Infusiones naturales para la arteriosclerosis

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Maricela Jiménez López el 5 diciembre, 2018
Además de consumir estas infusiones es importante llevar una dieta sana, minimizar la ingesta de sal e incluir alimentos ricos en antioxidantes y ácidos grasos omega-3, así como realizar actividad física

La medicina natural puede ser un complemento para prevenir la arteriosclerosis. Mediante ciertas plantas medicinales, podemos ayudar a frenar el proceso. Así, podemos reducir la posibilidad de sufrir un accidente cardiovascular.

A continuación veremos cómo utilizar infusiones y tratamientos naturales para intentar evitar la arteriosclerosis y los accidentes cardiovasculares.

¿Qué es la arteriosclerosis  y cómo la podemos tratar naturalmente?

La arteriosclerosis es, fundamentalmente, el endurecimiento de las arterias y de los vasos sanguíneos.

Puede suceder por un proceso degenerativo natural. Con los años, los vasos tienden a volverse gruesos y rígidos. De esta forma, puede verse restringido el flujo de sangre hacia los órganos y los tejidos.

De esta forma, se incrementa el riesgo de sufrir graves accidentes cardiovasculares.

Además, también puede ser consecuencia de una placa de ateroma. Por ello, resulta importante  mantener los niveles de colesterol y de presión arterial controlados.

Los buenos hábitos alimenticios son esenciales para ayudar a controlar los niveles de presión arterial.Además, el uso de algunos tratamientos médicos también puede ser útil cuando estos niveles están demasiado altos.

Tampoco se debe olvidar que existen plantas medicinales las cuales, combinadas de una manera adecuada, se pueden utilizar como remedios caseros para ayudar a prevenir y frenar la arteriosclerosis.

A continuación veremos algunos remedios caseros que son muy efectivos para evitar la arteriosclerosis.

Infusión de árnica para tratar la arteriosclerosis

arnica giorgio para la arteriosclerosis

Para realizar esta infusión serán necesarias algunas otras plantas en partes iguales:

  • Árnica
  • Consuelda mayor
  • Milenrama
  • Cola de caballo
  • Bolsa de pastor.

Estas hierbas deben estar secas y bien mezcladas. En primer lugar, se prepara una infusión utilizando una cucharada de hierbas por taza de agua hirviendo.

Posteriormente se tapa y se deja reposar durante unos diez minutos para luego tomarla dos veces al día.

Esta infusión tiene efectos diuréticos. Por lo tanto, se debe tomar con precaución si por algún motivo se corre el riesgo de sufrir una deshidratación.

El árnica también actúa sobre el sistema de coagulación así que no debe recomendarse sin antes conocer la historia clínica del paciente y los medicamentos que toma.

Tratamiento natural para la arteriosclerosis con tila y espino blanco

En nuestra vida, sufrimos algunos problemas que nos producen estrés. Este a su vez nos puede causar una tensión arterial alta, la cual puede hacer que la arteriosclerosis sea más grave. Sin embargo, podemos hacer una mezcla de plantas que pueden ayudar a controlar la ansiedad. De esta forma, contribuirán a regular la presión arterial. Para esto necesitamos:

  • Diez gramos de tormentilla
  • 10 gramos de espino blanco
  • Diez gramos de milenrama
  • Quince gramos de anís verde
  • Veinticinco gramos de flores de tilo

Estas ramas deben estar secas. Es necesario mezclarlas bien. Después, una cucharada sopera y, posteriormente, se hierve una taza de agua para hacer la infusión. Se tapa y se deja reposar durante diez minutos para luego beberla una o dos veces por día.

Remedios caseros para la arteriosclerosis con llantén y menta

menta wiccked

Para preparar esta infusión se mezclan:

  • Diez gramos de hinojo o de anís verde.
  • Diez gramos de llantén.
  • Quince gramos de menta.
  • Veinte gramos de fuco vejigoso.

Para realizar esta infusión se deben tomar 250 mililitros de agua hirviendo. Entonces, se le agrega una cucharada de esta mezcla de ramas. Es recomendable tomar dos tazas al día.

Tratamiento para prevenir la arteriosclerosis

Para prevenir esta enfermedad se debe llevar una alimentación sana. Lo ideal es tomar productos ricos en antioxidantes y en ácidos grasos omega-3.

Además, se debe hacer lo posible por controlar al máximo la ingesta de sal, especialmente si estás sufriendo de la presión arterial alta.

Si combinas estos tratamientos adecuadamente y te esmeras en mantener una sana alimentación, además de realizar algo de deporte, reducirás el riesgo de sufrir arteriosclerosis.

Sin embargo, la arterioesclerosis y la presion sanguínea deben siempre controlarse y ser monitoreadas por un médico.