¿Es mejor estar soltero?

Este artículo ha sido verificado y aprobado por el psicólogo Bernardo Peña el 17 febrero, 2019
Yamila Papa Pintor · 27 febrero, 2019
Tener pareja no tiene por qué ser mejor ni peor que estar soltero. Se trata de dos opciones igual de válidas y ambas tienen sus partidarios y detractores.

Por desgracia, en muchos casos a nivel social no está bien visto que una persona a cierta edad no se haya casado. La soltería se relaciona con la soledad, la tristeza e incluso el fracaso. Y esto es una idea que debe empezar a cambiar. ¿Quién impone este tipo de normas culturales?

En primer lugar, es importante entender que cada persona es libre de decidir si quiere o no hacer su vida en pareja. Casarse es una opción, como lo es tener hijos o no, o vivir en soltería. Muchas personas deciden vivir con ellos mismos y esta opción debe ser igualmente respetada.

También hay que entender que cada persona ha vivido su propia historia, no sabemos por qué ha tomado sus decisiones, cuál es su pasado. No se puede juzgar a las personas sin conocer los motivos que le han llevado a una situación concreta.

No es mejor o peor estar soltero. Es una opción más, una decisión tomada en la vida de una persona.

narcisismo narcisista trastorno personalidad

Estar soltero tiene muchas ventajas

Estar soltero debería dejar de considerarse como una maldición. Para muchos es una decisión que han tomado de forma individual pensando en el propio bienestar. Además, estar soltero también tiene sus ventajas. A continuación desarrollamos algunas de estas.

Ver también: La autoestima, clave para nuestra felicidad

1.  Aprender a quererse a uno mismo

Es fundamental aprender a quererse a uno mismo. Encontrar amor hacia la propia persona, dedicarse tiempo, priorizarse. Como suele decirse, ¿quién te va a querer si no te quieres ni tú?

En muchas ocasiones, las personas pueden pasar por distintas etapas de las que pueden salir dañados moralmente. Ya se trate de desengaños amorosos, relaciones tóxicas o casos de dependencia emocional, después de estas situaciones, es realmente recomendable dedicarse un tiempo a uno mismo.

La autoestima es muy importante a la hora de evolucionar correctamente como persona. Ya no solo a nivel sentimental sino también profesional. Las personas que creen en ellas mismas, que valoran sus propias cualidades, tienen muchas más posibilidades de triunfar en todo lo que se propongan.

Para desarrollar y cuidar el amor hacia uno mismo es imprescindible dedicarse tiempo en soltería. De este modo se pueden redescubrir hobbies, cualidades propias, sueños, ilusiones que se tenían olvidadas. Con el tiempo, es posible aprender también a compartir este amor de nuevo con alguien más.

2. Enfocarse el futuro profesional

Antes de nada, es importante tener claro que formar una familiar, tener hijos, y querer dedicarse a ellos, no es sinónimo en ningún caso de fracaso profesional. No lo es ni para los hombres ni para las mujeres.

Sin embargo, en muchos sentidos, puede ser cierto que la responsabilidad que conllevan estas realidades resta tiempo que dedicar a otras cosas. Por ejemplo, en algunos casos sí puede ser más difícil enfocarse de lleno en desarrollar una carrera profesional

aprende a aceptarte

En todo caso, si se está soltero, puede ser más sencillo encontrar el tiempo necesario y dedicarse a todo aquello que despierte pasión en la persona. Ya se trate de formarse profesionalmente a través de los estudios, o implicarse a fondo en la carrera profesional.

Existen miles de alternativas. Lo recomendable es encontrar en qué se quiere invertir el tiempo.

3. Abrir el círculo social

Nuevamente, nos encontramos ante una situación que no tiene por qué ser exclusiva de las personas solteras. No olvidemos que estereotipar el perfil de alguien aburrido que nunca hace nada por estar casado es un gran error. Hacer planes divertidos y no dejar de descubrir mundo nunca no depende del estado civil de la persona sino de la propia personalidad.

Independientemente, es cierto que si se está soltero, se puede tener más facilidad para dedicar tiempo al ocio. A fin de cuentas, vive uno mismo con su persona, y puede organizarse y realizar todas las actividades que quiera, como quiera hacerlas. 

Es posible abrir el círculo social, encontrando nuevas actividades que resulten interesantes a la persona. También continuando aquellas que siempre han gustado. Se trata de descubrir nuevas opciones en las que dedicar el tiempo libre, o profesionalizarse en aquellas que siempre han supuesto un reto.

Te recomendamos leer: 5 consecuencias negativas de dormir mal

hombre con falsa modestia

Cada uno puede vivir su vida como quiera. En pareja, soltero, formando una familia, ampliando esta misma familia. Las opciones son diversas y todas igual de respetables. Y del mismo modo, todas presentan ventajas. Al final, todo se reduce a saber disfrutar de lo que se tiene y sacarle provecho a la vida.

  • Huppert, F. A., Baylis, N., & Keverne, B. (2012). The Science of Well-Being. The Science of Well-Being. https://doi.org/10.1093/acprof:oso/9780198567523.001.0001
  • Spielmann, S. S., MacDonald, G., Maxwell, J. A., Joel, S., Peragine, D., Muise, A., & Impett, E. A. (2013). Settling for less out of fear of being single. Journal of Personality and Social Psychology. https://doi.org/10.1037/a0034628
  • Fomby, P., & Cherlin, A. J. (2007). Family instability and child well-being. American Sociological Review. https://doi.org/10.1177/000312240707200203