Los 6 mejores remedios caseros para aliviar las piernas hinchadas

La hinchazón de piernas puede afectar a nuestra calidad de vida, por lo que es conveniente recurrir a diferentes remedios para ayudar a mejorar nuestro problema y poder prevenir otros de mayor importancia

La mayoría de las personas han sentido, al menos una vez en la vida, las piernas hinchadas o sensación de pesadez en éstas.

Dado que su falta de control puede afectar la calidad de vida, es primordial prestarle atención y brindarle un tratamiento oportuno.

Por fortuna, existen algunos remedios naturales cuya composición ayuda a reducir la inflamación y algunos síntomas asociados a esta. En este artículo veremos algunos de ellos, no sin antes explicar qué suele ocurrir cuando se tienen las piernas hinchadas.

¿Qué suele suceder si tengo las piernas hinchadas?

Tener las piernas hinchadas es algo bastante común, sobre todo en el caso de mujeres. Su aparición está relacionada con trastornos como la retención de líquidos, el estrés y los problemas circulatorios.

En ocasiones, sentir las piernas hinchadas viene acompañado de una fuerte sensación de hormigueo, entumecimiento y, además, de dificultades para caminar.

Además, puede ser una señal de alerta de problemas más graves como la artritis, el edema y la trombosis.

Quizás te interese: Los 7 mejores consejos para combatir los problemas de circulación en las piernas

Remedios caseros frente a las piernas hinchadas

Para ayudarte a tratar tus problemas con las piernas hinchadas, te proponemos seis remedios naturales que pueden serte muy útiles. Toma nota de estos sin olvidar que siempre debes consultar a un médico, sobre todo si los síntomas se agravan.

1. Vinagre de sidra de manzana

El vinagre de sidra de manzana puede llegar a ser útil contra las piernas hinchadas.

El vinagre de sidra de manzana tiene propiedades antiinflamatorias y calmantes que pueden contribuir a reducir el dolor causado por la hinchazón de las piernas. 

Sigue la siguiente receta para disfrutar de todos sus beneficios:

Ingredientes

  • ½ taza de vinagre de manzana (125 ml)
  • 6 rodajas de manzana

¿Qué debes hacer?

  • Sumerge un paño limpio en el vinagre de manzana y aplícalo sobre las áreas doloridas.
  • Ponles por encima algunas rodajas de manzana y déjalo reposar hasta 20 minutos.
  • Una vez pasado este tiempo, retira el tratamiento y enjuaga con abundante agua tibia.
  • Finalmente, debes repetirlo todas las noches hasta lograr controlar la inflamación.

Lee también: 5 consejos para evitar calambres en las piernas

2. Menta

Las propiedades calmantes de la menta pueden llegar a ser un gran apoyo en el tratamiento de los problemas que afectan las piernas.

Su uso directo puede ayudar a la circulación, a controla la retención de líquidos y a evita la formación de venas varices. Para elaborar tu remedio casero a base de menta, echa un ojo a los siguientes pasos:

Ingredientes

  • 2 cucharadas de menta (20 g)
  • 1 litro de agua

¿Qué debes hacer?

  • Añade las dos cucharadas de menta en un litro de agua y ponlo a hervir durante 10 minutos.
  • Cuando transcurra este tiempo, aplícalo sobre las piernas con la ayuda de un paño suave.
  • Úsalo cada noche antes de ir a dormir.

3. Agua de Jamaica

El agua de Jamaica posee propiedades beneficiosas que pueden actuar contra las piernas hinchadas.

El consumo diario de agua de Jamaica es una de las formas más efectivas que puede ayudarte a prevenir y combatir las piernas hinchadas.

Se trata de una bebida con propiedades diuréticas cuya ingesta puede ser útil para reducir los edemas, la mala circulación y la acumulación de toxinas. Además, su preparación es muy sencilla:

Ingredientes

  • 6 flores de Jamaica
  • 1 litro de agua

¿Qué debes hacer?

  • Incorpora las flores de Jamaica en un litro de agua, y llévalo a ebullición durante 10 minutos.
  • Una vez transcurrido el tiempo indicado, retíralo del fuego y espera a que alcance una temperatura soportable para su consumo.
  • Toma hasta 3 vasos al día.

4. Sales de Epsom

Los baños con sales de Epsom son un remedio clásico que puede llegar a ser eficaz para deshinchar las piernas, los pies y los tobillos.

Este producto ayuda a relajar las extremidades, a calmar la tensión muscular y a estimular la circulación sanguínea para equilibrar los procesos inflamatorios. Debes emplearlo de la siguiente manera:

Ingredientes

  • ½ taza de sales de Epsom (100 g)
  • Agua tibia (la necesaria)

¿Qué debes hacer?

  • Agrega las sales de Epsom en abundante agua tibia y sumerge las piernas durante 15 minutos.
  • Repite el tratamiento todas las noches, especialmente después de una jornada agotadora.

5. Aloe vera

La planta de aloe vera tiene beneficios antiinflamatorios que te pueden ayudar frente a la sensación de piernas cansadas.

Los cristales que contiene la planta de aloe vera tienen múltiples beneficios medicinales tanto a nivel interno como externo.

Entre sus propiedades se destaca su poderosa acción antiinflamatoria que, tras aplicarse, puede disminuir el dolor y la tensión.

Contiene sustancias diuréticas que ayudan a minimizar la retención de líquidos y otros trastornos que afectan las extremidades inferiores.

También puede convertirse en un excelente estimulador sanguíneo, lo cual hace que a veces sea de utilidad para disminuir las varices y las arañitas.

Te proponemos que emplees esta planta de la siguiente forma:

Ingredientes

  • 2 cucharadas de aloe vera (30 g)
  • 1 cucharada de aceite de coco (15 g)

¿Qué debes hacer?

  • Licua los cristales de aloe vera con el aceite de coco y usa la mezcla para masajear las piernas durante 10 minutos.
  • Posteriormente y de forma opcional, agrega un par de cucharadas de la pulpa en tu zumo o vaso de agua para aprovechar sus propiedades a nivel interno.
  • Repite su uso hasta mejorar la salud de las piernas.

Visita este artículo: 5 consejos para evitar la retención de líquidos

6. Castaño de Indias

El castaño de Indias es uno de los tratamientos alternativos más efectivos para ayudarnos a disminuir la inflamación en las extremidades inferiores del cuerpo.

Sus extractos son antiinflamatorios, pudiendo proteger las paredes arteriales y facilitar la eliminación de los líquidos retenidos en los tejidos. Un modo de emplearlo es el que te mostramos a continuación: 

Ingredientes

  • 1 cucharada de corteza de castaño de Indias (10 g)
  • ½ taza de aceite de lavanda (100 g)

¿Qué debes hacer?

  • Pon el aceite de lavanda al baño María, agrégale el castaño de Indias y caliéntalo 20 minutos a fuego lento para que se concentren bien.
  • Luego, cuando esté listo y a una temperatura soportable, frótalo sobre las áreas deseadas mediante masajes circulares.
  • Repite su uso todos los días.

Como puedes ver, hay muchos ingredientes naturales que nos pueden servir para relajar las piernas ante problemas como la hinchazón.

No obstante, ten en cuenta que el alivio no siempre es inmediato y se requieren varias aplicaciones para conseguirlo, por lo que es aconsejable que consultes a un especialista, sobre todo si los problemas persisten durante un tiempo prolongado.

 

Lin, Y. H., Chen, C. Y., & Cho, M. H. (2012). Effectiveness of leg movement in reducing leg swelling and discomfort in lower extremities. Applied Ergonomics. https://doi.org/10.1016/j.apergo.2012.03.002