La felicidad reduce el ictus

Aunque es conveniente acompañar esa actitud positiva con actividad física y una vida sana, lo cierto es que ser feliz podría reducir hasta en un 10% el riesgo de sufrir un ictus

Nuestro estado de ánimo tiene efectos sobre la salud. Por ello, si estamos felices, nos sentimos sanos y llenos de energía.

¿Sabías que la felicidad reduce el ictus o accidente cerebrovascular? En este artículo te contamos más al respecto.

La felicidad es buena para la salud

pensamiento positivo

Ser optimista, ver el medio vaso lleno y buscar la felicidad en todos lados es beneficioso para la salud.

Según una investigación de la Universidad de Michigan (Estados Unidos), aquellos que deciden hacer de la alegría su modo de vida tienen menos probabilidades de sufrir un ictus.

Hasta el momento se sabía que la felicidad repercute positivamente en el sistema inmunitario, la salud cardíaca y la cicatrización de las heridas, pero este nuevo estudio le añade otra ventaja más.

La muestra para llegar a esta conclusión se tomó en personas mayores de 50 años residentes en Estados Unidos y ya jubilados.

Tras analizar las vidas de los participantes se dieron cuenta de que ser optimista y feliz reduce en casi un 10% la posibilidad de sufrir ataques cerebrovasculares.

felicidad

Para ser feliz y positivo un individuo ha de buscar siempre la enseñanza de los problemas, hacer actividades recreativas, estar en contacto con otras personas, practicar deporte y comer de forma saludable.

El director del estudio, Eric Kim, ha indicado:

“(…) de la misma manera que la depresión nos afecta de manera negativa, el optimismo lo hace de forma positiva. La felicidad es más que ausencia de tristeza o depresión: es una actitud que nos ayuda a ver lo bueno de la vida”.

Lee también: 5 cosas que no sabes aún sobre mi depresión: mi enfermedad invisible

Además, se ha encontrado una relación entre el bajo índice de pesimismo y un menor riesgo de ictus en personas mayores de 60 años.

El matrimonio y el deporte también evitan el ictus

El matrimonio

En la Universidad de Tel Aviv (Israel) han realizado un estudio en relación a las consecuencias de disfrutar de un matrimonio feliz en los hombres. Según esta investigación, reduce el riesgo de morir por derrame cerebral.

Los participantes tuvieron que responder ciertas preguntas sobre su estado civil y sus niveles de felicidad.

Tras el seguimiento correspondiente, se llegó a la conclusión de que los hombres solteros tenían un 64% más de riesgo de sufrir ictus que los casados.

Sin embargo, el matrimonio por si solo no es suficiente, ya que para se necesita mantenerse feliz con la pareja.

Los resultados que arrojó la investigación hablan por si solos: los casados infelices tienen un 65 % más posibilidades de morir por un accidente cerebrovascular.

Por otra parte, la práctica habitual de ejercicio reduce los factores de riesgo y previene el ictus, tanto en hombres como en mujeres.

Este dato no hay que dejarlo de lado ya que el ataque cerebrovascular es la segunda causa de muerte en España y afecta a miles de personas.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) afirma que el 75 % de los pacientes que lo sufren son mayores de 65 años.

Hacer ejercicio desde edades tempranas y, sobre todo, después de los 45 años reduce los efectos negativos del paso del tiempo a nivel cerebral.

La OMS recomienda realizar, al menos, 150 minutos de actividad física por semana.

Consejos para evitar el ictus cerebral

Consejos para evitar el ictus cerebral

Cada 29 de octubre se celebra el Día Internacional del Ictus, cuyo objetivo es concienciar a la gente sobre esta afección que en un 70% de los casos se puede prevenir.

El derrame cerebral es una de las principales causas de discapacidad en el mundo y se divide en dos tipos: ataque cerebral isquémico y hemorragia cerebral.

El primero es causado por un bloqueo en la arteria que lleva sangre al cerebro, y el segundo por una ruptura de dicha arteria y el posterior sangrado dentro de la masa cerebral.

Los síntomas que indican inicios de ictus son:

  • Dolor de cabeza fuerte
  • Hemiplejía (parálisis de un lateral del cuerpo)
  • Adormecimiento de un lado del cuerpo
  • Pérdida de visión en un ojo
  • Visión doble
  • Problemas para hablar

Un episodio puede durar entre algunos segundos y varios minutos y luego desparecer. No obstante, no podemos desestimarlos, aunque sólo hayan sucedido una vez.

Para prevenir un derrame cerebral aconsejamos:

Medir tu presión arterial

presión arterial alta

La hipertensión es uno de los factores de riesgo más importantes. Cuando la presión es elevada, el corazón y las arterias deben hacer más esfuerzo para transportar la sangre y hay más posibilidades de rupturas o bloqueos.

Dejar de fumar

Los componentes del cigarrillo no solo se almacenan en los pulmones sino que, además, empeoran la salud cardíaca. Esto quiere decir que las arterias y venas no pueden trabajar como corresponde en una persona fumadora.

Reducir el colesterol

La grasa acumulada en las paredes de las arterias debido a nuestra alimentación desequilibrada aumenta las posibilidades de desarrollar obstrucciones en la sangre que se irriga hacia el cerebro.

Visita este artículo: 5 consejos para reducir el colesterol en tu desayuno

Bajar de peso

Bebida natural para bajar de peso y eliminar las toxinas

La obesidad se asocia a muchas enfermedades y problemas (entre ellos, ataques cerebrovasculares). Conoce cuál es tu peso ideal y realiza ejercicio y dieta para bajar los kilos de más.

Controla el azúcar en sangre

Los diabéticos tienen más posibilidad de sufrir ictus, ya que los desequilibrios en los niveles de insulina afectan a los vasos sanguíneos.

 

Te puede gustar