Los beneficios de practicar un hobby juntos

Hay muchas cosas para hacer, actividades que nunca han realizado juntos. Es el momento de encontrar un nuevo hobby para compartir en pareja y enriquecer la relación. Te contamos los beneficios de tener un pasatiempo juntos.

Cada uno tiene sus actividades, sus obligaciones y sus tareas. Por eso, muchas veces solo comparten unos minutos por la noche antes de dormir. ¿Sabías que practicar un hobby juntos tiene muchos beneficios? En este artículo te lo contamos.

¿Por qué es bueno practicar un hobby juntos?

Si estás con una persona es porque, seguramente, comparten ciertos gustos por las mismas cosas. Desde un deporte hasta una banda de música, pasando por los viajes al cine o la literatura.

Pero lo cierto es que si bien al principio ‘hacían todo juntos’ con el paso del tiempo cada cual organizó su día por separado.

Es probable que desde hace bastante no comparten una salida en pareja o no hacen algo que les gusta a los dos. ¡Eso es lo que les falta para ser completamente felices!

Por supuesto que el éxito no radica únicamente en practicar un hobby juntos, sino en muchas otras cuestiones que tienen que ver con el compañerismo, el respeto y el cariño, sin embargo, el hecho de hacer cosas de a dos tiene muchos beneficios:

Ver también: 6 claves para tener éxito en pareja

1. Mayor comunicación

Pareja corriendo y cronometrando los kilómetros.

Ya sea que van al mismo gimnasio o salen a correr al parque, que asistan a una obra de teatro o que hagan un curso de cocina, estar juntos en una actividad por fuera de lo cotidiano y aumenta la comunicación.

El simple hecho de tener que conversar sobre un tema diferente al dinero, los hijos o las vacaciones es muy beneficioso. Pueden comenzar hablando de algo relacionado a la actividad en común y luego tener más confianza para dedicarse a temas más ‘complicados’.

2. Más conexión

No hay nada más bonito que estar con tu pareja haciendo algo que les guste y sentirse acompañado, en la misma sintonía, mirando hacia la misma dirección. Sin dudas, esa actividad los conectará más y hará que la relación ‘vaya sobre ruedas’ como se dice popularmente.

Por supuesto que la conectividad no tiene que ver con el móvil o el portátil. ¡Todo lo contrario! Es poder mirarse a los ojos y saber qué piensa o siente el otro, sin necesidad de palabras. Es tener experiencias en común que pueden rememorarse en el futuro. Es disfrutar de esa complicidad que solo disfrutan quienes se quieren.

3. Menos peleas

hacer-ejercicio

Muchos de los motivos por los cuales las parejas discuten es por ‘no hacer nada juntos’. Esa falta de actividades de a dos puede llevar a la monotonía, el aburrimiento y, por ende, a las discusiones.

Cuando se toman el tiempo para disfrutar de algo en compañía del otro, todo el esfuerzo diario o cotidiano tiene sentido. ¡Así merece la pena trabajar tantas horas!

Lee también: Aprende a ser paciente con tu pareja

4. Menos individualismo

Estar en pareja no siempre es sinónimo de unión y compañerismo en estos días. Cada uno está enfocado en sus logros personales y en sus obligaciones. El individualismo en una relación es otra de las razones por las cuales los matrimonios no son felices ni se sienten plenos.

Por eso, al practicar un hobby juntos dejamos de lado el ‘yo’ y pasamos a pensar en el ‘nosotros’. Es algo realmente muy bueno para ambos y en pos a una relación duradera y fuerte a cualquier cosa que pueda suceder.

¿Cómo practicar un hobby juntos?

terapia-de-parejas

Las opciones son innumerables y todo depende del gusto de cada uno. Debes tener en cuenta algo muy importante para que los beneficios realmente sean notables y verdaderos: ambos deben sentirse cómodos con la actividad.

No se trata de imponerle al otro que haga algo solo por el hecho de que ‘es bueno para la pareja’. Por ello, la mejor manera de elegir una actividad o hobby es hablar con total libertad y expresar nuestros sentimientos.

Piensen, por ejemplo, qué cosas los unió desde el inicio: ¿hacer deporte? ¿escuchar a una banda de rock? ¿probar platillos en diferentes restaurantes? ¿irse de viaje? ¿ver películas y series? Hay muchas opciones y no necesariamente tienen que ser costosas y poner en jaque vuestra economía.

Pueden organizar para ir de picnic al parque el sábado por la mañana si es que les agrada el aire libre y el sol; hacer ejercicio en una plaza cuando regresan del trabajo; caminar por la ciudad admirando la arquitectura y los escaparates o hasta ir a la terraza y admirar las estrellas mientras se abrazan y acarician.

Otras alternativas para practicar un hobby juntos puede ser: hacer paseos turísticos gratuitos en donde viven, cocinar un platillo que a ambos les encante; ver una película echados en el sofá con una rica taza de café o té (o un buen vino también puede ser). Incluso, pueden participar de actividades de voluntariado limpiando una playa, plantando árboles o colaborando en un refugio de animales.

Antes que nada, tienen que preguntarse ¿qué me gusta hacer y qué le gusta hacer a mi pareja? Aunque no lo crean, tienen más cosas en común que diferencias. Por algo están juntos hace tanto tiempo. Solo es cuestión de encontrar esas actividades que les apasionan y ver de qué manera las combinan para que los dos lo pasen de maravillas.

Categorías: Planes en pareja Etiquetas:
Te puede gustar