6 ideas para reutilizar los utensilios viejos de la cocina

Fernando Clementin 27 junio, 2018
¿Te gusta reciclar objetos del hogar que ya no usas? Date una vuelta por tu cocina y evalúa si puedes hacer alguna de estas creaciones con esos utensilios viejos que hace tanto tienes guardados.

Por más que tengamos una cocina repleta de toda clase de elementos y herramientas, la realidad es que, por lo general, siempre usamos los mismos. En estos casos, así como en aquellos en los que decidimos hacer una renovación, quedan otros sin uso. ¿Cómo podemos reutilizar los utensilios viejos de la cocina?

La creatividad a la hora de reciclar elementos puede ir mucho más allá de lo que te imaginas. Si bien es común escuchar sobre la reutilización de herramientas y objetos del jardín, ¿habías pensado que también las cosas de tu cocina pueden brindarte otras utilidades?

A continuación, te ofreceremos algunas ideas más que interesantes para que amplíes el abanico de posibilidades en el hogar. Con estos consejos, conocerás más formas de reutilizar los utensilios viejos de la cocina.

6 maneras de reutilizar los utensilios viejos de la cocina

1. Marcadores para huerto con cucharas

Si tienes cucharas que ya no uses, puedes darles una nueva funcionalidad. Dibújales los vegetales que quieras señalar o escribe sus nombres en la parte interna de la cuchara. Luego, simplemente clávala en el espacio de tu huerto que corresponda, ¡y listo!

También existe otra alternativa similar que puedes hacer con cosas de la cocina; necesitarás solo corchos y tenedores sin uso. El proceso es muy parecido: escribe sobre la superficie del corcho el nombre del vegetal y luego clava el tenedor; la parte del mango será la que quedará enterrada en el suelo.

Te puede interesar: Haz de tu balcón tu pequeño huerto particular.

2. Macetas con tazas

Puedes sacar provecho de la moda de los cactus para reutilizar utensilios viejos de la cocina como las tazas o los frascos de vidrio. El método de creación de este adorno es sumamente sencillo: primero, coloca algunas piedras rústicas en el fondo de la taza.

Posteriormente, coloca un 50 % de tierra para cactus y otro 50 % de tierra común. Procede a colocar el cactus delicadamente y, como paso final, agrega unas piedras decorativas por encima.

Cactus en macetas para decorar.

3. Portavelas con batidoras de mano

Un uso innovador y sumamente original para las batidoras de mano que ya no uses es utilizarlas como portavelas colgantes. Simplemente deberás poner una vela pequeña en su interior y colgarla en algún lugar de tu cocina u hogar. Si deseas, también puedes pintarla para darle un toque único.

Lee también: Las velas: significado y usos para tu hogar.

4. Copas como centro de mesa

Casi todo el mundo tiene un juego de copas que rara vez usa. Si es tu caso, puedes “sacrificar” una de ellas para armar un hermoso centro de mesa.

Hay muchas opciones: puedes pintar su parte externa con diferentes motivos o frases; también está la posibilidad de dejarlas como están y añadirles flores, piedras decorativas pequeñas y velas en su interior.

En último lugar, si cuentas con una vela de boca ancha, prueba a agregarle agua y colocar en ella una vela flotante o una flor acuática. ¡Será un detalle precioso para una cena romántica o para una reunión familiar!

5. Portalápices con un rallador

Una muy buena idea para reutilizar los ralladores viejos es convertirlos en portalápices. El detalle con respecto a este truco es que debe ser uno de esos ralladores con una sola boca, ya que los elementos necesitarán un fondo en el cual apoyarse.

Al igual que en otras de las opciones comentadas, puedes pintarlo para combinarlo con otros elementos del hogar. Una de las principales ventajas de este artefacto es que fácilmente puedes colgarlo en una pared o pizarra; así ganarás mucho espacio en tu lugar de trabajo, estudio o lectura.

Elementos de decoración para tu cocina.

6. Perchas con amasadores

Con algunos instrumentos de bricolage, puedes crear unas perchas hermosas y muy prácticas usando amasadores —también llamados rodillos o palos de amasar— en desuso.

Tienes varias alternativas a disposición:

  • La primera consiste en añadir ganchos al propio rodillo. Luego, con unas hembrillas, lo cuelgas de la pared y listo, servirá para carteras y otros elementos de menor tamaño.
  • En cambio, si pretendes algo más grande, puedes cortar varios rodillos a la mitad y anexarlos a un rectángulo de madera más grande, que será la base que quedará amurada a la pared.

En ambos casos, puedes optar entre pintar las piezas de un color que te agrade, lijarlas un poco para darles un toque rústico o bien combinar ambas ideas, en ese orden. Como último paso, recomendamos pasar cera por encima de la madera para resguardar su estado.

Con estas seis ideas, podrás reutilizar los utensilios viejos de la cocina que ya creías descartados. Solo bastará un poco de ingenio para escoger qué uso quieres darles; ¡adelante, a trabajar!

Te puede gustar