Las mejores 3 recetas con calabaza para cenar

24 noviembre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la nutricionista Eliana Delgado Villanueva
La calabaza es el vegetal ideal para realizar cualquier platillo que tengas en mente. Además, es un alimento nutritivo que saciará tu hambre hasta la hora de dormir.

La calabaza es un alimento versátil que puede incluirse dentro de cualquier plan de alimentación saludable. Es baja en calorías y contiene importantes nutrientes que promueven el bienestar. ¿Te gustaría aprender a preparar recetas con calabaza?

Por sus interesantes propiedades, este vegetal ha sido fuente de diversas investigaciones. Un estudio publicado en Nutrition Research and Practice, determinó que la calabaza es rica en hidratos de carbono, proteína, grasa, fibra y vitaminas y minerales.

Además, contiene otros componentes bioactivos, como los tocoferoles, los carotenoides y el β-sitosterol. Por tal razón, se trata de un alimento nutritivo que hace importantes aportes al organismo. Así pues, no dudes en añadirlo en tu dieta con estas recetas.

3 recetas con calabaza

1. Pasta de calabaza

En esta ocasión necesitarás usar una herramienta especial para poder darle a la calabaza la forma del espagueti. Se trata de un espiralizador que puedes adquirir en muchos lugares, como tiendas especializadas en gastronomía.

Ingredientes

  • ½ calabaza pequeña (900 g)
  • ½ taza de champiñones (50 g)
  • 4 dientes de ajo
  • 1 cucharada de pimienta (15 g)
  • 2 cucharadas de sal (30 g)
  • ½ cucharada de orégano (8 g)
  • 1 cucharada de aceite de oliva (15 ml)

Preparación

  1. Pela, lava y corta por la mitad la calabaza.
  2. Utiliza el espiralizador para darle forma de pasta a los trozos de calabaza.
  3. Sofríe las espirales de calabaza junto con los champiñones en una sartén a fuego medio. Te llevará aproximadamente unos 10 minutos.
  4. A continuación, ve agregando el resto los ingredientes uno a uno y revuelve bien para que los sabores se mezclen.
  5. Por último, retira del fuego, deja que se enfríe un poco y disfruta de una rica pasta de calabaza hecha en casa. Puedes añadir un poco de queso parmesano si gustas.

Lee también: Deliciosa receta de papilla de coliflor, papa y calabaza

2. Ensalada de calabaza

Si no deseas comer platos pesados durante la noche, una ensalada es la mejor opción para ti. Este receta no solo utiliza la calabaza como ingrediente principal sino también como aderezo.

Cabe destacar que las ensaladas son recetas ideales para prolongar la sensación de saciedad sin excederse con las calorías. De acuerdo con una investigación publicada en la revista Appetite, consumir ensaladas como primer plato ayuda a reducir el consumo de energía de las comidas. 

Ingredientes

  • ½ calabaza (900 g)
  • 1 aguacate
  • 1 arbolito de brócoli sin el tallo
  • ½ cebolla
  • ¼ taza de queso cabra (50 g)
  • 3 cucharadas de aceite de oliva (45 ml)
  • 1 cubito de caldo de verduras
  • 2 vasos de agua (400 ml)

Preparación

  1. Pela, lava y corta la calabaza en trozos pequeños. Usa un poco más de la mitad para el aderezo y la parte restante para la ensalada.
  2. Ponlos los trozos de calabaza a hervir a fuego lento junto con el cubo de caldo de verduras y el aceite de oliva.
  3. Cuando hierva, retira del fuego, deja que enfríe, escurre y lleva a la licuadora con un poco de agua para obtener una crema.
  4. Corta la cebolla en juliana, el brócoli en trozos pequeños y el aguacate en dados. Colócalos en un tazón con la calabaza picada anteriormente.
  5. A continuación, mezcla bien los ingredientes y agrega el queso de cabra.
  6. Por último, esparce el aderezo de crema de calabaza sobre tu ensalada y disfruta.

Ver también: 7 razones por las que te conviene consumir calabaza

3. Crema de calabaza

Esta receta también cuenta como un plato ligero a la hora de la cena. Es de muy fácil preparación y con ingredientes que seguro ya tienes a la mano. Apesar de que es baja en calorías y carbohidratos, te mantendrá saciado hasta la hora de dormir.

Ingredientes

  • ¼ calabaza (400 g)
  • ½ vaso de leche descremada (100 ml)
  • 2 cucharadas de maicena (30 g)
  • 1/2 rama de puerro
  • 2 cucharadas de sal (30 g)
  • 1 cucharadas de pimienta (15 g)
  • ½ cucharada de cilantro para decorar (8 g)
  • ½ vaso de agua (100 ml)

Preparación

  1. Pela, corta y lava bien la calabaza. Los trozos puedes ser de tamaño mediano.
  2. Coloca la calabaza a hervir con el agua y la leche.
  3. Cuando se ablande, retira del fuego, deja enfriar y escurre un poco.
  4. Lleva a la licuadora. Para que te quede una consistencia cremosa, utiliza un poco del mismo líquido en el que cocinaste la calabaza.
  5. Por último, sirve y decora con un poco de cilantro. Disfruta de una deliciosa y ligera crema de calabaza.

¿Aún no incorporas estas recetas con calabaza en tu dieta? Como lo puedes notar, son fáciles de preparar y, sobre todo, muy nutritivas. Además, recuerda que la calabaza puede ayudarte a cuidar tu cuerpo en cuestiones de salud. ¡Disfrútala!

  • Kim MY, Kim EJ, Kim YN, Choi C, Lee BH. Comparison of the chemical compositions and nutritive values of various pumpkin (Cucurbitaceae) species and parts. Nutr Res Pract. 2012;6(1):21–27. doi:10.4162/nrp.2012.6.1.21
  • Roe LS, Meengs JS, Rolls BJ. Salad and satiety. The effect of timing of salad consumption on meal energy intake. Appetite. 2012;58(1):242–248. doi:10.1016/j.appet.2011.10.003
  • Yadav, M., Jain, S., Tomar, R., Prasad, G. B. K. S., & Yadav, H. (2010). Medicinal and biological potential of pumpkin: An updated review. Nutrition Research Reviews23(2), 184–190. https://doi.org/10.1017/S0954422410000107