Hipotiroidismo: 5 claves para un desayuno saludable y adecuado

Valeria Sabater 18 octubre, 2016
Para mejorar los problemas de hipotiroidismo nada más adecuado que comenzar el día con un buen aporte de yodo a través de fuentes naturales, como los arándanos o la avena

Vivir con hipotiroidismo no es fácil. A pesar de ser una enfermedad que responde bien a un adecuado tratamiento médico, hay algo que saben muy bien todos los pacientes: es necesario cambiar los hábitos alimenticios.

Cualquier alteración en nuestra glándula tiroides desarrolla una serie de cambios en nuestro organismo que van a obligarnos a establecer nuevas rutinas, y por supuesto, a comer más sano.

En caso del hipotiroidismo lo que ocurre es que hay un déficit de la hormona tiroidea. Algo así genera que, poco a poco, la actividad orgánica que afecta a funciones metabólicas, neuronales, cardiocirculatorias y digestivas cambie.

Subimos de peso, el cabello pierde fortaleza, nos sentimos cansados, nuestra temperatura interna varía… Son alteraciones que generan a menudo un importante impacto en muchas personas.

Sin embargo, como decimos, los tratamientos médicos son efectivos y los pacientes pueden volver a estabilizar la actividad de su glándula tiroides.

Ahora bien, mientras seguimos ese tratamiento farmacológico… ¿Qué estrategias alimenticias deberíamos seguir? A continuación te ofrecemos 5 pautas para tu desayuno.

1. Sí a las bebidas naturales para tratar el hipotiroidismo

Dieta de la zanahoria

Un primer aspecto que nos aclaran los nutricionistas con respecto del hipertiroidismo es que debemos llevar una dieta equilibrada.

Es decir, sabemos, por ejemplo, que aumentar nuestras dosis de yodo regulará nuestra glándula tiroides cuando esta funciona en un nivel bajo.

Descubre también 8 beneficios que la espirulina nos ofrece para nuestra salud

Ahora bien, no se trata en absoluto de consumir en exclusiva alimentos que tengan este mineral. No hay que cometer excesos ni llegar a los extremos.

  • Algo que también debemos recordar es que el café, así como el té o la soja no son muy saludables en caso de hipertiroidismo. Aunque no por ello, vamos a excluirlos para siempre de nuestra dieta.

Podemos tomarlos de forma ocasional, pero no varias veces al día.

  • Somos conscientes también de que empezar el día sin una buena taza de café puede ser algo traumático. Sin embargo, no pasa nada si tomamos una sola taza tres veces por semana.

Lo que sí debemos cuidar en nuestra alimentación es el beneficiarnos de fruta y verdura fresca. Así pues, toma nota de qué bebidas naturales te vendrá bien incluir en tus desayunos.

  • Jugo natural de zanahoria
  • Jugo natural de manzana.
  • Licuado de pepino, limón y espirulina.

2. El ajo

El ajo es muy adecuado para regular nuestra tiroides y tratar el hipotiroidismo. Nos ayuda porque es rico en yodo y selenio, dos minerales esenciales en este tipo de enfermedad.

Descubre por qué deberíamos tomar un diente de ajo con leche para dormir mejor

Nos permitirá acelerar el metabolismo y  mejorar muchos de nuestros procesos básicos. Te recomendamos que lo consumas del siguiente modo:

  • Unta dos dientes de ajo en una tostada de pan integral.
  • Asimismo, también puedes prepararte una sabrosa tortilla con ajos, puesto que los huevos también son muy adecuados en caso de hipotiroidismo.

3. Copos de avena

avena-desayuno

Puedes consumir avena junto a una pieza de manzana, de kiwis, fresas o melocotones.

  • Su acción digestiva nos permitirá, por un lado, regular el tránsito intestinal, un problema común en caso de hipotiroidismo.
  • Por otro lado, su contenido en yodo nos ayudará a regular las funciones metabólicas así como las hormonales.
  • Tampoco podemos olvidar que la avena mejora nuestro estado de ánimo, regula el colesterol malo o LDL y es muy saciante.

¡No dudes en incluir avena en tu desayuno!

4. Cereales integrales con nueces

Los granos integrales nos aportan nutrientes, fibras y minerales muy adecuados para el hipotiroidismo.

  • Además, nos permiten regular el balance del azúcar en sangre y controlar el apetito.
  • Los cereales integrales son básicos para aumentar nuestros niveles en yodo. Si, además, añadimos a nuestro tazón unas nueces y un poco de fruta, tendremos un desayuno completo y sabroso.

4. El yogur orgánico natural

Yogur natural para el hipotiroidismo

Si no tienes ninguna intolerancia a la lactosa, el yogur natural es una propuesta sensacional para tus desayunos, ya que es un probiótico natural muy rico en yodo.

Busca uno de elaboración orgánica. No obstante, si los sabes elaborar tú mismo, será mucho más beneficioso.

5. Arándanos

¿Lo sabías? Los arándanos son estos tesoros de la naturaleza ricos en antioxidantes que, además, se alzan en una fuente muy poderosa de yodo.

  • Intenta consumirlos cuando sea la temporada. Si los combinas con el yogur natural o con un buen tazón de avena tendrás otra opción de desayuno sensacional.

Para concluir, un modo de empezar bien el día es cuidar de nuestra glándula tiroides a través del desayuno. Estas opciones que te hemos sugerido te serán muy beneficiosas en caso de hipotiroidismo.

No obstante, ten en cuenta también que la actividad física aumenta la actividad metabólica.

Así pues, y si tienes tiempo, después de un buen desayuno no hay nada mejor que salir a caminar o practicar yoga. Ciertas posturas activan la tiroides, al comprimir, flexibilizar y estimular la zona donde esta glándula está ubicada.

¡Vale la pena tenerlo en cuenta!

Te puede gustar