Leche evaporada casera - Mejor con Salud

Leche evaporada casera

Aunque puedes elegir la receta que más te guste, para que la leche sea de mayor calidad y tengo mejor sabor te recomendamos que elijas la técnica de evaporación

Es muy común a la hora de hacer ciertas recetas, sobre todo en los postres, que uno de los ingredientes sea leche evaporada. Mientras que la leche condensada es una leche cremosa, espesa y con grandes cantidades de azúcar, la leche evaporada, cuyo verdadero nombre debería ser leche parcialmente evaporada, ya que no se le retira el 100% del agua, es una leche entera concentrada al que se le ha quitado un 60% de agua, es decir; de 1 l de leche entera se pueden sacar 400 ml de leche evaporada. El resultado no es tan espeso y cremoso como la leche condensada, pero sirve para darle consistencia a postres e incluso salsas.

La leche evaporada es relativamente sencilla de encontrar en supermercados, hay una marca muy popular en España que se ha especializado en leches evaporadas y condensadas. Sin embargo, hay ciertos lugares donde es bastante difícil de encontrar. Aquí te enseñamos cómo prepararla tú mismo para no tener que molestarte en buscarla, existen dos maneras y tú puedes elegir la que más te guste.

Receta de la leche evaporada casera por evaporación

Ingredientes:

Utensilios:

  • 1 cacerola ancha

Preparación:

Beneficios de la leche de soja para el organismo

  • Colocar la leche entera en la cacerola de boca ancha.
  • Llevar la cacerola a fuego fuerte hasta que rompa a hervir, luego bajar el fuego inmediatamente porque la leche sube cuando hierve y puede salirse de la cacerola.
  • Remover de vez en cuando con una cuchara de madera para evitar que se forme nata.
  • Tener cociendo entre 1 hora y hora y media aproximadamente, hasta que quede un líquido espeso de un color algo más oscuro que la leche original, tirando un poco hacia el amarillo.
  • Para evitar los sedimentos de coagulación que se producen en algunas proteínas a causa del calor, se debe pasar el líquido por un colador antes de utilizarlo.
  • Se obtendrán unos 400 ml de leche evaporada.

Datos de interés:

  • Dificultad: media
  • Tiempo de preparación: Entre 1 hora y 1 hora y media.
  • La cacerola debe ser ancha para conseguir una buena superficie de evaporación. De esta forma se reduce el tiempo de cocción.
  • El método de evaporación le da a la leche un tono algo amarillento y un sabor ligeramente dulzón, puesto que el calor hace que se transformen algunos azúcares.

Receta de leche evaporada casera por agregado de sólidos

Ingredientes:

Utensilios:

  • 1 vaso de batidora
  • 1 batidora eléctrica

Preparación:

Leche.vegetal

  • Colocar en un recipiente para batidora la leche entera y las cucharadas de leche en polvo.
  • Batir con la batidora hasta que la mezcla sea homogénea.
  • Dejar reposar durante 10 minutos.
  • Pasar por un colador para quitarle posibles grumos e impurezas.

Datos de interés:

  • Dificultad: fácil
  • Tiempo de preparación: 20 minutos
  • Este proceso permite utilizar el producto muy rápidamente. Sin embargo, la calidad es menor que cuando se hace por evaporación. Solo es recomendable utilizar este método cuando el producto sea necesario con urgencia, ya que hay que tener en cuenta que el método original de preparación de esta leche es el de evaporación, por lo que tiene sentido que sea el método más indicado para prepararla y que sea con el que se obtenga el mejor sabor.

La leche evaporada es el resultado de los experimentos del francés Nicolás Appert, aunque la primera documentación del uso de esta leche la proporciona Marco Polo, quien observó en sus viajes como algunos indígenas ponían la leche al sol para inducir una evaporación. La leche evaporada se popularizó antes de la invención del frigorífico, ya que era una manera sencilla de conservar leche durante mucho tiempo sin que se estropeara y para su consumo solo era necesario añadirle agua.