Los 3 mejores remedios naturales para aliviar el insomnio

Además de los remedios mencionados, para combatir el insomnio es importante llegar a la noche cansados, por lo que se recomienda hacer ejercicio, así como evitar las siestas a media tarde

El insomnio es un acompañante pocas veces bienvenido, por las consecuencias tan negativas que puede tener en la persona afectada. Sus causas pueden ser muy distintas, veamos algunas de las más comunes.

Por ejemplo, un vertiginoso ritmo de vida. Llevar una rutina ajetreada, en la que no se manejen adecuadamente ciertos hábitos como la alimentación o el deporte, tiene un impacto muy perjudicial en el descanso.

La acumulación de estrés, o incluso preocupaciones de las que no podemos escapar, también tienen efectos muy negativos a la hora de dormir. Asimismo, trastornos como la ansiedad y la depresión también pueden arrebatarnos horas de sueño.

El insomnio también puede surgir como una respuesta natural del cuerpo. Como cuando una persona cambia de huso horario de manera abrupta o el cambio de estación, que asimismo puede alterar nuestros biorritmos.

A continuación te presentamos una serie de alternativas naturales, sencillas y caseras que ayudan a combatir el insomnio. Además, los ingredientes se encuentran con facilidad en cualquier supermercado:

1. Té

infusion-de-te-verde

  • La tila o el té de tilo es uno de los ingredientes más recomendados y usados para esta condición por sus efectos sedantes. Esta hierba permite conciliar el sueño y acabar con los despertares nocturnos. También es capaz de relajar los músculos.
  • Otra opción es la valeriana. Esta planta, al igual que la mencionada anteriormente, tiene propiedades relajantes y ayuda a aliviar el insomnio. 

Lee también: Cómo combatir el insomnio con 5 tipos de ejercicios

2. Leche

shutterstock_149465438

La leche caliente es otro remedio casero tradicional para aliviar esta circunstancia. Gracias a su aporte de melatonina logra combatir el insomnio. No obstante, no se debe consumir en exceso, ya que otras investigaciones del Instituto Tecnológico de Massachussets evidencian que alimentos ricos en proteínas, como la leche, dificultan la entrada de triptófano en el  cerebro. Y, por tanto, conciliar el sueño. Para optimizar sus efectos, podemos añadirle un poco de miel de abejas.

 3. Aromaterapia

Beneficios de la aromaterapia

Los aromas que desprenden ciertos aceites vegetales pueden ser procesados y tratados como “tranquilizantes” por nuestro cerebro. Las fragancias más utilizadas son aquellas que evocan los olores a rosas, naranja, limón y lavanda.

También hay velas o aceites esenciales de mandarina o hierbaluisa que ayudan al afectado por el insomnio. Se recomienda iniciar la terapia unos 20 minutos antes de acostarse.

Ver también: 7 hábitos que te ayudan a combatir el insomnio de forma natural

Otras consideraciones

Existen otros pequeños hábitos que podemos introducir en nuestra rutina diaria para tratar de acabar con el insomnio. Los resultados pueden no ser totalmente inmediatos, pero su regularidad contribuye a que a medio plazo sí notemos un mejor descanso.

  • Una de las medidas que podemos tomar es la de eliminar las siestas. De esa manera, cuando llegue la noche tu cuerpo estará cansado y podrás conciliar el sueño con mayor facilidad.
  • Mantente alejado de pantallas, porque estimulan tu actividad cerebral. Mientras tengas encendido el televisor o estés usando el móvil o la tablet, será más difícil dormir. Las luces, sobre todo las más claras, mantendrán estimulado tu cerebro y evitarán que puedas relajarte.
  • De igual manera, aléjate de las redes sociales y los portales de noticias, porque pueden mostrar temas delicados que te alteren. Y, por tanto, que afecten la normalidad de tu sueño.

¡Cambia tus hábitos!

  • Haz ejercicio con regularidad. De esa manera gastarás la energía de cuerpo, por lo que en la noche descansarás plácidamente. Suma esto a tu rutina de trabajo y estarás lo suficientemente cansado como para que el insomnio no forme parte de tu vida.
  • Evita la cafeína. El café es una bebida perfecta para el rendimiento y mantener la lucidez durante el día, pero no se recomienda su ingesta en horas nocturnas.
  • El chocolate también es estimulante, por lo que modera su consumo durante la tarde. El consumo de azúcar a altas horas solo traerá como resultado que el cerebro reciba estímulos y se vea obligado a continuar con su actividad.
  • Lo mismo ocurre con las bebidas alcohólicas, ya que alteran los valores normales del organismo. Esto evita que puedas alcanzar un sueño profundo.

Incorporar todos estos hábitos a tu rutina diaria. Puede que a corto plazo no notes grandes resultados, pero si persistes y facilitas a tu cuerpo la conciliación del sueño, los beneficios llegarán. No obstante, si el insomnio persiste, es preferible que acudas al médico para ahondar en las posibles causas que lo estén originando.