Las sodas: enemigas de los dientes

En casos extremos, el consumo de bebidas gaseosas puede llegar a tener el mismo efecto sobre nuestros dientes que ciertas drogas ilegales

Las bebidas gaseosas o sodas, aunque son muy deliciosas, pueden ser bastante perjudiciales para la salud de nuestro cuerpo, además pueden presentar muchos riesgos para los dientes, sin importar si estas poseen edulcorantes o no.

Un reciente estudio considera esta clase de bebidas tan malas y perjudiciales para la salud de los dientes como si se trataran de algunas drogas ilegales.

¿Por qué son tan dañinas las sodas?

En esta oportunidad te vamos a ayudar a descubrir por qué pueden ser tan dañinas las sodas y otros alimentos que debes evitar para que tus dientes permanezcan sanos durante más tiempo.

La realidad es que, para evitar el consumo frecuente de las sodas, hay razones muy poderosas que no se deben dejar pasar por alto, como por ejemplo:

  • Las sodas contienen cantidad exagerada de azúcar, y como bien se sabe, los azúcares aportan al organismo una gran cantidad de calorías que no tienen ni un solo nutriente.
  • El consumo de estas bebidas puede llevar a desarrollar diabetes tipo ll.
  • También pueden provocar otras enfermedades, entre ellas está la depresión.
  • Conducen a un exceso de grasa alrededor de la cintura
  • Aumentan los niveles de triglicéridos y el colesterol malo.
  • Aumenta la presión arterial

Todos estos problemas, además de otros que se nos quedan sin mencionar, se relacionan con el excesivo consumo de estas bebidas.

¿Y las “Bebidas Light” o sin azúcar?

Las sodas, aunque no sean azucaradas, tienen entre sus componentes a los ácidos, como pueden ser: el cítrico y el fosfórico, los cuales pueden llegar a dañar la superficie de los dientes, provocando manchas, caries y otros problemas dentales que pueden llegar a ser muy graves.

En unos estudios realizados recientemente y que fueron difundidos por el medio especializado General Dentistry,  se asegura que en algunos casos extremos de consumo de estas bebidas pueden llegar a tener el mismo efecto que provocan algunas drogas ilegales, como la cocaína, la metanfetamina y el crack, en el estado de salud de los dientes.

A este estudio se sometió a una mujer de escasos 30 años que, después de beber sodas durante aproximadamente cinco años, tenía la dentadura tan deteriorada como un consumidor habitual de cocaína. Estos daños pueden ser provocados por los ácidos que contienen estas bebidas, los cuales pueden variar dependiendo de las cantidades y la frecuencia con que estas se consumen. De igual manera hay que tener en cuenta que algunas bebidas deportivas también contienen ácidos y pueden dañar la dentadura de una manera bastante agresiva.

Cepillar los dientes

Recuerda que la salud dental es primordial y una bonita sonrisa hace lucir muy bien a las personas. Asimismo porque en la boca empieza la digestión, por lo cual hay que evitar a toda costa todos aquellos hábitos que puedan afectar la salud oral.

Hay que promover los buenos hábitos que mejoran nuestra salud dental, como pueden ser el cepillado diario tres a cuatro veces por día, usando un buen cepillo, una crema dental de calidad y un enjuague dental, además de la seda dental por lo menos dos veces durante el día. Se debe visitar al odontólogo cada seis meses.

Categorías: Curiosidades Etiquetas:
Te puede gustar