Leche frita

Irene Peláez Díaz-Laviada 5 julio, 2015
Es importante que la masa se solidifique para poder rebozarla y posteriormente freírla. La podemos preparar el día anterior y cocinarla un rato antes de comer para tomarla de postre

La leche frita es un dulce típico español que se cree que surgió en Palencia, y que consiste en harina cocida con leche y azúcar. Esta mezcla se frita espolvoreada con azúcar y canela en polvo. Se trata de un postre muy fácil de elaborar, que también puede consumirse como merienda, y que es ideal para cuando uno está aburrido y le apetece cocinar… Así que ¡manos a la obra!

Opción 1: Leche frita

Ingredientes:

  • 400 ml de leche entera
  • 35 g de maicena
  • 80 g de azúcar
  • La cáscara de un limón
  • 1 rama de canela
  • Huevo batido
  • Azúcar
  • Canela en polvo

Procedimiento:

receta-de-las-torrijas

  • Poner 300 ml leche en un cazo con el azúcar, la cáscara de limón y la rama de canela.
  • Cuando llegue a ebullición, apagar y retirar del fuego. Tapar el cazo y dejar reposar durante 15 minutos.
  • Aparte, disolver la maicena en los 100 ml de leche que quedan, batiendo enérgicamente.
  • Colar la leche del cazo y pasarla a un recipiente limpio.
  • Verter la leche con la maicena en el cazo de la otra leche y volver a colocar sobre el fuego, removiendo para que se integren bien todos los ingredientes.
  • Tener el recipiente a fuego lento y remover continuamente (unos 20 minutos) hasta que quede una crema espesa.
  • Volcar la crema sobre una fuente rectangular ancha y baja, y cubrirla con film transparente, de forma que quede en contacto con la superficie para evitar que salga costra.
  • Meter la crema en la nevera y dejar enfriar durante un mínimo de 4 horas (aunque es mejor si se deja de un día para otro).
  • Una vez fría la crema, cortarla en porciones rectangulares y rebozarla en harina y huevo.
  • Freírlas inmediatamente en aceite caliente.
  • Cuando estén doradas, escurrirlas en papel absorbente y rebozarlas con una mezcla de azúcar y canela en polvo.

Opción 2: Leche frita

Ingredientes:

  • 500 ml de leche
  • 100 g de azúcar más 2 cucharadas para rebozar
  • 40 g de maicena y un poco más para rebozar
  • 1 trozo de cáscara de limón
  • 1 rama de canela
  • Canela en polvo para rebozar
  • 1 huevo para rebozar
  • Aceite

Procedimiento:

Torrijas

  • Poner la mitad de la leche en una olla con la canela en rama y la cáscara de limón.
  • Cocer a fuego medio-alto hasta que esté casi a punto de hervir.
  • Retirar la olla del fuego y apagarlo. Taparla y dejarla reposar durante 20 minutos.
  • Cuando pasen los 20 minutos, retirar la canela en rama y la cáscara de limón y colar la leche a otra olla limpia.
  • Añadir el azúcar y mezclar bien.
  • En el resto de la leche, disolver la maicena. Cuando esté bien disuelta, añadirla a la olla con la leche caliente.
  • Poner la olla a fuego medio-bajo, removiendo constantemente con unas varillas hasta que la mezcla espese. Es mejor tener el fuego bajo para que la harina se vaya haciendo lentamente.
  • Tener al fuego entre 20 y 40 minutos hasta que esté lista. Para saber si ya está, poner la olla horizontal y empujar toda la mezcla hacia un lado. Volver a colocar la olla en vertical y si la leche no se mueve, o se mueve muy poco, está lista.
  • Untar un molde o bandeja con aceite y verter la mezcla en el molde.
  • Dejar enfriar a temperatura ambiente y luego taparlo y dejarlo en la nevera hasta que la mezcla haya cuajado (entre 2 y 4 horas, pero cuanto más tiempo esté, mejor).
  • Una vez fría, cortarla en porciones rectangulares y rebozarla en harina y huevo batido.
  • Inmediatamente después, freír los trozos de leche frita rebozada en aceite bien caliente durante 1 minuto más o menos, hasta que esté dorada por ambos lados.
  • Sacar del aceite y escurrir en papel absorbente.
  • En un plato, mezclar dos cucharadas de azúcar con un poco de canela en polvo y rebozar la leche frita en esta mezcla.
  • Servir calientes.

Imagen destacada cortesía de Javier Lastras.

Te puede gustar