Impresiones 3D para mejorar la educación sexual

La inserción de las impresiones 3D para mejorar la educación sexual es un ejemplo más de los buenos usos de la tecnología para contribuir a la creación de una sociedad más libre, comprensiva y saludable

Una investigadora francesa está intentando cambiar el modelo de educación sexual. Pronto se utilizará una nueva herramienta para perfeccionar la enseñanza: la impresión 3D.

Con la pretensión de que chicos y chicas se familiarizaran con el órgano sexual femenino, la sociomédica y profesora Odile Fillod desarrolló una reproducción exacta de cómo es realmente el clítoris.

Según afirma, la educación sexual en el país galo nunca ha sido evaluada de forma correcta, a pesar de que las pocas encuestas existentes sugieren que es muy pobre. Esta percepción no es exclusiva de Francia. Esta área apenas está presente en las aulas. Como mucho, se le dedica unas horas un par de veces al año.

Por ello, muchos especialistas en el campo están mirando con expectación la propuesta francesa. Si funciona allí, puede servir de  inspiración para que los gobiernos se atrevan a dar luz verde a proyectos similares.

El clítoris a través de impresiones 3D para mejorar la educación sexual

Impresión en 3D del clítoris para educación sexual

Gracias al uso de las impresiones 3D, se evidencian las enormes similitudes entre el pene y el clítoris. De hecho, los fetos tienen la misma genitalidad hasta las 12 semanas de embarazo. Es entonces cuando la estructura comienza a diferenciarse y cuando se forma el clítoris o el pene.

El clítoris mide entre 5 y 11 centímetros, aunque gran parte está escondido. Asimismo, se hincha cuando se estimula, como sucede con el pene. Por tanto, podemos hablar de erección del mismo. Su longitud puede llegar a triplicarse.

Se trata de una zona muy sensible, con 8000 terminaciones nerviosas. Teniendo esto en cuenta, no puede sorprendernos que las mujeres requieran la estimulación del clítoris para llegar al orgasmo.

Sin embargo, a diferencia de lo que se cree, la función del órgano no es solo la de proporcionar placer, sino que también desempeña un papel muy importante en el sistema inmunitario.

Lee también: 5 mitos sobre el sexo

La importancia de crecer libre de mitos

Árbol en crecimiento

La revolución que supondrán las impresiones 3D para mejorar la educación sexual será espectacular. Los niños no tendrán que recurrir a conversaciones de patio de colegio para averiguar lo que no se atreven a preguntar a sus padres.

Es más, es bastante posible que, gracias a esta tecnología, los más pequeños sean quienes enseñen a sus familias. Esto es importante porque los rumores y mitos que hay alrededor de la sexualidad impiden que se disfrute de ella con libertad.

Además, la mala información es la raíz de los repuntes de embarazos no deseados o de determinadas enfermedades de transmisión sexual que se creía eliminadas.

Cabe destacar el acierto de la médico francesa al elegir el clítoris para presentar su propuesta. Con este gesto pone de manifiesto el oscurantismo y la desinformación tradicional en relación con los genitales femeninos. Al enseñarlo tal cual es, se confirma su importancia en el placer de las mujeres.

De este modo, los adolescentes lo contemplarán como una parte importante a la hora de tener relaciones sexuales, desde el primer momento en el que se planteen tenerlas. Los jóvenes aprenderán que no todo es penetración.

La tecnología visibilizará la diversidad sexual

Mujer apuntando a los símbolos de los sexos

Las últimas décadas han constituido un huracán en el terreno de la sexualidad. El auge del pensamiento científico, junto con la incorporación de voces distinto dentro de la misma, ha traído consigo un universo de conocimiento.

Así, en el terreno fisiológico, se ha normalizado y explicado la intersexualidad. Esta consiste en la presencia de órganos reproductores masculinos y femeninos en una misma persona. Cuando un fenómeno como este sucedía hace tiempo se tomaba como un estigma. Una vergüenza que se debía esconder.

Hoy esto está cambiando, se acepta con más naturalidad, amén de servir para abrir debates interesantes con respecto a los géneros. Si quieres saber más sobre ello, te recomendamos que la fantástica película de Lucía Puenzo XXY.

Visita este artículo: Asexualidad: cuando no siento deseo sexual

Así pues, pensemos en los beneficios que tendremos cuando hechos como este formen parte de nuestras vidas desde pequeños, gracias a las impresiones 3D para mejorar la educación sexual.

Pensemos en el paso adelante que supondrá visualizar y manipular “cuerpos” con estas características. El paso hacia la comprensión y la libertad será gigantesco. La propuesta está generando mucho entusiasmo y muchas esperanzas.

Las personas que creen que la educación es la vía más segura y estable para el progreso y el respeto están muy ilusionadas. Es posible que, con esta innovación, crezca la primera generación sin prejuicios, libre y abierta a las diferencias.