Los grandes beneficios de ser agradecido

Ser agradecido no cuesta nada y, sin embargo, nos hace ver la vida con otros ojos. Los que nos rodean también perciben este cambio y todo se torna mucho más fácil

Hemos escuchado en varias ocasiones lo positivo que es ser agradecido, pero aún no somos conscientes de lo que esto implica realmente.

El diccionario define gratitud como reconocer y sentir estima hacia una persona que te ha hecho un favor y sentir un gran deseo de corresponderle.

Lee: El valor de enseñar a los niños a decir “por favor”, “gracias” o “buenos días”

Pero, la gratitud no solamente es esto. Podemos sentirnos agradecidos por estar vivos, sentir gratitud por tener la vida que tenemos, por todo lo bueno que hay ella…

Pensar en todo esto y sentirse realmente agradecido nos hace felices. ¿Entonces por qué nos cuesta tanto serlo?

Ser agradecido es muy fácil

Experimentar-gratitud

Ser agradecido es tremendamente fácil. Tan solo hace falta una sonrisa, un simple “gracias” o una pequeña nota dedicada a esa persona a la que le agradeces lo que ha hecho por ti o lo feliz que te hace.

Como ves, no hay un gasto de energía importante, porque no nos cuesta ningún esfuerzo. Tal vez por eso no le prestamos la atención que debiéramos.

En ocasiones todo esto se produce porque ignoramos lo que nos rodea. Estamos tan abstraídos en nuestro propio mundo que nos olvidamos de los que están a nuestro alrededor.

Cuántas veces te has parado a pensar en lo que posees y cuántas veces has sido consciente de que no te hace falta anhelar nada más porque ya lo tienes todo.

Descubre: Mi familia es la que hace que todo valga la pena

Cuántas veces has reflexionado sobre las personas que tienes a tu alrededor, que te han apoyado en los momentos difíciles. Seguramente, ocupan más espacio todas aquellas que te han hecho daño.

Mujer-bailando-en-el-campo

Consideramos que los amigos y la familia siempre estarán ahí para nosotros. No nos damos cuenta de que todo puede cambiar de un día para otro y, después, ya será demasiado tarde.

La gratitud se practica

Con todos estos problemas, es difícil ser agradecido si no se practica la gratitud, al igual que se puede practicar la bondad, la sinceridad, el amor, etcétera.

Por eso, es importante que tengas en cuenta los siguientes pasos que a continuación te mencionaremos.

Piensa que la práctica hace al maestro.

  • Céntrate en el ahora: Vivimos pensando en el futuro y en el pasado, y esto nos impide saborear el presente y ser conscientes de todo por lo que deberíamos estar agradecidos.

Separarnos de esto provoca que anhelemos aquello que en realidad ya poseemos. Todo por no ser conscientes de que tenemos que abrir los ojos y mirar a nuestro alrededor.

  • Nunca des por hecho: Das por sentado que tu pareja sabe que la amas, que tu madre sabe que la quieres… Dar por hecho es un error. Los demás necesitan escuchar de nuestra boca todo aquello por lo que les estás agradecido.
  • No esperes nada de los demás: Un error en el que puedes caer es esperar que los demás actúen como tú lo vas a hacer. Esto, en la mayoría de las ocasiones, no va a suceder, así que elimina de tu mente este deseo.

Para ser agradecido de verdad no esperes nada a cambio. Debes serlo porque así te sientes bien y porque así quieres hacerlo.

Mujer-con-globos-de-colores-paseando

¿Tú también lo eres?: Soy de la generación del “gracias” y del “por favor”

Agradece cada día

Nada más levantarte de la cama agradece al día que puedes despertar una vez más y vivir; cuando te vayas a dormir, encuéntrate agradecido por todo lo bueno que has podido experimentar.

A veces, no solo tenemos que mostrarnos agradecidos con las personas, sino con el propio hecho de estar vivos. Esto te hará sentirte afortunado y dibujará una sonrisa en tu cara cada día que te levantes y te vayas a la cama.

No cuesta nada y serás mucho más feliz.

Agradece todas las oportunidades que has logrado gracias a tu esfuerzo, agradece ese trabajo que has conseguido debido a tu insistencia, el resultado de todo el empeño que has puesto en conseguir lo que querías…

mujer-dando-gracias-amanecer

Antes de irte lee: Valora a las personas cuando las tienes, no cuando las pierdes

Vive tu vida agradeciendo constantemente el resultado de la misma y, sobre todo, agradeciendo a las personas de tu entorno todo lo que te aportan.

Cuanto más practiques la gratitud más sencillo te resultará y llegará el momento en el que lo tomarás como una costumbre.

La gratitud se habrá convertido en una parte de tu ser.