Medicamentos que causan lupus eritematoso

Andrea Flores · 28 julio, 2018
El lupus es una enfermedad crónica autoinmune que evoluciona en brotes. Algunos fármacos desencadenan una forma especial denominada lupus medicamentoso.

El lupus es una enfermedad crónica inflamatoria de carácter autoinmune. Normalmente afecta con más frecuencia a mujeres en edad fértil que en varones. La evolución de esta patología es imprevisible, pero lo más característico es que debute en forma de brotes.

Al ser una enfermedad autoinmune, el sistema inmunitario del paciente se encuentra alterado y no puede llevar a cabo sus funciones con normalidad. Por tanto, identifica a los tejidos sanos del organismo como agentes extraños y los ataca por error.

Por norma general, la mayoría de casos clínicos que presentan lupus eritematoso poseen un causa desconocida. Sin embargo, existen casos especiales de lupus como el neonatal (en los recién nacidos) o el producido por medicamentos.

Este último subtipo también recibe el nombre de pseudolupus y en él se desarrolla una reacción exagerada (reacción de hipersensibilidad) hacia un fármaco. De esta manera, suele presentar características similares al lupus eritematoso sistémico o LES.

Signos y síntomas del lupus por medicamentos

Niño enfermo de Lupus Eritematoso Sistémico

Generalmente la administración de los fármacos problemáticos durante más de 3 meses da lugar al desarrollo de los síntomas. Estas señales suelen ser similares a las del lupus eritematoso sistémico o LES e incluyen:

  • Alteraciones en el sentido de la vista (visión borrosa, sobre todo).
  • Cansancio, debilidad o fatiga general.
  • Inapetencia o pérdida de apetito. Por norma general se encuentra relacionado con una pérdida de peso en un periodo de tiempo limitado.
  • Molestias y presencia de inflamación en las articulaciones. También podría tratarse de una manifestación de una artritis derivada de esta enfermedad.
  • Fiebre que puede variar en cuanto a intensidad.

Asimismo, existen otras manifestaciones clínicas que aparecen con mucha menos frecuencia como:

  • Erupción cutánea. En especial, aparece en las áreas que reciben luz solar.
  • Dolor torácico pleurítico.
  • Alteraciones de carácter renal (afectan a los riñones del paciente).
  • Trastornos relacionados con el Sistema Nervioso Central o SNC.
  • Pericarditis o inflamación del pericardio (envoltura del corazón). Esto puede conllevar una serie de complicaciones en el funcionamiento del corazón.

Descubre: Síntomas del Lupus, base de su diagnóstico y tratamiento

¿Cómo se diagnostica el lupus inducido por fármacos?

Por otra parte, para realizar el diagnóstico correctamente el equipo médico llevará a cabo una serie de pruebas médicas. De esta manera, se podrá identificar la enfermedad y descartar otras alteraciones con síntomas similares. Podemos destacar las siguientes pruebas:

  • Examen físico. En él, los médicos comprueban los síntomas que muestre el paciente. Por norma general también se comprueba el historial clínico del paciente y sus antecedentes familiares.
  • Obtención de imágenes internas. Normalmente se utiliza la radiografía del tórax para comprobar si existe inflamación en los órganos de la zona.
  • Electrocardiograma o ECG para comprobar el estado del corazón.
  • Panel de anticuerpos antinucleares o ANN.
  • Panel de anticuerpos citoplasmáticos antineutrófilos o ANCA.
  • Conteo sanguíneo completo (CSC) con diferencial.
  • Otras pruebas rutinarias como el análisis de sangre o el de orina.

Así, el médico correspondiente le recomendará al paciente una serie de pautas a adoptar y la administración de fármacos para aliviar los efectos de la patología. Por ejemplo, entre ellos podemos destacar:

  • Antiinflamatorios no esteroideos o AINEs.
  • Cremas o pomadas con corticosteroides.
  • Medicamentos antipalúdicos.
  • Si el paciente presenta alteraciones renales y cardíacas, el equipo médico puede recetar otros compuestos químicos en función del trastorno.

Quizá te interese: Todo lo que deberías saber sobre el lupus

Medicamentos que causan con más frecuencia lupus eritematoso

Actualmente, los estudios clínicos han podido determinar los medicamentos que inducen este subtipo de lupus generalmente. Por ejemplo, podemos incluir en esta categoría:

  • Isoniazida
  • Hidralazina
  • Procainamida

Por otra parte, existen otros compuestos químicos o fármacos que provocan esta patología con menos frecuencia:

  • Medicamentos anticonvulsivos
  • Capoten
  • Clorpromazina
  • Inhibidores del factor de necrosis tumoral alfa o TNF
  • Metildopa
  • Minociclina
  • Penicilamina
  • Quinidina
  • Sulfasalazina
  • Levamisole

Por tanto, una posible medida de prevención ante este tipo de lupus eritematoso sería evitar utilizar los medicamentos comentados. Sin embargo, el equipo médico le recomendará las mejores opciones de tratamiento y le explicará los posibles efectos secundarios.

El lupus es una enfermedad muy compleja con manifestaciones en varios órganos sin aparente relación entre ellos. Por este motivo, aunque se señalen los fármacos más comunes, puede darse el caso de que un paciente presente un brote de lupus medicamentoso tras la ingesta de medicamentos distintos.

  • Dooley MA. Drug-induced lupus. In: Tsokos GC, ed. Systemic Lupus Erythematosus. Philadelphia, PA: Elsevier; 2016:chap 54.
  • Habif TP. Connective tissue diseases. In: Habif TP, ed. Clinical Dermatology. 6th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2016:chap 17.
  • Kumar V, Abbas AK, Aster JC. Diseases of the immune system. In: Kumar V, Abbas AK, Aster JC, eds. Robbins and Cotran Pathologic Basis of Disease. 9th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2015:chap 6.
  • Patel DR, Richardson BC. Drug-induced lupus. In: Hochberg MC, Stillman AJ, Smolen JS, Weinblatt, ME, Weisman MH, eds. Rheumatolgy. 6th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Mosby; 2015:chap 132.
  • Radhakrishnan J, Perazella MA. Drug-induced glomerular disease: attention required! Clin J Am Soc Nephrol. 2015;10(7):1287-1290. PMID: 25876771 ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/25876771.
  • Torok K, Cassidy E, Rosenkranz M. Rheumatology. In: Zitelli BJ, McIntire SC, Nowalk AJ, eds. Zitelli and Davis' Atlas of Pediatric Physical Diagnosis. 7th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2018:chap 7.