Descubre 6 remedios naturales para aliviar la ciática

Aunque estos remedios naturales, pueden ser efectivos a la hora de aliviar el dolor causado por la ciática es conveniente consultar con el especialista.

El dolor conocido como ciática, se produce por la inflamación del nervio ciático. Es una de las causas de baja laboral más comunes en la población de mediana edad. Esta afección, provoca un fuerte dolor en la parte baja de la espalda, casi siempre se extiende hacia las piernas, pudiendo llegar hasta los pies.

Por lo general, afecta más a los hombres que a las mujeres, en especial tras ejecutar tareas de alto impacto físico y sobre esfuerzo muscular. Existen diferentes grados de intensidad y, en función de este, puede impedir o no, que la persona cumpla con sus labores cotidianas.

El síntoma aparece cuando el nervio se comprime o inflama, ya sea por un traumatismo o por cualquier otro motivo. En ocasiones, junto al dolor, aparece una incómoda sensación de hormigueo, debilidad muscular y continuos episodios de entumecimiento.

El tratamiento de la ciática se puede complementar con algunos remedios naturales, cuyos efectos analgésicos y antiinflamatorios, nos pueden ayudar a paliar los síntomas. A continuación, te contamos algunos de ellos.

Batido de apio para la ciática

1. Zumo de apio y patata

El zumo natural de patata y apio, posee propiedades antiinflamatorias. Por este motivo, nos ayudará a disminuir el dolor causado por la ciática. Además, también disminuye la rigidez muscular y acelera la recuperación del nervio irritado.

Para su elaboración, necesitamos 1 patata y 2 ramas de apio.  Lo primero que hacemos es obtener el zumo de la patata, y a continuación lo mezclamos con el apio en la licuadora. Se recomienda tomar dos veces al día.

Ver también: 5 increíbles beneficios del apio que tú desconocías

2. Cebolla y aceite de oliva

En este caso, aprovecharemos las propiedades que tiene la cebolla para ayudar a mejorar la circulación  y reducir la rigidez en las zona afectada.

Necesitamos media cebolla y aceite de oliva, untamos la cebolla con el aceite, y frotamos mediante suaves masajes circulares la zona dolorida durante diez minutos.

El jengibre

3. Jengibre y aceite de sésamo

Las propiedades analgésicas y antiinflamatorias del jengibre, se pueden combinar con la acción relajante del aceite de sésamo para obtener un interesante remedio contra los síntomas de la ciática.

Para elaborar este remedio necesitamos los siguientes ingredientes:

  • 1 cucharada de jengibre molido (10 g).
  • 2 cucharadas de aceite de sésamo (30 g).

Mezcla los dos ingredientes en un recipiente hasta que queden bien ligados. A continuación, aplica el preparado con suaves masajes circulares, y evita hacer presiones fuertes, ya que esto podría empeorar la irritación del nervio. Se aconseja repetir  los movimientos durante 10 o 15 minutos.

4. Té de corteza de sauce para aliviar la ciática

La corteza de sauce contiene una sustancia llamada salicina,  que tiene propiedades analgésicas, y por tanto, ayudará a  disminuir el dolor y la inflamación producidos por la ciática.

Para preparar este té, necesitamos los siguientes ingredientes:

  • 1 cucharada de corteza de sauce (10 g).
  • ½ litro de agua.

En primer lugar, calentamos el agua y cuando llegue a hervir, añadimos una cucharada de corteza de sauce, lo mantenemos hirviendo durante quince minutos. Al cabo de ese tiempo, lo dejamos reposar, y posteriormente lo colamos. Se aconseja tomar una taza cada ocho horas.

te-valeriana

5. Infusión de valeriana

La valeriana, tiene propiedades antiinflamatorias y relajantes. Aprovecharemos estas propiedades, ya que nos pueden ayudar a disminuir el dolor. Será de utilidad cuando la ciática se produce por contracciones musculares que presionan el nervio.

Los ingredientes que necesitamos para preparar esta infusión son:

  • 1 cucharada de valeriana (10 g).
  • 1 taza de agua (250 ml).

Lo primero que hacemos, es poner a hervir una taza de agua. Una vez que llegue a ebullición, añadimos las hojas de valeriana, y a continuación dejamos que repose 15 o 20 minutos y consúmela. Es aconsejable no tomar más de dos tazas al día.

Te recomendamos leer: Cómo dormir mejor bebiendo valeriana

6. Aceite de oliva y caléndula

Los extractos de la caléndula son muy  conocidos por sus propiedades antiinflamatorias. Este es el motivo por el que se emplean en el tratamiento de los dolores musculares, articulares y óseos.

En el tratamiento de la ciática, los combinamos con el aceite de oliva. El aceite de oliva, es un ingrediente, que favorece la relajación y el alivio del dolor localizado.

Para preparar este remedio, serán necesarios los siguientes ingredientes:

  • 1 taza de aceite de oliva (200 g).
  • ¾ taza de caléndula (150 g).
  • ½ taza de llantén (100 g).

Coloca las hierbas en un frasco de vidrio oscuro y cúbrelas con el aceite de oliva. Las dejaremos macerando durante una semana. Pasados los siete días, emplearemos ese aceite, para realizar suaves masajes circulares en la zona dolorida. Masajeamos la zona hasta la completa absorción del aceite. Se recomienda hacerlo dos veces al día.

  • Ramos-Fernández, J. M. (1998). Paralisis ciatica neonatal: Etiologia y seguimiento a proposito de 21 casos. Revista de Neurologia. https://doi.org/10.2495/ECO070211

  • Rodriguez Sotelo, P., Rodriguez Sosa, V. M., Toirac Martinez, R., & Gomez Barry, H. (1996). El Laser de Helio-Neon en la Regeneracion del Nervio Ciatico Seccionado y Saturado^ies. Rev. Cuba. Cir.

  • Padrón, R., Salas, R., & Mateu, L. (1980). La estructura de las membranas de mielina de nervio ciatico de rana: determinacion in vivo por difracción de rayos x a 15 A de resolucion espacial. Acta Cientifica Venezolana.