Limpiar el acero inoxidable con un método ecológico

Para limpiar el acero inoxidable podemos recurrir a algunos ingredientes de origen natural. ¿Tienes elementos de este material en casa? Descubre cómo limpiarlos sin exponer tu salud a químicos industriales.

Para limpiar el acero inoxidable no es estrictamente necesario utilizar productos de origen industrial. Si bien sus fórmulas suelen ser eficaces, también hay alternativas ecológicas que dan resultados interesantes. ¿Tus elementos de acero lucen opacos? Descubre cómo limpiarlos.

El acero inoxidable es un material resistente que suele conservarse en buen estado a pesar del paso de los años. No obstante, no está exento de adquirir un aspecto opaco y sucio cuando no se le brindan los cuidados adecuados. Descubre a continuación un sencillo método para abrillantarlo.

¿Por qué es importante limpiar el acero inoxidable?

Ollas y sarténes colgadas
Cuando el acero se ensucia, se vuelve más susceptible al óxido y a la corrosión, degradando el material

Antes de conocer el preparado para limpiar el acero inoxidable cabe recordar por qué es tan importante dedicar un poco de tiempo a su limpieza y cuidado. Este material suele emplearse con mucha frecuencia en espacios como la cocina, debido a su resistencia al calor y a la corrosión.

Además, a diferencia de otros tipos de metales, tiene más durabilidad, no se oxida pronto en contacto con la humedad y tampoco suele desarrollar manchas. El problema es que puede deteriorarse notoriamente cuando su superficie empieza a cubrirse de grasa, polvo y otro tipo de suciedad.

Esta situación impide que el cromo del acero inoxidable reaccione de forma óptima al oxígeno del aire, lo cual evita que se forme la capa protectora que impide el oxido. Por eso, cuando no recibe un trato adecuado, el material queda vulnerable a la corrosión y al desgaste.

¿Qué podemos hacer para evitar esta situación? ¿Cómo darle un mejor cuidado? Te proponemos aplicar una simple técnica que permite limpiar y abrillantar cualquier elemento en este material: bandejas, fregaderos, campanas, heladeras y superficies de preparación de alimentos en la cocina.

Anímate a leer: 5 fórmulas para hacer limpiadores ecológicos para tu hogar

Método ecológico para limpiar el acero inoxidable

Fregadero: limpiar el acero inoxidable
El empleo de métodos ecológicos para la limpieza del acero asegura un menor impacto ambiental.

Hoy en día se pueden adquirir muchos productos para recuperar el brillo de los accesorios de acero inoxidable. Sin embargo, debido a la necesidad de reducir el uso de químicos dañinos para el ambiente, muchos han optado por emplear soluciones ecológicas. 

La buena noticia es que hay ingredientes naturales para limpiar el acero inoxidable que no cuestan mucho y dan buenos resultados. Además, los puedes utilizar sobre todos los tipos de utensilios o superficies en este material. ¿Te animas a probarlos en casa? Apunta lo siguiente.

Necesitas:

  • 2 cucharadas de cera de abejas (30 g)
  • 1 cucharada de sal gruesa (15 g)
  • Jabón líquido (lo necesario)
  • El zumo de 1/2 limón
  • Trapo de algodón o toalla suave

Instrucciones

  • Para limpiar el acero inoxidable, primero vas a emplear las cucharadas de cera de abejas. Frótala sobre la superficie y déjala solidificar.
  • Cuando esté lista, rocíale por encima una cucharada de sal gruesa.
  • Luego, frótala enérgicamente con el trapo de algodón o toalla suave. En este punto, empezarás a notar que el acero empieza a recuperar su brillo.
  • Sin embargo, para que quede limpio en su totalidad, tendrás que hacer una solución jabonosa. Combina el jabón líquido con un poco de agua y rocíala.
  • Luego, frota de nuevo con el trapo y enjuaga. Evita emplear estropajos y jabones en polvo, ya que pueden rayar el material.
  • Seca con un trapo limpio y, finalmente, frótalo con un trapo húmedo impregnado con zumo de limón. Las propiedades de este ingrediente son el complemento final para dejar los elementos de acero como nuevos.
  • Por supuesto, para conservar el acero inoxidable en perfecto estado, debes repetir este proceso de limpieza cada 2 o 3 semanas.

Descubre: 3 maneras rápidas de limpiar tus floreros de cristal

Otras recomendaciones

Mujer limpiando la cocina
Crear una rutina de limpieza evitará que tus elementos de acero acumulen óxido difícil de eliminar.

Además de emplear regularmente el limpiador de acero inoxidable del apartado anterior, es importante poner en práctica otras recomendaciones básicas para mantener en óptimas condiciones los elementos de este materialApunta lo siguiente:

  • Mantén una rutina de limpieza de los muebles y utensilios de acero inoxidable con agua tibia y un paño suave. Además, asegúrate de emplear una toalla seca para retirarles el exceso de agua.
  • Limpia siempre en la misma dirección del esmalte de cromo para evitar manchas y desgaste del material.
  • Si los utensilios tienen residuos de grasa o alimentos, opta por aplicarles un poco de jabón líquido diluido en agua tibia.
  • Si las superficies tienen marcas de huella o manchas de polvo, rocíales un poco de limpiador de vidrios mezclado con agua y limpia los excesos con un paño suave. ¡Quedará como nuevo!

¿Ya probaste este método para limpiar el acero inoxidable de tu casa? Toma nota, consigue los ingredientes y comprueba por ti misma cuán útil puede ser.

  • Cera de abejas. (n.d.). Retrieved May 8, 2019, from http://www.fao.org/3/y5110s/y5110s07.htm
  • Jiménez, F. (2019). Tipos de campanas para la cocina. Retrieved May 8, 2019, from https://midecoracion.com/cocina/tipos-de-campanas-para-la-cocina/