Masajes reductores para las piernas

Para obtener buenos resultados se recomienda complementar los tratamientos con alguna crema reductora. Es importante ser constantes con los masajes y beber abundante agua para facilitar la eliminación de líquidos

Después de lograr resultados con la dieta y haber llegado al peso que deseábamos, es normal que algunas zonas de nuestro cuerpo queden un poco más gorditas y flácidas. Para el caso de las piernas puedes ayudarte mucho haciendo un masaje reductor para así darles una mejor apariencia y conseguir que la piel luzca más firme.

Los masajes reductores suelen más tener presión y velocidad que los masajes relajantes que conocemos comúnmente. Este tipo de masajes es ideal para quitar la acumulación de grasa localizada y así conseguir una mejor figura estéticamente.

Además de reducir la grasa localizada, los masajes reductores te ayudan a combatir la celulitis y beneficia la circulación sanguínea y linfática. Para tener mejores resultados siempre es recomendado seguir una dieta equilibrada y realizar ejercicio.

¿Cómo hacer un masaje reductor para las piernas?

Antes de hacer el masaje reductor se recomienda hacer una crema reafirmante casera o adquirir una en el mercado para así facilitar y complementar el tratamiento.

Masaje reductor # 1

Para hacer el masaje reductor en tus piernas sigue estos pasos al pie de la letra:

  • En primer lugar debes aplicar la crema reafirmante en tus piernas usando una buena cantidad.
  • Acostada, coloca tus dedos sobre la ingle y con ellos empieza a hacer un movimiento de presión, traccionando ligeramente la piel.
  • Luego con ambas manos toma una parte de tus piernas y júntalo como tratando de torcerlo siempre ejerciendo cierta presión.  Repite este paso con todas las partes de la pierna que deseas reducir.
  • Otra alternativa es tomar una parte de las piernas con ambas manos y empezar a ejercer presión sobre ella con movimientos hacía arriba.

Masaje reductor #2

Para hacer este masaje reductor puedes utilizar crema reafirmante o aceite de almendras, sigue estas indicaciones.

  • Aplica una buena cantidad de crema o aceite de almendras sobre las piernas (el aceite de almendras es ideal para reducir la apariencia de celulitis y estrías).
  • Toma una parte de tu pierna de un lado y ejerciendo presión muévelo hacía el otro lado teniendo mucho cuidado con la presión para no causar un moretón. Cuenta 10 segundos y relaja la pierna, luego toma otra parte de la pierna y repite el procedimiento.
  • Se recomienda hacer sesiones de 20 minutos 3 veces por semana para tener mejores resultados.

Masaje reductor #3

masaje pierna

Para esta técnica de masaje se recomienda utilizar glicerina liquida para lubricar la zona que se desea masajear, igualmente puedes usar la crema reductora casera o del mercado.

  • Aplica la glicerina  liquida sobre las piernas y masajea suave y circularmente mientras la aplicas.
  • Cuando hayas aplicado la glicerina muy bien vas a empezar a hacer una técnica de movimientos básicos de fricción, amasado y golpeteo, para esto toma la zona que deseas adelgazar con ambas manos y poco a poco has el masaje ejerciendo buena presión para ayudar a movilizar las grasas.
  • Realiza el masaje en la misma orientación que las agujas del reloj y aplica muy bien la técnica, puedes empezar por hacer fricción con ambas manos tomando una parte de la pierna, luego relajas unos segundos y amasas con buena fuerza y teniendo cuidado para no causarte moretones.
  • Este masaje debe durar al menos 20 minutos y se debe hacer 2 veces por semana. Para mejores resultados se recomienda tomar 2 litros de agua diariamente.

Masaje reductor #4

masaje-piernas

Se recomienda hacer este masaje reductor antes o durante del baño diario, es muy sencillo y la técnica es fácil de aplicar, puedes complementarlo con una crema reafirmante y/o reductora.

  • Limpia muy bien la parte de tus piernas que deseas masajear, sin prefieres puedes aplicarte un poco de alcohol.
  • Con una esponja suave masajea la zona de tus piernas haciendo movimientos circulares y ejerciendo un poco de presión sobre ellas.
  • Limpia de nuevo la zona del masaje y luego aplica la crema reductora/o afirmante.
  • Masajea suavemente y poco a poco con ambas manos amasa la zona que quieres reducir, ejerce buena presión pero no en una forma brusca porque te puedes causar moretones.
  • Con ambas manos masajea la pierna de arriba hacia abajo y de abajo hacia arriba, ejerce buena presión y descansa unos segundos.
  • Realiza la sesión durante media hora y repite el procedimiento al menos 3 veces por semana.
Te puede gustar