Migraña: causas, síntomas y remedios caseros

Yamila Papa Pintor·
24 Julio, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la pedagoga en educación física y nutricionista Elisa Morales Lupayante al
27 Marzo, 2020
Las migrañas es un problema que es sufrido, mayoritariamente, por las mujeres. Por ello, es importante mantener unos buenos hábitos de vida para ayudar a prevenirlas.

La migraña se trata de un tipo de dolor de cabeza persistente que puede estar acompañado de otros síntomas; tales como vómitos, náuseas o sensibilidad lumínica. El dolor se puede registrar en un lateral de la cabeza o en ambos; y las causas que lo generan son diversas.

Hoy en día no hay un tratamiento específico que pueda solventar este problema. No obstante, existen algunos remedios caseros que pueden resultar de gran ayuda para prevenirlas. Si quieres conocer más, te invitamos a seguir leyendo.

Causas de la migraña

La migraña está causada por una actividad anormal del cerebro y puede desencadenarse por diferentes factores, sin tener registrada todavía una cadena de situaciones concretas que la provoquen.

La mayoría de los expertos indican que este dolor comienza en la cabeza pero, al tratarse de una hinchazón, involucra también vías nerviosas cambiando el correcto flujo sanguíneo del cerebro y de los tejidos circundantes.

Antes de la migraña, las personas suelen padecer de jaquecas. Esta afección puede ser hereditaria y las mujeres tienden a sufrirlas más, sobre todo durante el embarazo. Ahora bien, si los dolores de cabeza persisten y se manifiestan más de 15 días al mes, unas 4 horas al día y por un lapso de, al menos, 3 meses seguidos; pueden ser considerados migraña.

Migraña


Cerca del 2% de la población la sufre, sobre todo, el sexo femenino. Esto se debe a que los estrógenos (la hormona de las mujeres) predisponen a padecerla en momentos específicos del período, en la gestación o en la menopausia. Asimismo, la mayor incidencia de la migraña se produce entre los 30 y los 40 años.

Otras causas de la migraña

  • Abstinencia de cafeína.
  • Cambios en los patrones de sueño.
  • Beber mucho alcohol.
  • Luces brillantes o ruidos muy fuertes.
  • Estrés.
  • Ejercicios pesados.
  • Ciertos perfumes u olores.
  • Fumar o estar expuesto al humo.
  • La ansiedad.
  • También influye pasar por alto las comidas.

También puede interesarte: Consejos para afrontar la menopausia

Los alimentos que pueden provocar migrañas

El siguiente artículo publicado por la Biblioteca Nacional de Medicina de los EE. UU señala como posibles responsables de este malestar a:

  • Los productos horneados.
  • El chocolate.
  • Los lácteos.
  • El glucamanto monosódico (presente en los productos salados).
  • Alimentos con tiramina (vino tinto, queso curado, hígado de pollo, pescado ahumado, higos y ciertas legumbres).
  • Algunas frutas (cítricos, plátano y aguacate).
  • Carne con nitrito (tocino, salami o hot dogs).
  • Cebolla.
  • Maní.
  • Nueces.
  • Alimentos procesados, fermentados o adobados.

Síntomas de la migraña

Aquellas personas que padecen de migraña han indicado cuáles son los síntomas más frecuentes:

  • Visión borrosa.
  • Dolor ocular.
  • Ver líneas en zig zag o “estrellas”.
  • Bostezar mucho.
  • Náuseas.
  • Problemas para concentrarse o comunicarse.
  • Dolor punzante en la cabeza.
  • Fatiga.
  • Aumento de la micción.
  • Inapetencia.
  • Debilidad.
  • Entumecimiento u hormigueo.
  • Sensibilidad al sonido o la luz.
  • Sudoración excesiva.
  • Necesidad de dormir más.
  • Dolores en el cuello y embotamiento.
migraña

Alimentos con magnesio, ¿un alivio para la migraña?

Según el siguiente artículo publicado por la Revista de Nutrición Comunitaria:

Se ha demostrado que el magnesio se encuentra reducido en pacientes con episodios de migraña. Esto puede ser debido tanto a una incapacidad genética para absorber este mineral, como una baja ingesta o una excesiva pérdida renal.

Además, el magnesio juega un papel clave en la producción de energía mitocondrial y una misma disfunción mitocondrial se ha asociado con ataques de migraña.

–  Enric Gibert Navarro et al. 2019 –

Los alimentos que contienen este nutriente son:

  • Pepitas (156 mg por onza).
  • Semillas de sésamo (101 mg por onza).
  • Semillas de girasol (37 mg por onza).
  • Nueces de Brasil (107 mg por onza).
  • Anacardos (77 mg por onza).
  • Almendras (76 mg por onza).
  • Dátiles (63 mg por taza).
  • Salvado de trigo (354 mg por taza).
  • Salvado de avena (235 mg por taza).
  • Semillas de lino (32 mg por cucharada).
  • Chocolate negro (95 mg cada 100 gramos).
  • Melaza (816 mg por taza).

Quizás quieras leer: Cómo hacer mantequilla de almendras

Puedes realizar un snack o aperitivo mezclando varios de estos elementos. A continuación, te enseñamos a preparar una receta llena de magnesio para cuando necesites combatir las migrañas.

Cómo hacer “bolitas” de melaza para combatir las migrañas

Para hacerlas, coloca en el procesador de alimentos una taza de semillas (o de nueves) a elección hasta que obtengas una consistencia de arena, más bien gruesa. Otra opción válida es conseguir el polvo de semillas en una tienda dietética.

Almendras

  • Vierte la taza de nueces o semillas en un recipiente.
  • Luego añade unos cuatro o cinco dátiles en el procesador para que queden molidos.
  • Después, agrega dos cucharadas de tahina (pasta de sésamo, la puedes también comprar hecha) y dos cucharadas de melaza.
  • Mezcla con las semillas y procesa todo hasta que consigas una mezcla homogénea.
  • Posteriormente, forma “bolitas” sin que se desarmen.
  • Si esto ocurre, añade más melaza o más tahina.
  • Dependiendo del tamaño, te quedarán alrededor de 12 o 15 bolas hechas.
  • Finalmente, en un plato, coloca dos cucharadas de cacao en polvo y pasa por allí las bolas para que se reviertan.
  • Puedes comer dos por día en diferentes momentos, como por ejemplo, en la mañana y en la tarde.

No olvides que, a pesar de que se pueden poner en práctica ciertas medidas tanto para prevenir como para aliviar la migraña, lo más recomendable es siempre acudir al médico y seguir sus indicaciones. Por otra parte, no es recomendable recurrir a la automedicación ni a ciertos remedios naturales sin la autorización de un profesional, ya que podrían resultar contraproducentes.

  • B.M. Altura, B.T. Altura, Tension headaches and muscle tension: is there a role for magnesium?, Medical Hypotheses, Volume 57, Issue 6, 2001, Pages 705-713, ISSN 0306-9877, https://doi.org/10.1054/mehy.2001.1439. (http://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0306987701914392)
  • Pérez Pérez Roidel, Fajardo Pérez Mario, López Martínez Alexis, Orlandi González Neraldo, Nolasco Cruzata Israel. Migraña: un reto para el médico general integral. Rev Cubana Med Gen Integr  [Internet]. 2003  Feb [citado  2018  Dic  16] ;  19( 1 ). Disponible en: http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0864-21252003000100013&lng=es.
  • Volcy Michel. Fisiopatología de la migraña. Acta Neurol Colomb.  [Internet]. 2013  Jan [cited  2018  Dec  16] ;  29( 1 ): 44-52. Available from: http://www.scielo.org.co/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0120-87482013000100006&lng=en.
  • Migraña (2019, 1 de abril). Recuperado de https://espanol.womenshealth.gov/az-topics/migraine
  • MedlinePlus, en línea: https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/000709.htm
  • Navarro, EG, Cuella, EC, Dalmau, LG y Martínez, MS (2019, 1 de enero). Recomendaciones dietéticas actualizadas en la prevención de la Migraña. Revisión. Recuperado de https://dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=7137733