Masa de pizza italiana

El tiempo de reposo es fundamental para que la levadura actúe y nuestra masa adquiera cuerpo y consistencia. Podemos aprovechar mientras para preparar el resto de ingredientes

¿Cuál es el secreto de la verdadera masa de pizza italiana? ¿Cómo llegó a hacerse tan popular en todo el mundo occidental? ¿Qué ingredientes lleva? ¿Cómo se prepara? Entérate de esto y mucho más en el siguiente artículo.

La pizza es la comida más exportada y preparada en todo el mundo. Algunos dicen que en realidad no nació en Italia, sino que es un invento griego (que usaban el pan pita). Con la gran afluencia de inmigrantes italianos, llegó a otras latitudes a inicios del siglo XX y sin duda, se ha reinventado en cada restaurante que la ofrece en su menú.

Receta 1 de masa de pizza italiana

Tres factores son necesarios para obtener la mejor pizza: los ingredientes, el cocinero (pizzaiolo) y el horno, si es de barro, mejor. La harina, la levadura y el agua tienen mucho que ver en la preparación, así como también la salsa o la mozzarella en la cocción.

Una de las opciones para hacer masa de pizza italiana lleva:

  • 400 gramos de harina de fuerza
  • 200 gramos de harina normal
  • 1 cubito de levadura de panadería
  • 320 gramos de agua
  • 40 gramos de aceite de oliva
  • 2 cucharaditas de sal
  • 1 cucharadita de miel

Se prepara de la siguiente manera:

pizza

  • 1-Precalienta el horno a 50°C.
  • 2-Coloca los ingredientes todos juntos y mezcla a mano o con la batidora.
  • 3-Amasa bien hasta que te quede una bola, la cual dejarás reposar en el horno ya apagado durante 3 horas.
  • 4-Estira con un rodillo y coloca en un molde redondo previamente engrasado con aceite.
  • 5-Esparce salsa de tomate y luego lleva al horno nuevamente.
  • 6-El resto de los ingredientes, dependerán de tus gustos e imaginación. ¡Puedes ponerle lo que se te ocurra! Algunas opciones son tomate y albahaca, rúcula y parmesano, tomate y ajo, cebolla, atún, salami, etc.

Receta 2 de masa de pizza italiana

Conocer las cantidades necesarias de cada ingrediente es vital para que la pizza quede fabulosa, pero también es preciso tener un buen brazo para poder amasar unos minutos. Algunos prefieren las pizzas más altas y otros las más finas, de ello dependen ambos factores: cantidades y amasado.

En este caso, lo que necesitas es:

  • 1 kg de harina de fuerza
  • ½ litro de agua templada
  • 25 gramos de sal
  • 50 ml de aceite de oliva
  • 25 gramos de levadura fresca de panadero

Fácil, divertido y rápido. ¿Quieres saber cómo se prepara?

  • 1-En un recipiente coloca una parte de la harina (deja 4 cucharadas para después).
  • 2-Haz un hoyo en el medio y echa la levadura ya disuelta en el agua.
  • 3-Bate con cuchara de madera del centro hacia afuera y mezcla poco a poco.
  • 4-Vierte el aceite de oliva y la sal.
  • 5-Sigue removiendo hasta que la masa quede algo pegajosa pero firme.
  • 6-Prepara la encimera o una mesa para poder trabajar la masa.
  • 7-Echa un poco de harina y vierte la masa.
  • 8-Amasa con ambas manos, con movimientos dinámicos, hasta que te quede elástica y no se te quede pegada a los dedos, tendrás que echar la harina que habías reservado.
  • 9-Esto te llevará unos diez minutos (un ejercicio increíble).
  • 10-Tapa con un paño y deja que leve unos 40 minutos (crecerá de tamaño hasta tres o cuatro veces).
  • 11- Durante ese tiempo los expertos aprovechan para preparar la salsa y dejar listos los ingredientes que se ponen después.
  • 12-Corta la masa en cuatro partes iguales, estira con un rodillo hasta que quede del espesor que deseas y coloca en un molde circular engrasado, para después llevar al horno, no sin antes haber esparcido la salsa “especial” que hayas preparado para esa ocasión.

Opción 3 de masa de pizza italiana

pizza2

¿Cuál es el mejor espesor para una pizza? La romana es más alta, tostada y crujiente; el tipo napolitano es más fina, suave y de bordes altos. ¿Tú cuál prefieres?

Esta tercera alternativa lleva:

  • 2 y ¼ cucharadita de levadura
  • ½ cucharadita de azúcar mascabo
  • 425 gramos de harina
  • 350 ml de agua tibia
  • 1 pizca de sal
  • 2 cucharadas de aceite de oliva

Preparación:

  • 1-Disuelve en agua tibia (unos 45°C) la levadura y el azúcar, deja reposar 10 minutos.
  • 2-Vierte la sal, el aceite y la mitad de la harina.
  • 3-Una vez que hayas unido todo, coloca sobre la mesa o encimera con el resto de la harina.
  • 4-Amasa bien hasta que no se te pegue a los dedos.
  • 5-Coloca en un recipiente con aceite y cubre con un paño húmedo.
  • 6-Deja reposar una hora aproximadamente, hasta que doble o triplique su volumen.
  • 7-Retira el paño y presiona un poco con el dedo para quitar el aire.
  • 8-Forma una bola y corta los bollos que quieras (según la cantidad de pizzas).
  • 9-Precalienta el horno.
  • 10-Estira con el rodillo y extiende sobre un molde circular previamente engrasado.
  • 11-Antes de meter al horno, esparce salsa en la superficie.