Hinchazón en las piernas: causas y remedios naturales

Yamila Papa Pintor·
22 Marzo, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Carlos Fabián Avila al
26 Noviembre, 2018
La hinchazón en las piernas puede ser causada por sobrepeso, mala circulación y acumulación de líquidos. Conoce tips y remedios naturales para evitarla.
 

El sobrepeso, la mala circulación y la acumulación de líquidos son solo algunas de las causas de hinchazón en las piernas. Debemos saber que este problema no está relacionado únicamente con la estética sino con la salud.

Por ello es vital que lo trates lo antes posible. En este artículo podrás conocer más sobre este padecimiento. Además, tips y las algunas hierbas que podrían ayudar a reducir la inflamación en los tobillos y piernas.

Hinchazón en las piernas: ¿Qué debemos saber?

Esa sensación de que los calcetines se han encogido o que tenemos una bomba de tiempo en las pantorrillas tiene un nombre: edema, que según esta información de la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, es la acumulación de líquido en el espacio extracelular o intersticial, además de las cavidades del organismo. 

Con frecuencia, suele aparecer en las piernas, tobillos y pies, esto se debe a varias razones. Sumado a ello, puede provocar otros síntomas, como por ejemplo:

  • Cansancio.
  • Hormigueo.
  • Dolor.

Se da mayormente en mujeres, y suele pasar a cierta edad, debido a los cambios hormonales. También tiene mucho que ver con nuestros hábitos, es decir, si son saludables o no. La genética también tiene una implicación importante en este tema.

Ahora bien, veamos cuales podrían ser unas de las causas más frecuentes de hinchazón en las piernas:

Uso de un calzado inadecuado

Usar tacones causa hinchazón en las piernas
 

Por más que sean hermosos, el uso excesivo de tacones tiene unas consecuencias que podrían llegar a ser graves para la salud. Lo mismo ocurre con zapatos muy ajustados o cuando usamos cualquier tipo de calzado durante varias horas seguidas.

Estar de pie todo el día

Realizar trabajos como por ejemplo vendedora de una tienda o sencillamente estar en un sitio que exija estar parada la jornada entera, pues hay una alta posibilidad de experimentar inflamación en los tobillos y las piernas.

Pasar mucho tiempo sentada

Pasarse mucho tiempo sentado causa hinchazón en las piernas

En este caso, pudieran nombrarse razones laborales, como por ejemplo, trabajos que requieran estar sentada en una oficina, sin embargo, podría mencionarse otra razón como viajar trayectos muy largos, obligadas a estar sentadas por largas horas. Cuando no le ofrecemos movilidad a las piernas, entonces, puede resultar en que, parte del líquido descienda y se almacene en los tobillos.

Sobrepeso

La obesidad, que se caracteriza por la acumulación excesiva de grasa o hipertrofia general del tejido adiposo en el cuerpo, está fuertemente asociada con la hinchazón en las piernas, debido a la acumulación de líquidos que ocasiona este problema de salud. Así lo sugiere este estudio de la Xunta de Galicia (España).

 

Poco ejercicio

La vida sedentaria es una de las peores cosas que podemos hacerle a nuestro cuerpo. No practicar deporte ni hacer actividades físicas causa problemas de circulación en la sangre e hinchazón de las extremidades inferiores.

Hormonas

Sindrome premenstrual

Es natural que las mujeres acumulen líquidos en las extremidades inferiores unos días antes de comenzar su período.

Esto recibe el nombre de hidropesía, que es una patología que conlleva la retención de agua en los tejidos internos, incluso si eso no es más que uno de los síntomas entre sus muchos efectos nefastos para la salud, como las enfermedades del sistema circulatorio, las disfunciones de los riñones o del aparato digestivo.

También afecta el vientre. Además, la menopausia y el climaterio son dos causas de hinchazón en las piernas y tobillos.

Píldoras anticonceptivas

Se cree que algunas de las mujeres que eligen el método anticonceptivo, pueden desarrollar problemas de hinchazón. Sin embargo, investigaciones como esta, realizada por la Universidad de Valladolid, afirma que no existen suficientes evidencias científicas al respecto.

Embarazo

 

Durante la gestación son variados los cambios en el cuerpo de la futura madre. Uno de ellos es la inflamación de los tobillos que se agrava con el aumento de peso típico de esta etapa.

Dieta desequilibrada

El consumo excesivo de sal es causante de hinchazón; cuando nuestra dieta está repleta de sodio el líquido se va acumulando en diferentes partes del cuerpo. Sobre todo en las piernas, tobillos y pies.

Además, el déficit de ciertos nutrientes y, sobre todo, la falta de suficiente agua cada día puede causar inflamación en el cuerpo. Así lo afirma este estudio de la Clínica Las Condes (Chile).

Ver también: Síntomas y prevención de la artrosis

Tips para evitar la hinchazón en las piernas

Hinchazón en las piernas

Teniendo en cuenta las causas seguro podrás comprender cuáles son los cambios que debes hacer en tu vida. Igualmente, te damos algunas claves para que la inflamación o edema no sea moneda corriente:

  • Eleva las piernas todos los días. Puedes hacerlo por las noches o si tienes un minuto libre en el trabajo.
  • Cambia de postura si viajas muchas horas: levántate y camina por los pasillos o haz paradas.
 
  • Haz ejercicio 2 o 3 veces a la semana. Para comenzar basta con salir a caminar.
  • Disminuye la ingesta de sal: elige sal marina o condimenta con vinagre, limón y especias las comidas.
  • Utiliza calzado cómodo. Si tienes que llevar tacones no los uses todo el día.
  • Elige calcetines de soporte, se compran en las tiendas y sirven para mejorar la circulación.
  • Considera otro método anticonceptivo que no sean las píldoras.
  • Lleva una dieta saludable repleta de frutas y verduras. No te olvides de beber al menos 2 litros de agua por día.
  • No lleves ropa demasiado ajustada: los jeans o calzas son el peor enemigo de la inflamación de las piernas.
  • Mantén un embarazo saludable: no aumentes mucho de peso y cuídate en las comidas.

Infusiones y hierbas para reducir la hinchazón en las piernas

Ya sabes las causas y cómo prevenir este problema. Ahora es momento de eliminarlo de tu vida. Puedes hacerlo con remedios naturales y fáciles de preparar. Las infusiones o tés que te mostramos a continuación podrían ayudar.

Cola de caballo

Cola de caballo para la hinchazón en las piernas

Es una planta diurética  que ayuda a reducir la retención de líquidos y alivia la sensación de hinchazón. Además, es un depurativo muy eficaz, favorece la circulación de la sangre y activa las funciones renales. La tomaremos en forma de infusión. Se recomienda consumir hasta 3 tazas al día.

 

Ingredientes

  • 1 cucharada de hojas de cola de caballo (15 g).
  • 1 taza de agua (250 ml).
  • Miel o estevia

Preparación

  • Primero, pon a hervir el agua.
  • Agrega la hierba.
  • Hierve unos minutos, retira del fuego y tapa.
  • A los 10 minutos cuela, endulza con miel o estevia y bebe.

Te recomendamos leer: Té de alcachofas y cola de caballo para tratar la celulitis

Diente de león

Es otra de las hierbas depurativas que pueden ser de mucha ayuda si padeces retención de líquidos. Ayuda a purificar la sangre y a mejorar el trabajo renal, según sugiere este estudio de la Universidad de Aarhus (Dinamarca). La dosis para un té de diente de león y las instrucciones son iguales a los de cola de caballo.

Té verde

Es conocido por sus propiedades antiinflamatorias, según afirma este estudio de la Bengal School of Technology (India). Lo puedes conseguir en saquito o comprar la hierba en una tienda naturista.

Consume 1 taza en ayunas, otra después de almorzar y una tercera a la noche antes de dormir.

Si sufres de hinchazón en las piernas, usa estos tips y remedios para evitarla. Sin embargo, si la inflamación no cesa o viene acompañada de dolor, debes visitar un médico.

 
  • Klingelhoefer, L., Bhattacharya, K., & Reichmann, H. (2016). Restless legs syndrome. Clinical Medicine, Journal of the Royal College of Physicians of London. https://doi.org/10.7861/clinmedicine.16-4-379
  • Allen, R. P., Picchietti, D., Hening, W. A., Trenkwalder, C., Walters, A. S., Montplaisi, J., … Zucconi, M. (2003). Restless legs syndrome: Diagnostic criteria, special considerations, and epidemiology. A report from the restless legs syndrome diagnosis and epidemiology workshop at the National Institutes of Health. Sleep Medicine. https://doi.org/10.1016/S1389-9457(03)00010-8
  • Comella, C. L. (2014). Treatment of Restless Legs Syndrome. Neurotherapeutics. https://doi.org/10.1007/s13311-013-0247-9