La loratadina: ¿para qué sirve y cuáles son sus contraindicaciones?

16 Septiembre, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la farmacéutica María Vijande
La loratadina es un fármaco que se interacciona con los receptores histamínicos H1. En concreto, compite con la histamina para la unión a este tipo de receptores.

La loratadina es un fármaco antihistamínico H-1 activo que se utiliza para tratar los síntomas de la alergia y se administra vía oral.

A diferencia de otros medicamentos antihistamínicos, como el astemizol o la terfenadina, la loratadina no produce sedación. Esto se debe a su pequeña penetración en el sistema nervioso central y a que presenta una pequeña afinidad a los receptores H-1 en esta parta del organismo. Este medicamento tampoco se asocia a torsades de pointes, que son taquicardias ventriculares.

Este antihistamínico se suele combinar con otro medicamento, la pseudoefedrina, que es un descongestionante, útil para resfriados y para reducir los síntomas alérgicos.

En este sentido, la loratadina está indicada para aliviar los síntomas de urticaria crónica y otras afecciones alérgicas dermatológicas. Además, funciona para el tratamiento y control de los síntomas de la rinitis alérgica como los estornudos, rinorrea y el prurito.

A su vez, ayuda al alivio de la conjuntivitis alérgica y sus síntomas tales como: lagrimeo y escozor de los ojos.

¿Cómo se desencadenan los síntomas alérgicos?

loratadina

La alergia es una reacción aumentada del organismo a partículas o sustancias que son inofensivas para la mayoría de las proteínas. Las sustancias a la que es alérgico se denomina alérgeno y los síntomas son definidos como “reacciones alérgicas”.

Cuando un alérgeno penetra en el organismo de una persona alérgica al mismo, el sistema inmune, que son las defensas innatas del organismo, responde produciendo muchos anticuerpos frente a esa sustancia.

Los anticuerpos son unas moléculas proteicas que se encargan de combatir la sustancia extraña que ha entrado en el organismo.

La sucesiva exposición al mismo alérgeno hará que ese anticuerpo produzca la liberación de mediadores químicos que provocarán los síntomas típicos de la reacción alérgica.

Entre estos síntomas podemos encontrar:

  • Cutáneas: enrojecimiento, inflamación, picor, erupción.
  • En los ojos y en los oídos: picos, ojos rojos y lagrimeo.
  • En las vías respiratorias: estornudos, tos y picor en la garganta.
  • Digestivas: lesiones en la piel, respiratorias y vómitos.

Descubre: 9 alergias más comunes entre los niños

Mecanismo de acción: ¿cómo ejerce la loratadina el efecto en el organismo?

Pastillas de loratadina para la alergia

Como hemos dicho, la loratadina es un fármaco que interacciona con los receptores histamínicos H1. En concreto, compite con la histamina para la unión a este tipo de receptores.

Se trata de un antagonismo competitivo que evita que la histamina se fije a su receptor y bloquea los efectos de la misma sobre los receptores del tracto digestivo, útero, grandes vasos y músculos bronquiales.

Los bloqueantes H1 tienen una serie de propiedades que comparten con anticolinérgicos, antiespasmódicos y bloqueantes gangliotónicos y adrenérgicos.

Sin embargo, la loratadina está prácticamente desprovista de efectos anticolinérgicos y los estudios in vitro han puesto de manifiesto que este medicamentos solo tienen una débil afinidad hacia los receptores colinérgicos y alfa-adrenérgicos.

Lee también: Acetilcolina

Contraindicaciones de uso de la loratadina

loratadina

Este medicamento está contraindicado en personas que tengan hipersensibilidad conocida al mismo. La pequeña actividad anticolinérgica de las antihistaminas H1 puede provocar que se espesen las secreciones bronquiales.

De esta forma, los ataques agudos de asma se pueden agravar. No obstante, esta actividad anticolinérgica no excluye el uso de antihistamínicos en enfermos asmáticos, en particular cuando se usan fármacos como la loratadina con un mínimo componente anticolinérgico.

Además, la loratadina puede producir aletargamiento y somnolencia en algunos pacientes. Razón por la cual es fundamental informar a este tipo de pacientes sobre el peligro que genera conducir o utilizar maquinaria peligrosa si está bajo tratamiento con este medicamento.

Por otra parte, es importante tener en cuenta que en niños menores de 2 años todavía no se ha establecido la seguridad y la eficacia de este fármaco. Por ello, no se debe utilizar en este grupo de población.

Las mujeres en periodo de lactancia que estén tratadas con loratadina deben evitar el consumo del mismo, ya que se excreta, en parte, por la leche materna.

La loratadina es un medicamento muy utilizado

La loratadina es un medicamento ampliamente utilizado para combatir los síntomas alérgicos. Debe su eficacia a la capacidad de interacciones con los receptores de la histamina H1, evitando la unión de la histamina con los mismos.

Presenta la ventaja de no producir sedación en los pacientes que lo consumen. Sin embargo, está contraindicado en una serie de situaciones por las complicaciones que puede desencadenar.

Consulta con tu médico o farmacéutico cualquier duda que tengas sobre el tratamiento con loratadina y no dudes en compartir con ellos cualquier efecto que sientas después del tratamiento con el mismo.

  • Aguilar, A. G. (1996). Antihistamínicos. Revista Alergia Mexico.
  • Álvarez Navascués, R., Bastardo, Z., Fernández Díaz, M., Guerediaga, J., Quiñones, L., & Pinto, J. (2003). Loratadina y nefritis intersticial aguda. Nefrologia.
  • Gomez, C. (2003). Los antihistamínicos y sus usos. Cimed.