¿Hay insectos en tu hogar? Descubre cómo ahuyentarlos

Ángela Aragón 7 septiembre, 2016
Para impedir que los insectos entren en nuestra casa podemos optar por barreras físicas como las mosquiteras o bien utilizar pesticidas o repelentes naturales que los ahuyenten

Los insectos no suelen ser de los animales más queridos. Y es que hay pocas cosas más molestas que despertarte en mitad de la noche por el zumbido de un mosquito que sobrevuela sobre tu cabeza.

Dicho sonido activa tu sistema de alerta, por lo que produce insomnio. Además, el cansancio del día siguiente es incomparable, debido al estado de vigilancia en el que nos dormimos durante toda la noche.

Si esto te ha ocurrido alguna vez, lo habrás afrontado con una única obsesión: acabar con ellos. Hay muchos métodos que sirven de ayuda para acabar con los insectos en tu hogar, sin embargo, no todos sirven para todo.

Por otra parte, cuando estamos en pleno cambio estacional, es probable que se produzca una aparición repentina de distintos tipos de insectos, en especial hormigas y cucarachas.

Si bien estas no producen picaduras, su presencia en casa es indeseable por higiene y por la incomodidad que generan a su alrededor.

Insectos voladores y corredores

hormigas

Como se puede intuir, la diferencia esencial entre uno y otro es el medio en el que se mueven.

Mientras los insectos voladores usan el aire para moverse, los corredores se arrastran o andan por el suelo.

Es importante tener en cuenta esto para atajarlos, ya que lo más útil para ahuyentarlos es actuar sobre sus elementos.

Recuerda que todos los animales tienen una función en el medio ambiente. Nuestro principal objetivo tiene que ser alejarlos de casa y no matarlos, a no ser que se hayan convertido en una plaga incontrolable.

Trucos para evitar la presencia de insectos en tu hogar

1. Mosquiteras

Es una solución muy eficaz. Solo tienes que colocar una tela mecánica en las ventanas y otras vías de acceso. El objetivo es que el aire pueda entrar en tu apartamento, al tiempo que los insectos quedan retenidos tras la malla.

Es cierto que desde el punto de vista estético no es lo mejor que puedes hacer, pero presenta la ventaja de que no es tóxico. Así, la posibilidad de alergias u otras afecciones que pueden producir los químicos está descartada.

2. Insecticidas eléctricos

Como la anterior, esta está indicada para los voladores. Están disponibles en todos los supermercados y droguerías.

Se trata de unos enchufes que disponen de unos aplicadores especiales. Estos están llenos de una sustancia que los mosquitos detectan gracias al olfato. Acto seguido, las catalogan como amenaza y deciden huir de la misma.

Al utilizarlos es recomendable que dejes las puertas abiertas, sobre todo si la habitación es muy pequeña. Los humanos no percibimos el líquido, pero lo inhalamos, por lo que podemos enfermarnos.

Toma esta precaución siempre que puedas, sobre todo si hay niños.

3. Plantas aromáticas para luchar contra los insectos en tu hogar

plantas aromáticas contra los insectos

Quizá esta sea la más sencilla y la más funcional. Las mejores plantas son:

Como sucedía con el remedio anterior, la clave está en el olor.

En cuanto lo detecten, los insectos no querrán acercarse al lugar donde estas estén. Además, podrás usarlas para cocinar o para otros remedios naturales.

4. Conservar bien los alimentos

Es bueno para evitar tanto los voladores como los corredores. La comida es un manjar irresistible para ambos grupos.

Lo mejor es guardarla en el frigorífico o en envases herméticamente cerrados, con la meta de que no estén ni al alcance de su olfato, ni de ellos.

5. Tapar las grietas con silicona

silicona contra los insectos

Aquellos insectos que se mueven andando o arrastrándose encuentran en las grietas de las paredes y los sanitarios un camino perfecto para entrar a tu casa.

Por ello, si quieres deshacerte de los mismos lo ideal es sellar todas las que detectes.

6. Verter repelentes en las vías de acceso

Este recurso es similar al del insecticida eléctrico. En este caso, debes poner el producto directamente bajo las puertas, ventanas, balcones, etc.

Ten en cuenta la toxicidad de los mismos y procura tener el espacio abierto durante un tiempo.

Con estos sencillos consejos te desharás de los insectos en tu hogar, sin la necesidad de matarlos.

Así, alcanzarás un alto grado de confort sin dañar el medio ambiente. Es una cuestión que todo el mundo debería tener en cuenta, ya que nos estamos jugando la salud de nuestra verdadera casa: el planeta.

Te puede gustar