Las propiedades curativas del limón

30 septiembre, 2013

El limón es una fruta que bien podría ser imprescindible en cualquier botiquín. Con el limón se desinfectan heridas, se curan males de estómago y se frenan enfriamientos o irritación de garganta.

Sí esto hace el limón tomándolo como medida de emergencia, es fácil imaginar la de beneficios que puede aportar cuando hacemos un consumo diario. Profundizamos en las propiedades curativas de este poderoso antibiótico natural llamado limón

Mejor con limón

El limón es utilizado en multitud de comidas y bebidas, a veces para dar sabor o solo un toque de acidez a un bistec, pescado o guiso. Pero además de su rico sabor en tartas y helados, están sus grandiosas propiedades curativas. Su gran aporte de vitaminas le convierte en un gran depurador de toxinas y un implacable bactericida.

Los aportes nutritivos del limón son vitaminas del complejo B (B1, B2, B3, B5, B6 , PP), la vitamina C en gran cantidad y la vitamina P.

Además, tiene minerales como el potasio, magnesio, calcio, fósforo, sodio, hierro y flúor, bastante agua y algo de fibra. Su bajo aporte calórico, 40 calorías por cada cien gramos, lo convierte en una fruta ideal para dietas hipocalóricas.

Las propiedades curativas

Su alto contenido en vitaminas lo coloca en la cumbre de los frutos sanadores por ser un poderoso antibiótico natural, depurativo y bactericida. Su gran aporte de vitamina C ayuda a reforzar las defensas, evitando y ayudando a combatir multitud de enfermedades, entre las que podemos destacar:

Resfriados y gripes

El alto aporte de vitaminas ayuda al aparato respiratorio a combatir enfermedades que van desde un simple catarro, ronquera o amigdalitis hasta pulmonías, gripes o asma. Se pueden combatir con jugo de limón endulzado con una cucharita de miel.

Te puede interesar: Cómo calmar la irritación de la garganta con 6 ingredientes naturales

Antiviral

No solo es efectivo contra los virus del resfriado y la gripe, sino también contra gran variedad de intrusos. Esta propiedad le viene del limonoide terpeno, un componente propio que consumimos en el jugo natural de limón.

Limpieza intestinal

Tomar una taza de agua tibia con el jugo de un limón en ayunas nos ayudará a activar los intestinos, mejorando su bombeo, además de limpiar y desinfectar todo el tracto intestinal. También esta terapia desintoxica el hígado.

Antitumoral

Tiene componentes que impiden la división de las células cancerígenas, por lo que sería conveniente incluirlo en nuestra dieta diaria como prevención además de ser un poderoso antioxidante. Consumirlo en jugos o como aliño de ensaladas.

Elimina cálculos en el hígado y vesícula

Para ello hay que tomar medio vaso de aceite de oliva con el jugo de varios limones. Hay que hacerlo al acostarnos y otro al levantarnos en la mañana, seguidamente un purgante que puede ser sales de Epson para decir adiós a piedras y arenilla.

Lee: 10 síntomas que te pueden alertar un problema en la vesícula biliar

Equilibra el pH

Aunque el limón es ácido, tiene un efecto alcalinizante en el organismo, con lo que es muy beneficioso tomarlo sin endulzar para equilibrar los ácidos.

Cerebro y sistema nervioso

En la cáscara hay tengeretina, un fitonutriente que es eficaz contra trastornos del cerebro y sistema nervioso, como el parkinson. Es conveniente, por ello, utilizar la cascara rallada para incorporarla a nuestra dieta.

Trastornos oculares

El fitonutriente rutina colabora para mejorar los síntomas de trastornos oculares, entre ellos la retinopatía diabética. Consumo en jugo natural o con agua sin azúcar.

Diabetes y alergias

Los limones son ricos en hesperetina, que baja el excesivo nivel de azúcar en sangre y alivia los síntomas de las alergias. Tomar solo el jugo de la fruta.

No te vayas sin leer: 7 frutas beneficiosas para los pacientes con diabetes

Heridas

El limón ayuda a cicatrizar todo tipo de heridas, con un gran poder de desinfección. Se le puede dar uso tanto externo como interno.

Oven baked carp fillets in baking pan
el limón también es usado en cocina para acompañar a muchas recetas, sobre todo pescados

Para tomar limón de forma asidua y en gran cantidad aconsejable consultar al médico o dietista, pues cada organismo es un mundo y se han visto algunas contraindicaciones en personas con anemia o escasez de minerales, fragilidad de los huesos, y algún que otro problema donde su alto consumo pueda no ser recomendado.

Te puede gustar