3. Valeriana y tila

Volvemos a hacer una sutil combinación para encontrar mayores y deliciosos efectos. Puedes tomar esta infusión de valeriana y tila por la mañana y por la noche antes de ir a dormir. Son dos infusiones muy comunes utilizadas sobre todo para relajar, calmar y descansar.

Desde la revista Psychopharmacology Research, nos explican en un estudio su utilidad para tratar no solo los estados de estrés, también es útil en el insomnio ocasional.

Ingredientes

  • 1 cucharada de raíz de valeriana (10 g)
  • 1 cucharada de tila (10 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

Preparación

  • Calentar el agua hasta que hierva.
  • Añade la valeriana y la tila y deja que esté 10 minutos al fuego.
  • Dejar reposar 10 minutos.
  • Colar y beber (hasta 3 tazas al día)

4. La Pasiflora o pasionaria

Puedes encontrarla en tiendas naturales. Es sin duda una de las plantas más utilizadas para tratar procesos de estrés, para la depresión y para aliviar el dolor de cabeza.

Tratamiento con pasiflora

  • 3 infusiones al día con media cucharadita de la planta (2,5 g) en un vaso de agua (200 ml)
  • Extractos líquidos: 10 a 30 gotas, 3 veces al día.
  • Tinturas: 10 a 60 gotas, 3 veces al día.

5. Manzanilla

Té de manzanillla.
La manzanilla o camomila tiene una larga tradición curativa. Utilizada desde la antigüedad, sigue sin perder su trono dentro de las hierbas medicinales: es digestiva, mejora el descanso, reduce la inflamación, calma el dolor de garganta…

Así, en estudio llevado a cabo en la Universidad de Cleveland, en Ohio, quedaron demostradas hasta 13 de sus bondades, entre las que estaba la reducción del estrés y ansiedad.

Introducir la manzanilla en nuestra dieta puede ser sin duda una de las mejores elecciones para nuestra salud física y psicológica.

Ingredientes

  • 1 cucharada de manzanilla (10 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)
  • 1 cucharada de miel (5g)

Preparación

  • Calentar el agua hasta que hierva.
  • Añade la manzanilla deja que esté 10 minutos al fuego.
  • Dejar reposar 10 minutos.
  • Colar y beber (hasta 3 tazas al día)

Para concluir, las hierbas medicinales pueden ser un complemento ideal para el tratamiento del estrés. No obstante, no dudemos en consultar con un profesional especializado en caso de que este estado se alargue en el tiempo. La salud es lo primero.