Cómo llegar a una edad adulta con buena salud

Nunca es demasiado pronto ni tarde para empezar a cuidarnos. Evita el tabaco y el alcohol en exceso y practica actividad física para tener una edad adulta más saludable

Llegar a una edad adulta con buena salud no es un imposible. Simplemente, hay que incluir determinados hábitos desde ya mismo. Cuando antes adoptemos buenas costumbres, antes evitaremos cualquier consecuencia que aquellas malas decisiones puedan acarrearnos en el futuro.

Muchas personas no piensan en que un día llegarán a la edad adulta y que ahí, todo lo que no hicieron hasta el momento, se les vendrá encima. Por ese motivo, es importante que empecemos con buenos hábitos desde ahora.

Vamos a descubrir qué podemos hacer para llegar a una edad adulta con buena salud.

El ejercicio es imprescindible

Sin duda, el primer consejo para poder llegar a una edad adulta con buena salud es hacer ejercicio. No es necesario que nos convirtamos en deportistas profesionales, pero sí que lo incluyamos como un hábito diario.

Podemos apuntarnos a un gimnasio, acudir a fitness, a clases de zumba o spinning. Asimismo, también podemos irnos a correr por la naturaleza o incluso caminar entre media hora y una hora al día. Con esto sería suficiente.

El ejercicio no solo nos permite vernos mejor o a tener una buena salud física, sino que también nos ayuda a nuestro bienestar psicológico.

El ejercicio combate el estrés, nos relaja y nos ayuda a segregar oxitocina, una hormona que nos hace sentir más felices y equilibrados.

Comer lo más saludable posible

El Yoga para una persona mayor.

Para llegar a una edad adulta con buena salud es importante que cuidemos nuestra alimentación. Pues, si nos cuidamos por fuera, pero no cuidamos lo que comemos, no servirá de nada. Recordemos la frase de “somos lo que comemos”.

Incluir muchas frutas y verduras, comer los alimentos lo más naturales posibles y crear nuestras propias versiones de comida rápida, como hamburguesas o pizzas en casa, será mucho mejor que comprar estos alimentos.

Además, también es imprescindible evitar las bebidas azucaradas y optar por solo agua.

No obstante, esto no quiere decir que no nos podamos dar un capricho. Pues, también hay que vivir y disfrutar un poco de todo eso que nos gusta, pero que no es tan sano.

No obstante, la bollería, las bebidas azucaradas y los alimentos procesados deberíamos tomarlos muy de vez en cuando.

Cuidar de nuestra alimentación y darnos pequeños placeres esporádicamente nos ayudará a evitar que el día de mañana padezcamos colesterol, diabetes, intolerancias y muchos otros problemas.

Aunque ahora no los suframos, con el tiempo estos pueden aparecer.

Descubre aquí: Cómo dejar de fumar y desintoxicar los pulmones

Evitar hábitos nocivos para nuestra salud

Ee bueno rechazar el consumo de tabaco.

Hay determinados hábitos que están socialmente aceptados como beber alcohol y fumar. Estos no solo son nocivos para nuestra salud, sino que a veces crean adicción y nos provocan graves problemas.

  • Seguramente escuches toser con frecuencia y con una tos extraña, como si estuviese enferma, a una persona que lleva muchos años de su vida fumando.
  • Asimismo, alguien que consume alcohol con más frecuencia de la debida puede no ser consciente del daño que eso le está haciendo a su hígado.

Como bien mencionábamos también en el tema de la alimentación, aunque esto a corto plazo no nos suponga un problema, con el tiempo sí puede serlo. Una persona que fuma con asiduidad puede tener cáncer de pulmón en la edad adulta.

De igual manera, alguien que consume alcohol de una forma continuada puede terminar, el día de mañana, con problemas hepáticos. Por eso, es muy importante que analicemos nuestros hábitos nocivos y que empecemos a reducirlos poco a poco.

Para llegar a una edad adulta con buena salud hay que empezar ahora

ejercicios importantes para personas de la tercera edad

Si queremos llegar a una edad adulta con una buena calidad de vida y una buena salud, tenemos que empezar desde ahora a vigilar lo que anteriormente hemos expuesto.

Recopilando: el ejercicio, la alimentación y los malos hábitos es lo principal en lo que tenemos que centrarnos.

Dentro de cada una de estas partes habrá elementos que se adecuen más o menos a nuestra experiencia. Por ejemplo, puede que nuestros malos hábitos sean comer en exceso o tomar demasiada bollería industrial, no tomar alcohol o fumar.

¿Te preocupa llegar a una edad adulta con buena salud? ¿Crees que puedes esperar para cuidarte cuando seas un poco más mayor? Empezar desde ya mismo será un paso muy importante que marcará la diferencia.

No pienses que ya es tarde. Empieza hoy mismo.

Te puede gustar