Los perros pueden reconocer la cara de sus dueños

Aydee Castaño · 5 enero, 2014
Según un estudio, los perros tienen la capacidad natural de distinguir y establecer diferencias entre las facciones de las personas, y dedican más tiempo a observar los que les son conocidos

Mediante algunos estudios realizados se ha podido establecer que los perros pueden identificar los rostros de sus dueños y de otros canes que le son familiares. Esta habilidad de poder reconocer los rasgos faciales se creía exclusiva de las personas y de algunos primates, pero jamas se pensó que los perros pudieran tener tal facultad.

En este artículo te detallamos esta información en profundidad. ¡Sigue leyendo!

Los perros reconocen rasgos faciales

En realidad hace muchos años que se sabe: El rostro y el contacto visual pueden ser quizás el acto más importante que se puede establecer entre una persona y su perro.

Durante mucho tiempo se ha estudiado esta posibilidad. No obstante, en un nuevo estudio se utiliza el rastreo de los movimientos de los ojos. De este modo se evalúa la capacidad que pueden tener los perros de reconocer rasgos faciales.

Perros con sus familias

¿Cómo se determinó esta “habilidad” en los canes?

Para realizar este estudio mediante los movimientos oculares que realizan los perros, se evaluaban mientras se les mostraban en una pantalla de computadora algunas fotografías. En estas imágenes estaban incluidas las de sus dueños y las de otros perros que pueden ser de la misma familia. Estas se intercalaban con las de otras personas y canes desconocidas para el animal.

Durante el estudio se observó que los perros se detenían a contemplar con más detalle el rostro de las personas y de los otros canes que le eran más familiares. En cambio, dejaban pasar las imágenes de los desconocidos sin prestarles mayor atención. Por tanto, esto indicó sin lugar a dudas que ellos podían reconocer los rostros familiares.

Perro con su dueña

Claves del estudio

Para lograr el éxito de este estudio se entrenaron a los perros para que permanecieran tranquilos mientras que se les mostraban las imágenes. También para que realizaran esta significativa prueba de una manera independiente y relajada. Tal parece que el objetivo se pudo lograr a cabalidad, ya que los perros parecían disfrutar de la actividad.

Para lo que no se entrenó a los perros fue para que pudieran reconocer los rostros que tenían que observar. De este modo los resultados fueron muy categóricos.

Resultados categóricos

  • Se confirmó que los canes tienen la capacidad natural de distinguir y establecer diferencias entre las facciones que se les mostraron a cada uno de ellos.
  • Es mas, los investigadores llegaron a la conclusión de que podrían tener capacidades iguales o por lo menos muy parecidas a las de las personas para encontrar las diferencias que hay entre los rostros de cada persona.

Los perros tienen sus preferencias caninas

No obstante, hubo un descubrimiento en cuanto a las capacidades que tienen estos inteligentes animales de diferenciar los rostros. Fue que ellos prefieren observar imágenes de otros perros, sin importar si son conocidos o no.

Los canes dejaban de mirar con atención a las personas cuando aparecían imágenes de otros animales. A estos les dedicaban mucho más tiempo para mirarlos con fijación.

Estas son las conclusiones de esta investigación que nos acerca un poco más a comprender la inteligencia de nuestras mascotas. Sin duda, un motivo más para estar orgullosos de ellas.