Jarabe natural y casero para la tos seca

Es muy molesta y se puede sufrir en cualquier época del año. Para prevenir y aliviar la tos seca puedes elaborar en casa este jarabe y tenerlo siempre a mano. Es muy efectivo y fácil de hacer.

Descubre en este artículo cómo puedes preparar de manera muy sencilla en casa este jarabe natural para prevenir y tratar la tos seca.

Este tipo de tos no solamente se sufre en épocas de frío, sino que muchas personas la padecen a menudo, a veces a medianoche, lo cual les impide tener un descanso reparador.

Las ventajas del jarabe natural

Jarabe para la tos

Si nos decidimos a preparar un jarabe natural en casa veremos que no es complicado y, además, podremos elegir los ingredientes que más nos gusten y nos convengan. De este modo, también podremos evitar los azúcares o edulcorantes que contienen muchos otros jarabes, los cuales pueden ser también contraproducentes para curar la tos seca de manera definitiva, así como para la salud en general.

Lee también: 5 remedios naturales para la tos seca que puedes hacer en casa

En su lugar, optaremos por la miel de abeja o la miel de caña, dos alimentos mucho más beneficiosos, ya que son ricos en vitaminas y minerales que van a sumar beneficios al tratamiento.

Recomendamos conseguir una miel ecológica, que no haya sido sometida a altas temperaturas para asegurarnos de que contenga todos sus nutrientes.

 

Ingredientes

Ingredientes

A continuación detallamos los ingredientes que necesitamos para elaborar este jarabe natural:

  • Jugo de uva: Debemos hacerlo nosotros mismos, con uvas ecológicas que incluyan su piel y su semilla. Si no tenemos licuadora, podemos batir las uvas con un poco de agua y después colar el jugo.
  • Jengibre: Esta raíz exótica no puede faltar en este jarabe, ya que, además de cuidar la garganta, también nos aporta todo el calor que necesitamos. Usaremos jengibre crudo rallado.
  • Limón: Las frutas cítricas, además de funcionar como conservantes para que el jarabe dure más, contienen muchos nutrientes curativos para cualquier enfermedad. Su contenido en vitamina C, en especial si usamos la peladura, nos subirá las defensas del organismo y nos ayudará a combatir la tos seca.
  • Naranja: Las propiedades de la naranja son parecidas a las del limón, y también usaremos su peladura, por lo que tanto el limón como la naranja deberán ser ecológicos.
  • Llantén: El llantén es una planta medicinal que suaviza nuestra garganta y la mantiene hidratada para evitar que se reseque.
  • Malva: Las flores de malva actúan de manera similar a las del llantén. En ambos casos usaremos la planta seca.
  • Cebolla: Nos puede sorprender que uno de los ingredientes sea la cebolla, pero no podemos dejar de añadirla, ya que sus propiedades para eliminar la mucosidad son muy potentes. La añadiremos en poca cantidad y su sabor quedará muy disimulado.
  • Pimienta de cayena: Usaremos solamente una pizca, ya que esta especia es muy picante pero a la vez muy medicinal, y nos ayuda a eliminar mucosidad y fluidificarla de manera inmediata.
  • Miel de abeja o miel de caña ecológica.

 

¿Qué necesitamos?

En una cazuela pondremos los siguientes ingredientes y cantidades:

  • 1 vaso grande (250 ml) de jugo de uva casero.
  • Unos 20 gramos de ralladura de jengibre fresco.
  • El jugo y la peladura de un limón ecológico.
  • El jugo y la peladura de una naranja ecológica.
  • 1 vaso (200 ml) de infusión concentrada de llantén y malva.
  • Media cebolla cortada en trocitos pequeños.
  • Una pizca de pimienta de cayena en polvo.
  • 5 cucharadas soperas (unos 90 gr) de miel ecológica de abeja o de caña.

Visita este artículo: Las mil y una aplicaciones de la malva en la salud y belleza

¿Cómo lo elaboramos?

Cómo lo elaboramos

  • Una vez tenemos los ingredientes del jarabe natural listos y preparados, lo pondremos todo en una olla y lo dejaremos cocer a fuego muy lento, para que el líquido se vaya concentrando cada vez más.
  • Lo dejaremos hirviendo durante aproximadamente una hora, aunque podemos probarlo para valorar si lo queremos más o menos concentrado. Lo importante es que hierva por lo menos media hora.
  • Lo dejaremos entibiar y lo introduciremos en un frasco de cristal que podamos cerrar herméticamente.
  • Lo guardaremos en la nevera.

 

¿Cómo lo tomamos?

  • De manera preventiva podemos tomarnos una cucharada sopera en ayunas.
  • Para tratar el problema tomaremos una cucharada sopera media hora antes de cada comida.
  • Si por la noche nos despertamos por culpa de la tos seca, también podemos tomarnos en ese momento medio vaso de agua caliente con una cucharada sopera del jarabe.
  • Las personas que tienen trastornos digestivos, si les resulta demasiado fuerte, pueden mezclarlo con agua tibia o con una infusión de té verde o rooibos.
Te puede gustar